• La policía investiga la agresión a la centrocampista Kheira Hamraoui, quien fue agredida por sujetos desconocidos al momento en que su compañera Aminata Diallo la dejó en su casa después de un evento del equipo

El martes 9 de noviembre el Paris Saint Germain celebró su victoria ante el Real Madrid en la tercera jornada de la Champions League Femenina. Sin embargo, la centrocampista Kheira Hamraoui estuvo ausente de la celebración. ¿La razón? Fue agredida el 4 de noviembre cuando regresaba a su casa luego de una cena organizada por el equipo francés. 

Una familiar aseguró al diario deportivo L’Equipe  que la futbolista fue víctima de una emboscada cuando regresaba a su casa en el vehículo de su compañera Aminata Diallo. Dos sujetos extraños la sacaron a la fuerza del vehículo y la golpearon con una barra de hierro. La deportista fue trasladada al hospital y recibió suturas en manos y piernas. 

Debido a las lesiones que sufrió, Hamraoui no estuvo presente en el encuentro contra el Real Madrid y fue sustituida por Diallo. 

Durante este miércoles otra noticia sorprendió al equipo de fútbol femenino.  L’Equipe informó que el Servicio Regional de la Policía Judicial de Versalles detuvo a Aminata Diallo. La investigación señala que la futbolista presuntamente estaría detrás del ataque a su compañera de equipo. 

En un comunicado, el PSG confirmó la detención de Diallo como parte de las investigaciones iniciadas sobre el ataque a Hamraoui. 

PSG
Kheira Hamraoui y Aminata Diallo

Pronunciamiento del club 

El club condenó los actos de violencia y aseguró que tomó todas las medidas necesarias para garantizar la salud, bienestar y seguridad de sus jugadoras. 

“Paris Saint-Germain está trabajando con SRPJ (Servicio Regional de la Policía Judicial) para arrojar luz sobre los hechos. El Club está atento a la marcha del procedimiento y estudiará el seguimiento que se le dé”, afirmó el equipo francés en un comunicado

Las causas del ataque y la presunta vinculación de Diallo aún no han sido esclarecidas por la policía. El PSG espera los avances de la investigación. 

Otro caso en la historia

El 6 de enero de 1994 la patinadora estadounidense Nancy Kerrigan sufrió un ataque orquestado por Tonya Harding, una compañera de disciplina. 

Con la ayuda de su exnovio, Jeff Gillooly, y su guardaespaldas, Shawn Eckhardt, Harding planificó una forma para sacar a Kerrigan de las competencias. Por eso, contrataron a Shane Stant para que hiciera el trabajo. 

“Nancy era una princesa y yo era un montón de mierda”, dijo Harding  en el año 2014.

Tonya Harding y Nancy Kerrigan

Stant golpeó por encima de la rodilla a Kerrigan al salir de un entrenamiento para el Campeonato Nacional en Detroit de ese año, donde se decidiría cuál de las dos patinadoras calificaría para los Juegos de Lillehammer.

El plan no salió como esperaban. La pierna de Kerrigan no sufrió fractura y el ataque fue grabado por una cámara de televisión. A pesar de no tener heridas graves, Kerrigan se retiró del campeonato. De esta forma, Harding obtuvo una plaza en los Juegos Lillehammer, donde quedó en la octava posición. Kerrigan recibió la invitación a participar después de recuperarse y obtuvo medalla de plata. 

Su exnovio obtuvo un trato en tribunales: se declaró culpable a cambio de declarar contra Harding. La patinadora sostuvo su argumento de inocencia, pero fue condenada a tres años de libertad condicional, 500 horas de servicio comunitario y una multa de 100.000 dólares. 

Pero su plan le afectó más en el ámbito deportivo. Debió renunciar al campeonato Mundial de 1994 y la Asociación de patinaje de Estados Unidos (USFSA) le prohibió la participación de por vida en todos sus eventos. 
Esta historia de rivalidad fue llevada a la pantalla grande con la película Yo, Tonya, protagonizada por la actriz Margot Robbie quién interpretó el papel de Harding.

Noticias relacionadas