• Grosjean destruyó de forma espectacular y escalofriante su monoplaza al tocarse con el Alpha Tauri del ruso Daniil Kvyat. El automóvil quedó literalmente partido en dos

El Gran Premio de Baréin, el antepenúltimo del Mundial de Fórmula Uno, quedó interrumpido con bandera roja a causa del accidente del francés Romain Grosjean (Haas) en el que por instantes se temió por su vida.

EFE

Al tocarse con el Alpha Tauri del ruso Daniil Kvyat, Grosjean destruyó de forma espectacular y escalofriante su monoplaza, que se incendió.

EFE

Aunque por fortuna el galo no sufrió daños mayores, salvo pequeñas quemaduras en muñecas y manos, según informó su escudería.

La carrera se interrumpió en la primera vuelta, en la que el británico Lewis Hamilton (Mercedes), que salía desde la ‘pole’, mantuvo su primer puesto; pero en la que el holandés Max Verstappen (Red Bull) avanzó uno y es segundo.

EFE

El mexicano Sergio Pérez (Racing Point) mejoró dos plazas y circulará tercero cuando se reanude la prueba.

EFE

Una reanudación que se demorará ya que no sólo se han de retirar de la pista los desperfectos del Haas de Romain Grosjean -que quedó literalmente partido en dos-, sino que hay que reparar la valla de protección que se deterioró a causa del accidente. 

EFE

Noticias relacionadas