• La ceremonia de beatificación del Venerable se llevó a cabo en la iglesia del Colegio La Salle, Caracas

Este viernes 30 de abril se llevó a cabo la ceremonia de beatificación de José Gregorio Hernández, presidida por el nuncio apostólico en Venezuela, Aldo Giordano. La iglesia Juan Bautista de La Salle, en Caracas, fue donde se desarrolló este acto que feligreses venezolanos celebraron con emoción.

Debido a la pandemia, a la ceremonia solo asistieron 150 personas. Sin embargo, desde las 10:00 am se transmitió en vivo por la señal matriz del canal de televisión ValeTV, para que todos los venezolanos también puedieran ver y celebrar este momento de la Iglesia católica.

En la beatificación de José Gregorio Hernández estuvieron representantes de la Iglesia, familiares del conocido médico de los pobres, devotos y organizadores. También estuvo Yaxury Solórzano, la niña del milagro.

El cardenal Baltazar Porras ofreció las palabras de bienvenida y apertura de la ceremonia de beatificación del médico de los pobres. “Hoy repican las campanas del corazón antes que en los templos y capillas, porque la fe se lleva primero en el alma”, indicó.

“Es la fiesta del santo del pueblo, el médico de los pobres, pero la fiesta no es solo de los católicos ni de los venezolanos, sino de todas las personas”, precisó.

Foto cortesía

El monseñor Aldo Giordano procedió con la eucaristía e inició las oraciones. Luego de esto, la Orquesta Sinfónica Gran Mariscal de Ayacucho entonó el tema “Señor, ten piedad”.

Inicio del rito de beatificación de José Gregorio Hernández

Durante la ceremonia, se leyó una breve biografía del venerable Siervo de Dios José Gregorio Hernández, segundo hijo del matrimonio entre Benigno Hernández y Josefa Cisneros. Resaltaron su trabajo como profesor y médico de los pobres, a quienes asistía gratuitamente.

El nuncio apostólico monseñor Aldo Giordano realizó la lectura de las letras apostólicas que contienen la fórmula de beatificación y se dio paso a la revelación de la imagen del beato, acto realizado por familiares de José Gregorio Hernández.

Se realizó la procesión en la cual se llevó la reliquia del nuevo beato, de la mano de la niña Yaxury Solorzano, y se puso junto al altar.

“¡Viva José Gregorio Hernández! ¡Que viva!”, se escuchó entre las personas que se enontraban en el recinto.

Foto cortesía

“Como arzobispo de Mérida quiero agradecer a su santidad, el papa Francisco, por haberle conferido el título de Beato a José Gregorio Hernández Cisneros”, expresó el cardenal Baltazar Porras.

Después de la Oración Colecta aprobada para la ocasión, se escuchó el rito litúrgico del misal romano y se realizó la aclamación del Santo Evangelio.

Celebración de la beatificación de José Gregorio Hernández

El nuncio apostólico Aldo Giordano ofreció palabras en conmemoración de la beatificación. “Es un gran regalo para todos los venezolanos”, agregó. El monseñor indicó que ha sido un día muy deseado y agradeció al papa Francisco y a todas las personas que promovieron la causa de la beatificación 

“La beatificación de José Gregorio Hernández nos certifica que Venezuela es tierra de gracia”, puntualizó.

Mencionó que el nuevo beato es capaz de unir a todos sus compatriotas por encima de las diferencias. Sostuvo que en estos momentos no existe otra figura más querida que el Dr. José Gregorio Hernández.

“El beato José Gregorio Hernández ya no solo pertenece a los venezolanos. Si no que se cede al mundo entero”, expresó el nuncio apostólico.

Durante la ceremonia, los fieles tomaron la palabra y pidieron por los estudiantes universitarios y por la salud del mundo ante la pandemia del covid-19.

Continuó la Santa Eucaristía y la consagración. Acto seguido, el nuncio apostólico procedió a dar la paz.

El vicario general de la Arquidiócesis de Caracas, padre Amelin de Sousa, hizo lectura del Quirógrafo del papa Francisco. Se nombró a José Gregorio Hernández como copatrono de los Estudios de Ciencias para la Paz de la Pontificia Universidad Lateranense.

Entrega de las reliquias del beato

El cardenal Baltazar Porras hizo entrega de los relicarios del beato a los arzobispos y obispos de Venezuela. “Sus reliquias lo hacen presente y cercano en cada una de nuestras diócesis y de nuestros estados”, enfatizó.

Foto cortesía

Detalló que partiendo del recinto, las reliquias llegarán a todos los rincones del país. “Que esta beatificación nos permita servir al hombre en todas sus debilidades”, aseveró.

La ceremonia de beatificación de José Gregorio Hernández culminó con la bendición a todos los venezolanos de parte del nuncio apostólico monseñor Aldo Giordano.

Noticias relacionadas