• Un informe realizado por la ONG Un Mundo Sin Mordaza reveló que 77,1% de los migrantes venezolanos encuestados en el estudio se encuentran sin trabajo

Actualmente son más de 5.200.000 venezolanos que se fueron del país por las crisis que atraviesa Venezuela. Sin embargo, en los últimos meses vieron tambalear su estabilidad luego de que se expandiera por todo el mundo el covid-19 y los gobiernos de la región implementaran cuarentenas para evitar los contagios.

La ONG Un Mundo Sin Mordaza realizó un informe sobre el «Impacto del covid-19 en la diáspora venezolana” el cual fue elaborado junto con un grupo de organizaciones de venezolanos en el mundo.

“La organización estableció el objetivo de investigar el impacto del covid-19 en la migración venezolana, para así establecer cómo la condición de vulnerabilidad de los migrantes ha cambiado”, indica en el documento.

Un Mundo Sin Mordaza señala que el propósito de la investigación es poder aportar datos e información a los organismos internacionales para incentivar la adopción de mejores prácticas. Así como generar apoyos que permitan a los venezolanos en el exterior poder sobreponerse a la pandemia.

El informe fue presentado este 29 de octubre por los activistas internacionales de Un Mundo Sin Mordaza Hanoi Reyes, presidenta de Venezolanos en Omaha (EE UU) y Daniel Bastardo, presidente de Venezolanos en Memphis (EE UU).

En el documento se precisa que aproximadamente la mitad de las familias de la diáspora venezolana alrededor del mundo consideran que han sido afectadas de alguna manera por la pandemia; principalmente en el área financiera, el empleo, la seguridad alimentaria, el bienestar emocional y la vida social. 

Hanoi Reyes detalló que de los venezolanos encuestados  77,1% está sin trabajo, 41,1% quedaron sin empleo, 18,8% se mantienen laborando pero no perciben salario y 47,2% de las familias no tiene ningún tipo de ingresos.

El estudio reveló que 69,2% de los consultados considera difícil o muy difícil cubrir sus gastos de alimentación. Asimismo, 73,7% indica que es difícil pagar el sitio donde vive.

“Es relevante para las familias venezolanas las remesas. Una de sus grandes prioridades es enviar dinero a Venezuela para cubrir gastos de familia que han dejado en el país. Por lo que la crisis no solo impactó a los venezolanos que están fuera sino a los que están dentro”, indicó Reyes.

52,5% de las familias no podrán enviar remesas y otro 15,9% tendrán que disminuir o espaciar el envío de dinero a Venezuela.

También se conoció en el estudio que 72,6% de las familias no tiene ahorros. Mientras que 16,4% piensa usar el dinero ahorrado para cubrir gastos corrientes. A su vez 5,8% usará sus ahorros para enviar dinero a Venezuela pero 52,5% manifestó que no podrá hacerlo.

Foto: Un Mundo Sin Mordaza.

Nivel de estudio de los venezolanos en el exterior

La activista internacional Hanoi Reyes precisó que el nivel educativo de los venezolanos que se encuentran fuera del país sigue siendo relevante en comparación con distintos grupos sociales.

“70,3% de los encuestados tienen estudios universitarios, de los cuales el 14% son técnicos superiores, 24,7% son graduados de universidades y 20,3% tienen postgrados”, detalló.

Sin embargo, indicó que cuando la información se divide por países el resultado varía porque la realidad de quienes pueden llegar a cada nación es distinta.

Proceso de la encuesta a los migrantes

Hanoi Reyes detalló que el estudio que se realizó lo trabajaron a través de un cuestionario electrónico. El mismo se envió mediante todas las redes de grupos de venezolanos en el mundo que tienen contacto con Un Mundo Sin Mordaza.

«Hicimos contacto con 25 países. El perfil del venezolano que llega a cada país es diferente. Para que este estudio fuese exitoso contamos con la participación de un gran número de venezolanos en el exterior», indicó Reyes.

El informe detalla que las entrevistas se realizaron entre abril y agosto de 2020 y se recibieron 623 respuestas. Cada una corresponde a un grupo familiar, para un total de 2.551 venezolanos encuestados.

Indica que se pudo conocer que los países en los que la diáspora venezolana se encuentra más afectada coinciden con las naciones que tienen el mayor número de ciudadanos venezolanos. Estos son: Colombia, Estados Unidos de América, Chile, Perú y España.

Foto: Un Mundo Sin Mordaza.

Venezolanos emigran en familia

Hanoi Reyes explicó que con el estudio se pudo constatar que los venezolanos emigran generalmente en familia, solo 10% emigran solo. Debido a eso, la activista indicó que el covid-19 ha afectado al grupo familiar, tanto en el exterior como en Venezuela.

“El 57,9% de las familias tienen entre tres y cinco miembros. Algo muy importante porque hay personas mayores, que pueden ser afectados seriamente por el covid-19, como niños”, agregó.

Comentó que un punto importante que se determinó en el estudio es que hay falta de información en la comunidad venezolana en el exterior. Precisó que 41,8% de las personas no sabe si puede acceder al sistema de salud del país donde se encuentra. Algo que resulta relevante debido a la pandemia, un 21,4% no tiene acceso por su condición migratoria.

Estos resultados reflejan la punta del iceberg, hace que entendamos que esto es la mejor de la situación de los venezolanos porque los que respondieron la encuesta son los que tienen acceso a internet o un teléfono inteligente”, explicó Reyes.

Entre los encuestados 58,4% dijo tener acceso a Internet y solo 48,3% tiene telefonía móvil.

Reyes resaltó que para el momento de la encuesta 92,8% de las familias no tenían ningún integrante contagiado de covid-19.

Agregó que 48,8% de las familias solo genera ingresos una persona, mientras que 36,9% de los grupos familiares trabaja la pareja.

Vulnerabilidad

El informe indica que 47% de las familias tienen al menos un miembro con condiciones de salud preexistentes que pudiese verse seriamente afectado si contrajera el virus.

Entre las condiciones se encuentran: presión arterial alta, enfermedades cardíacas y pulmonares, diabetes, entre otras.

Impacto de la pandemia

El activista internacional Daniel Bastardo indicó durante la rueda de prensa que la migración venezolana se traduce en economía informal para ellos, la cual ha sido la más afectada debido a la cuarentena por la pandemia de covid-19.

“Vemos cómo todos estos factores generan este caos económico y social para la migración venezolana. Nuestro estudio muestra que el impacto de la pandemia ha sido devastador”, sostuvo.

Bastardo señaló que los migrantes y refugiados venezolanos necesitan una mayor estabilidad en los países de acogida porque las naciones que sí tienen los instrumentos para normalizar su regulación, usualmente son en periodos limitados de un año para su renovación. 

Indicó que los permisos temporales están caducando durante la cuarentena y al tener un costo imposibilitan a los venezolanos a poder hacer los procedimientos.

Temor de los migrantes

Hanoi Reyes detalló que la encuesta fue anónima. Precisó que algo que descubrieron durante el estudio es que el venezolano que emigra lo hace con mucho miedo. “Tiene temor de que tanto la dictadura se entere que está afuera o que por sus circunstancias migratorios lo saquen del país”, indicó.

Señaló que conseguir información de los migrantes es complicada. Incluso, muchas veces no aceptan la ayuda si tienen que brindar datos personales y eso también los coloca en situación de riesgo.

“Las mismas asociaciones de venezolanos en el exterior decían que muchos de los voluntarios tenían que anotar sus nombre para que estas personas puedan recibir una bolsa de comida porque están aterrorizados de que los saquen de los países”, explicó y sostuvo que el anonimato era importante para conseguir la data.

Recomendaciones

Daniel Bastardo indicó las siguientes recomendaciones que hacen en Un Mundo sin Mordaza para ayudar a la situación de los venezolanos en el exterior:

  • Es imperante que se incremente la presencia y ayuda de organismos internacionales en los países de acogida.
  • Dada la grave situación respecto a los documentos de identidad de los venezolanos, tanto dentro como fuera del país, es necesaria la generación de un mecanismo de identificación para que se les permita la libre circulación y así tener un mejor registro migratorio.
  • Es imperativo ayudar temporalmente a las familias para que no las desalojen de las viviendas y tengan estabilidad.
  • Las ONG de venezolanos alrededor del mundo generan mecanismos para contribuir a mejorar la situación en la que se encuentran, es importante consolidar el accionar de los gobiernos con las mismas.
  • Se recomienda desarrollar un mecanismo de Homologación de títulos universitarios.
  • Se necesita que los venezolanos no solo reciban las ayudas de alimentos que le otorgan las ONG sino que también sean incluidos en los programas que han generado los gobiernos.

“Entendemos que cada país es diferente al igual que el contexto cultural y geográfico, sabemos que hay naciones que no tienen la capacidad de manejar una migración tan grande, es el segundo evento migratorio más grande del mundo”, indicó Bastardo.

Concluyó que es importante que los organismos multilaterales e internacionales puedan trabajar de la mano con los países y ayudarlos a conseguir soluciones para los venezolanos.

Noticias relacionadas