• La comunicadora social fue detenida el 15 de septiembre por efectivos de la Dgcim poco antes de que se dispusiera a salir del país. Se presume que su aprehensión fue una medida de venganza por ser hija de uno de los militares que participó en la Operación Libertad

Luego de tres días de incertidumbre por la desaparición de la estudiante de Comunicación Social Michelle Peñalver, la ONG Foro Penal informó que la joven fue liberada la noche de este miércoles a las 7:30 pm y que se encontraba recluida en la sede de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim) en Boleíta, Caracas.

La chica fue detenida el domingo 15 de septiembre en San Antonio del Táchira por funcionarios del Dgcim sin ninguna orden judicial. Periodistas especializados en el área militar como Sebastiana Barráez señalan que fue aprehendida solo por ser hija del ex juez militar Alí Peñalver Vásquez, quien se encuentra detenido por su presunta participación en la ‘’Operación Libertad’’ del pasado 30 de abril liderada por el presidente interino, Juan Guaidó.

Michelle, de 25 años de edad, estuvo viviendo y trabajando en Estados Unidos por un año y medio, pero había regresado a Venezuela hace dos meses para presentar su trabajo de grado en la Universidad de Los Andes (ULA), ubicada en su estado natal Táchira.

La detención de la joven se produjo cuando se disponía a dejar el país para continuar trabajando en EEUU. En lo que fue a las oficinas de migración en San Antonio del Táchira, efectivos de la Dgcim se la llevaron bajo la excusa de que tenía prohibición de salida del territorio nacional.

Familiares de la comunicadora social expresaron que unos trabajadores del Servicio Administrativo de Identificación, Migración y Extranjería (Saime) la extorsionaron al exigirle una suma de dinero en dólares para dejar que abandonara el país, pero que ella no estuvo de acuerdo.

Una vez detenida, consiguió enviarle un audio a sus familiares en donde les dijo que se encontraba recluida en la sede de la Dgcim de San Cristóbal. Luego de eso, sus abogados y representantes del Foro Penal en Táchira se dirigieron al lugar para exigir que se le respetara el debido proceso.

blank

A través de un video difundido en redes sociales el pasado lunes, la periodista Jenny López, madre de Michelle, expresó que desconocía los motivos de la detención de su hija y que no poseía ninguna información sobre las condiciones en las que esta se encontraba. Alegó que la joven no tiene antecedentes penales de ningún tipo y que al momento de su ‘’secuestro’’ la despojaron de su celular y le negaron el derecho constitucional a un abogado.

“(…) No tengo información y el funcionario que me atendió (Pérez Joslan) no me dijo por qué se la llevaron ni por qué la tienen detenida”, comentó.

Traslado a Caracas y liberación

El pasado martes la madre de Michelle Peñalver se dirigió a Las Lomas, donde presuntamente se encontraba detenida su hija, para llevarle comida, sin embargo, le indicaron que había sido trasladada a Caracas sin ofrecerle mayores detalles.

Al día siguiente, el vicepresidente del Foro Penal, Gonzalo Himiob, informó a través de su cuenta de Twitter que se había interpuesto un habeas corpus en resguardo de la libertad y seguridad personal de Peñalver, puesto que hasta ese momento continuaba desaparecida y no se había mostrado una fe de vida.

La ONG denunció también que desde la detención de la periodista y hasta el 17 de septiembre, habían pasado las 48 horas que corresponden para presentarla en tribunales, cosa que no ocurrió. Además, que no se sabía nada sobre su paradero, ya que la Dgcim se negaba a ofrecer información sobre dónde la mantenían encarcelada.

No fue sino hasta las 9 de la noche del miércoles 18 de septiembre cuando Alfredo Romero, director del Foro Penal, informó que la joven había sido liberada.

Esta ONG que defiende los derechos humanos reportó que las fuerzas de seguridad del régimen de Maduro han detenido arbitrariamente a 2169 ciudadanos desde enero a agosto de 2019. Asimismo, señala que hasta el 31 del pasado mes se registraron 476 detenidos por razones políticas, de los cuales 38 son mujeres y 438 hombres.

Los presos políticos y la ‘’puerta giratoria’’

Alfredo Romero explica que el régimen utiliza a los presos políticos como ‘’fichas de negociación’’ o lo que podría llamarse una ‘’puerta giratoria’’ para buscar beneficios en los procesos de negociación.

El abogado señala que a través de este ‘’macabro’’ procedimiento, Nicolás Maduro ordena la liberación de políticos para intentar eliminar las sanciones estadounidenses contra funcionarios chavistas que han violado derechos humanos, para que la Unión Europea reduzca la presión o para que la alta comisionada de la ONU para los DDHH, Michelle Bachelet, suavice sus informes.

Un ejemplo de la llamada ‘’puerta giratoria’’ se evidenció, según Romero, con la liberación del primer vicepresidente de la Asamblea Nacional, Edgar Zambrano, en el marco del acuerdo entre el régimen y un reducido grupo de opositores que no contaban con el respaldo del presidente interino, Juan Guaidó.

Noticias relacionadas