• La tradición pagano religiosa tiene su origen en la Edad Media y en la actualidad se conmemora con algunas bromas inofensivas

Cambiar la sal por el azúcar, entregar un regalo vacío o anunciar un embarazo falso son algunas de las bromas que comúnmente se juegan durante el Día de los Inocentes. Año tras año se conmemora esta tradición entre amigos y allegados, pero ¿Cuál es su verdadero significado? ¿Cómo surgió? ¿A qué se debe su nombre?. 

Hace más de 2000 años, una decisión monárquica marcó la historia. Su cuna es religiosa y se entrelaza con tradiciones paganas. Es una celebración católica que inició a partir de una decisión que tomó el rey Herodes I el Grande, quien ordenó asesinar a todos los menores de dos años en Belén por miedo a perder el trono de los judíos con la llegada de Jesucristo. 

Para ese entonces, los reyes magos habían llegado a Jerusalén bajo la premisa de conseguir al futuro rey — como lo marcaba la profecía del Antiguo Testamento—. Una nueva estrella en Israel anunciaba el nacimiento de un nuevo monarca. 

Entonces Herodes, al ver que había sido burlado por los magos, se enfureció terriblemente y envió a matar a todos los niños de Belén y de toda su comarca, de dos años para abajo, según el tiempo que había precisado por los magos. Entonces se cumplió el oráculo del profeta Jeremías: Un clamor se ha oído en Ramá, mucho llanto y lamento: es Raquel que llora a sus hijos, y no quiere consolarse, porque ya no existen», dice el evangelio de San Mateo para describir los hechos de aquel día.
¿Por qué su nombre? Se refiere como santos inocentes porque debido a su corta edad no habían cometido pecado alguno.

Luego de lo sucedido hace más de 2.000 años, la Iglesia católica conmemora la fecha como homenaje al centenar de menores asesinados bajo la premisa de un rey obseso con el poder.

En la Edad Media la conmemoración se mezcló con una tradición pagana llamada La Fiesta de los Locos, que se celebraba entre navidad y Año Nuevo. Era una festividad donde los excesos estaban presentes y los jóvenes clérigos eran los protagonistas. Se disfrazaban, hacían bromas a los sacerdotes, cantaban, bebían y comían entre altares. Sin embargo, años más tarde fue prohibida por la Iglesia.

La prensa y el Día de los Santos Inocentes

Hay quienes conmemoran el 28 diciembre con chistes y bromas. Los medios de comunicación en ocasiones se unen a la celebración y presentan historias insólitas con la intención de entretener a sus lectores. 

Una de ellas fue vaticinada por El Universal de México en 2018. Los fans de Game of Thrones fueron las víctimas. Y es que durante esta fecha, lo absurdo toma el protagonismo. 

Foto: El Universal

La prensa española también le apuntó a la celebración y publicó una que otra broma. Algunos dedicaron portadas con la intención de engañar un poco a su público. 

Mundo Deportivo, un portal español de noticias de deportes, tituló: “Piqué se retirará en 2020 para ser presidente en 2021”. Los lectores pudieran creer que el titular es verdadero; sin embargo, la nota lanza detalles llenos de sarcasmos e ironía. Uno de ellos es la posibilidad de que el futbolista cambie el nombre del estadio del FC Barcelona por “Waka Waka Camp Nou”. 

Foto: Mundo Deportivo

El diario catalán es asiduo en estas prácticas en el día de los inocentes. Otra broma que decidieron jugarles a sus lectores fue una que decidieron titular: “Cristiano devuelve el Balón de Oro”. 

“El portugués, tocado tras el Clásico, ha comunicado a France Football que no merece el trofeo y que lo más justo es que el ganador sea Messi”, refiere la nota. 

Los políticos no están exentos de las bromas, pues La Razón, un diario madrileño, compartió en Twitter una portada falsa en la que mostraba un fotomontaje del presidente del gobierno Pedro Sánchez viajando en la línea 3 del metro.

“El equipo de investigación de La Razón se desplazó hasta la línea 3 del Metro de Madrid para lograr la imagen exclusiva que hoy será Trending Topic”, decía la publicación compartida por el medio junto a un tuit en el que le deseaban feliz viernes a sus lectores y colocaban una etiqueta para hacer referencia a la fecha “Día de los Inocentes”. 

Si durante el 28 de diciembre le cuentan una noticia insólita y usted la cree será una víctima de la tradición y seguro escuchará ¡caíste por inocente!.

Noticias relacionadas