Es falso. Durante la madrugada del 22 de julio un terremoto de magnitud de 7,8 sacudió la costa de Alaska, Estados Unidos. Luego de esto, en redes sociales comenzaron a circular imágenes supuestamente vinculadas al movimiento telúrico.

En las fotos se observan carreteras agrietadas y destruidas con carros varados entre ellas.

Sin embargo, a través de una búsqueda inversa de Google, El Diario verificó que la mayoría de las fotos difundidas, como si fueran recientes, pertenecen al terremoto de 7.0 que sufrió la ciudad Anchorage, Alaska, el 30 de noviembre de 2018.

En ese entonces, las imágenes de la carretera fueron capturadas por Nathaniel Wilder, de la agencia Reuters. La escena que se ve en las fotografías tuvo lugar en la calle Vine Road, en Anchorage, luego del terremoto que se produjo hace dos años.

Las fotos fueron difundidas por medios de comunicación internacionales como El Tiempo y Noticiero Televisa, que las tomaron como si fuesen recientes. 

También se difundió un video en redes sociales, como si se tratara del terremoto del 22 de julio de 2020, en el que se muestra el interior de una casa durante el terremoto, donde una mujer toma a su niño y sale corriendo de una habitación. Sin embargo, al igual que las otras imágenes, pertenece al terremoto de 2018.

Una búsqueda en Google confirma que las noticias sobre las carreteras destruidas, así como un estudio de televisión, pertenecen al terremoto que ocurrió en Alaska el 30 de noviembre de 2018.

Sobre el terremoto de 2020

Un terremoto de magnitud 7,8 se produjo el pasado martes 22 de julio a las 11:12 p.m. en la península de Alaska, Estados Unidos, y se emitió una alerta de tsunami, pero esta fue cancelada luego por el Servicio Metereológico Nacional del país norteamericano.