• El 5 de abril de 1998 se generó una situación de rehenes en una calle de  Cúa, estado Miranda. El hecho fue transmitido en vivo por televisión nacional y terminó con el secuestrador muerto

Venezuela, un país marcado profundamente por la violencia desde hace décadas, ha sido el escenario de numerosos hechos que después de muchos años los ciudadanos siguen recordando. Desde asesinatos, casos de canibalismo, esclavitud sexual, secuestros y otros sucesos forman parte de la historia de la sociedad venezolana.

Hubo un acontecimiento que llamó la atención de los ciudadanos, no solo por las horas de tensión que implicó, sino por la solución que encontraron las autoridades para poner fin a esa situación y, además, todo fue transmitido en vivo por televisión nacional. 

El 5 de abril de 1998 ocurrió una toma de rehenes en la calle La Vega, sector El Limón de Cúa, estado Miranda. Durante cinco horas Héctor Duarte, de 18 años de edad, mantuvo secuestrada a Nancy López, de 44 años de edad, en la calle a plena luz del día.

Todo inició  cuando Duarte entró a una panadería de la zona con la intención de asaltarla, pero sus planes se vieron frustrados cuando fue visto infraganti por dos funcionarios policiales. Se produjo un enfrentamiento y el asaltante recibió un disparo en la mano y otro en la pierna. 

Estando herido, el joven corrió a un edificio residencial cercano donde se topó con Nancy López y sus hijos. El sujeto armado la tomó como rehén y salió a la calle pensando que esa sería su escapatoria de la situación.

A 24 años del Secuestro de Cúa, ¿qué ha cambiado en los cuerpos de seguridad? 
Captura de pantalla de la transmisión por televisión del secuestro

Para el momento en que Duarte tomó de rehén a la mujer, la Policía municipal intentó controlar la situación de forma inicial. Sin embargo, el secuestrador no deponía su actitud por lo que solicitó el apoyo de la Brigada de Acciones Especiales de la Policía Técnica Judicial (PTJ), hoy Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC).

Los habitantes de las calles cercanas salieron a ver qué estaba ocurriendo, además, toda la situación de rehenes fue transmitida en vivo por el canal de televisión nacional Venevisión.

A 24 años del secuestro de Cúa, ¿qué ha cambiado en los cuerpos de seguridad? 
Captura de pantalla

Después de horas de negociación y de agotar todas las vías posibles para que Héctor Duarte y Nancy López salieran ilesos, las autoridades dieron por terminado el secuestro al decidir efectuar un disparo hacia la cabeza del joven. Un francotirador de la brigada especial, que estaba ubicado en un lugar estratégico, efectuó un solo disparo efectivo contra Duarte. Nancy López salió ilesa y fue llevada a un hospital para una evaluación. 

Leer más  La caída del escenario en un festival en España dejó un muerto y 40 heridos 

“Un solo disparo, ya está listo”, repitió varias veces a la cámara Iván Simonovis, comisario y jefe del grupo BAE para ese entonces, mientras el resto de los funcionarios se ubicaban alrededor del cuerpo de Duarte.

Las diferencias con la actualidad

El exjefe de la comisión de homicidios de la PTJ y comisario jubilado del CICPC, Luis Godoy, recuerda para El Diario que en la década de 1990 hubo varias situaciones de rehenes en el país. 

Nombra especialmente el secuestro en el Urológico San Román, ocurrido en 1995, que fue calificado como una tragedia debido a que la operación de rescate falló y cinco personas fallecieron y ocho resultaron heridas. También recuerda el caso del secuestro en Terrazas del Ávila que se prolongó durante más de 20 horas. Dos personas murieron y tres resultaron heridas. 

Hubo más secuestros y situaciones de rehenes en esa época. Godoy destaca los factores que, a su juicio, influyeron para que se dieran esas situaciones: el aumento desproporcionado del delito en esos años y la elevada presencia policial.

Las situaciones de rehenes se dan porque están cometiendo un delito, llega un organismo policial y ellos para resguardarse se quedan con las víctimas encerrados. Ese es el principio elemental de dónde comienza una situación de rehenes, porque si no hay presencia policial hubiesen cometido su delito y se van”, explica Godoy.

Actualmente, son muy esporádicas las situaciones de rehenes que se pueden registrar en el país. El excomisario afirma que esto se debe en gran parte a la diáspora durante los últimos años y a la crisis compleja que vive Venezuela. 

“La gran diferencia a nivel social, histórico y criminológico es que no hay gente en Venezuela. La diáspora ha bajado bastante los delitos, se estima que han bajado un 70 % en comparación con los años 90-95. Pero por razones geopolíticas, hay menos personas, menos dinero, un país en crisis, la delincuencia migró también y por eso han bajado los delitos. Por eso, las situaciones de rehenes van a ser muy esporádicas”, indica el especialista. 

A 24 años del secuestro de Cúa, ¿qué ha cambiado en los cuerpos de seguridad? 

Para ese entonces, los cuerpos policiales fueron duramente criticados por las operaciones fallidas en los secuestros del Urológico San Román y Terrazas del Ávila. A pesar de eso, Godoy afirma que en esa época los cuerpos de seguridad estaban bien preparados en el manejo de situaciones de rehenes porque se especializaban en el exterior, en países como Israel, Estados Unidos o Argentina.

“Había bastante personal de muy alta preparación. Pero para situaciones de rehenes la preparación debe ser continua y permanente con armas de alta potencia preparados única y exclusivamente para repeler una acción de estas. Se preparaban mucho en Israel, en Estados Unidos, en España o Argentina, y estaban evidentemente mejor capacitados. Hoy están bien capacitados pero aquí en Venezuela”, indica Godoy. 

Leer más  Maduro designó a Félix Plasencia como embajador de Venezuela en Colombia

La crisis en los cuerpos policiales ha ido a la par con el deterioro de la economía del país. Los sueldos de los funcionarios son insuficientes para cubrir sus necesidades básicas, por lo que también hay menos efectivos en cada organismo policial. Aunque no hay una cifra exacta, Godoy estima un déficit de al menos 80 % de policías ejerciendo su función en las calles.

Si no hay funcionarios, si no hay unidades ni logística, evidentemente va a bajar la situación de patrullaje en cualquiera de los sectores de Venezuela. Eso va a mermando la capacidad de presencia policial y que estén ocurriendo delitos”, explica Godoy.

Destaca además que la crisis en los cuerpos policiales trae consigo situaciones graves como corrupción y comisión de hechos delictivos por parte de los mismos funcionarios. 

A juicio del excomisario, los funcionarios policiales sí están capacitados para atender situaciones críticas como casos de rehenes. Sin embargo, la falta de efectivos policiales y la crisis que viven estos organismos disminuyen su capacidad para actuar de forma más efectiva.

Por qué la policía disparó en el caso del secuestro de Cúa

Después de cinco horas de negociación, a cargo del experto en negociaciones Víctor Amra, la situación del secuestro de Cúa no parecía tener otro desenlace. Con un solo disparo, un francotirador ultimó a  Héctor Duarte y permitió rescatar a la víctima.

En esta situación, Godoy explica que ya las conversaciones entre los negociadores y equipo psicológico de la Policía no darían frutos y no lograrían que el joven de 18 años se entregara. Aclara que esta debe ser la  última opción para los cuerpos policiales, porque el objetivo principal es rescatar a las víctimas y lograr que el delincuente se entregue a través de las negociaciones. 

A 24 años del Secuestro de Cúa, ¿qué ha cambiado en los cuerpos de seguridad? 
Minutos después del disparo

“La última acción es la de los grupos comando para repeler la situación como ocurrió en el caso de Cúa.  Ahí las  negociaciones se habían terminado.  Los psicólogos y psiquiatras que estaban alrededor del grupo negociador y del cuerpo técnico Policial judicial con miras telescópicas y grabaciones estaban viendo la situación en la que se encontraba este muchacho y el equipo como tal decide que la Brigada de Acciones Especiales debe repeler la acción”, explica Godoy. 

Leer más  Caminar durante dos minutos después de comer es bueno para la salud

Si bien la primera opción es mantener tanto al perpetrador como a la víctima con vida, cuando la situación se sale de control prevalecerá la vida de la víctima. 

Presencia de medios de comunicación

Para los secuestros que se registraron en la década de los noventa hubo una gran cobertura de medios de comunicación en vivo. Actualmente, la prensa de televisión o radio no puede transmitir en vivo hechos de violencia de este tipo debido a una serie de regulaciones. 

La prensa en aquel entonces también fue duramente criticada y en algunos casos acusada de entorpecer la labor policial. Sin embargo, Godoy afirma que, desde su perspectiva como especialista, la presencia de medios de comunicación puede resultar beneficiosa en caso de una situación de rehenes. 

Yo particularmente, con mi experticia y por mi preparación, en situaciones de rehenes considero que lo que le da más tranquilidad y seguridad al delincuente es que un medio de comunicación esté presente porque cualquier acción que ellos piensen que uno va a hacer en contra de ellos va a ser cuestionado o mermado porque está grabado”, explica Godoy.

Desde que ocurrió el secuestro de Cúa se han suscitado numerosos cambios en el país. Llegó Hugo Chávez al poder e instauró un modelo político que se mantendría durante dos décadas en el país. Fue durante este gobierno que se aprobó la Ley de Responsabilidad Social en Radio y Televisión, conocida como Ley Resorte, y en la cual años después limitaría aún más la labor de los medios de comunicación en el país.

Además, los cuerpos policiales se han visto afectados por la crisis, han sido duramente criticados por cometer actos de corrupción e incluso se ha cuestionado el nivel de preparación de quienes ingresan a los diferentes organismos policiales. Además, a diferencia de la década de 1990, las redes sociales se convirtieron en la principal fuente de información desplazando a los medios de comunicación tradicionales.

Noticias relacionadas