• El ingeniero Horacio Medina, integrante del comité organizador, aclaró para El Diario las principales interrogantes en torno a la convocatoria de la Asamblea Nacional. Aseguró que tienen alternativas ante posibles sabotajes del régimen de Nicolás Maduro

Se acerca la fecha para el inicio de la consulta popular convocada por la Asamblea Nacional (AN), y los organizadores de la misma, ya aclaran el panorama en cuanto al funcionamiento para la participación de los ciudadanos. Si bien ya están previstos los mecanismos y vías que servirán para manifestarse, tanto en Venezuela como en el exterior, algunos de ellos todavía son secretos para evitar posibles sabotajes por parte del régimen de Nicolás Maduro.

La organización de la consulta se divide en dos partes. La primera será virtual y se realizará entre el 5 y 12 de diciembre, mientras que la fase presencial se hará únicamente el sábado 12 de diciembre, de forma manual, en el caso de Venezuela. De esta forma los partidos mayoritarios de la oposición que hacen vida en la AN, así como organizaciones de la sociedad civil, manifiestan su rechazo a las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre por considerarlas fraudulentas.

En El Diario conversamos con el ingeniero Horacio Medina, integrante del comité organizador de la consulta, quien respondió las dudas e interrogantes más comunes en torno a la convocatoria del Parlamento.

¿Las personas deben estar inscritas en el CNE?

Para participar no hace falta estar inscrito obligatoriamente en el Consejo Nacional Electoral (CNE). De acuerdo con Medina, solo será necesario tener más de 18 años de edad (o cumplirlos hasta el 31 de diciembre de 2020), tener cédula de identidad o pasaporte vigentes o vencidos. Las personas que vivan en Venezuela y no tengan ninguno de estos documentos, a pesar de que sean mayores de edad, no podrán participar.

El integrante del comité organizador explicó que esperan habilitar una página de excepciones exclusivamente para venezolanos que están en otros países como Trinidad y Tobago, Ecuador, Brasil u otros, y les quitaron sus documentos de identidad. En estos casos, deberán concurrir de forma presencial en los puntos habilitados en esos países, llenar algunos formularios y presentar cualquier otro documento que los identifique.

“Pero esas son excepciones que no se pueden aplicar como una regla general. La regla es que tenga cédula o pasaporte vigente o vencido”, reiteró el ingeniero.

¿Cuántos puntos de participación presencial habrá?

De acuerdo con Medina, la consulta popular contará con 7.079 puntos en todo país y más de 3.000 mesas. En Caracas desplegarán 217 puntos en los que funcionarán 574 mesas. De esos, en Catia habrá 34 puntos con 91 mesas, en La Pastora 10 puntos con 26 mesas, en La Vega 12 puntos con 32 mesas, y en El Junquito 6 puntos con 17 mesas.

¿Cómo será el proceso virtual?

En Venezuela, informó Medina, se podrá hacer de dos formas. La primera de ellas será a través de la aplicación Voatz, disponible en las plataformas de descargas móviles de Android 8 en adelante, así como para IPhone versión 12.4 o más. También se podrá descargar desde tabletas, iPad o computadoras. Y la segunda forma será a través de la página web www.consultapopularporvzla.com.

En el caso de la primera posibilidad de participación, una vez que se descargue la aplicación, el primer paso será ingresar el número de cédula del participante. En cuestión de segundos aparecerá el nombre y apellido de la persona, lo que indica que reconoció la cédula de identidad. Posteriormente, el sistema pedirá una fotografía de la cédula o del pasaporte.  “Eso es sencillamente para verificar que no puede existir alguien con ese mismo número de cédula, porque el sistema es capaz de identificarlo”, dijo Medina.

En ese punto, el ingeniero explicó que es importante que se ingrese correctamente el número de cédula y que coincida con la fotografía. En caso de no hacerlo, y repetir el error en reiteradas ocasiones, el sistema bloqueará el ingreso.

Una vez que se pueda acceder, en el dispositivo móvil o computadora aparecerán las tres preguntas de la consulta popular aprobadas por la AN, cada una con sus dos respuestas correspondientes (Sí y No). Al marcarlas y verificar que la elección es la deseada, deberá presionar la opción “Someter”.

Tienes que revisar correctamente eso, porque después de que lo sometas, no puedes retroceder en la decisión”, aclaró Medina.

Al finalizar el proceso, el sistema dará un número o código al usuario. En caso de que así lo desee, podría anotarlo en un papel para posteriormente depositarlo en las urnas el 12 de diciembre, de forma presencial. Sin embargo, el ingeniero aclaró que esto es opcional y que es meramente simbólico para movilizar a las personas. No se contará como otro voto y tendrá una cola aparte.

Las preguntas de la consulta popular

El Parlamento ya había aprobado en octubre unas primeras dos preguntas, cuando explicó los parámetros y lineamientos para la celebración de la consulta. Sin embargo, recientemente las interrogantes se cambiaron por unas más cortas.

La temática del rechazo al régimen de Maduro, a las elecciones parlamentarias del próximo 6 de diciembre y el llamado a la comunidad internacional, se mantiene. No se preguntará, sin embargo, de la posibilidad de una continuidad administrativa de la actual Asamblea Nacional.

En una sesión semipresencial, los diputados aprobaron un acuerdo en el que se establece que las nuevas preguntas serán:

1) ¿Exige usted el cese de la usurpación de la presidencia de parte de Nicolás Maduro y convoca la realización de elecciones presidenciales y parlamentarias libres, justas y verificables? Sí o No.

2) ¿Rechaza usted el evento del 6 de diciembre organizado por el régimen de Nicolás Maduro y solicita a la comunidad internacional su desconocimiento? Sí o No.

3) ¿Ordena usted adelantar las gestiones necesarias ante la comunidad internacional para activar la cooperación, acompañamiento y asistencia que permitan rescatar nuestra democracia, atender la crisis humanitaria y proteger al pueblo de los crímenes de lesa humanidad? Sí o No.

¿Voatz es confiable?

La aplicación, según Medina, es segura. Sin embargo, reconoce que, como cualquier otra página web o aplicación, podría ser vulnerable ante los hackers. Por ende, los organizadores tienen previstas soluciones en esos casos. Pero prefirió no mencionarlas para evitar otros ataques.

Antes de que se conociera el nombre oficialmente de la aplicación que se usaría, Eugenio Martínez, periodista especializado en la fuente electoral y miembro de El Diario, recordó que Voatz es una empresa que trabaja con diseños de voto móvil con identificación biométrica para el Partido Republicano en Utah, Arizona, Dakota del Sur y Virginia. Agregó que se han detectado vulnerabilidades en la aplicación de votación de Voatz que pueden permitir que se modifiquen los resultados o se acceda a los datos de los votantes. No obstante, Medina quita peso a los posibles defectos o ataques.

“Todas las aplicaciones, de cualquier tipo, tienen siempre alguna vulnerabilidad. Inclusive, si han sido capaces de hackear las páginas del Pentágono, no veo por qué no vaya a haber algo vulnerable en esta. Pero precisamente por eso se están haciendo varios arreglos, tomando algunas medidas para mitigar esas situaciones”, dijo el ingeniero.

Foto: Biometric

¿Ya se puede descargar la aplicación?

Sí. A través de la Play Store de Google, App Store u otras plataformas de distribución digital de aplicaciones móviles se puede descargar Voatz. No obstante, Medina aclaró que el sistema para participar en la consulta popular en Voatz estará disponible a partir del 7 de diciembre, primer día habilitado para la convocatoria.

“Mucha gente pidió a otras personas que se bajaran la aplicación y que allí probaran el sistema, pero es que esa app que están bajando es la aplicación general de Voatz, que tiene unas condiciones diferentes a las condiciones que va a tener la app que la misma Voatz, con la supervisión de técnicos venezolanos, ha hecho para este proceso de consulta popular que va a estar en español. La razón fundamental para que se extienda hasta el día 7, es que mientras menos tengan la oportunidad las personas que tienen malas intenciones de hackear, sabotear esto o destruir, mejor. Lo que se está pensando es que esto se va a habilitar a partir del 7”, dijo el ingeniero.

De igual forma, reconoció las posibilidades de accesibilidad al Internet en Venezuela. Según sus cálculos, en el país hay 23.000.000 de celulares, 80% de ellos son inteligentes y de esa misma cifra, solo el 50% admite la descarga de Voatz. Además, dentro de ese 50%, el 85% tienen servicio prepago, por lo cual entienden la dificultad para acceder. Por ello, dice el integrante del comité organizador, también está la opción de la página web.

¿Y la participación a través de las redes sociales?

Hasta la publicación de esta nota, no será posible participar de esa forma, aunque no está descartado. Explicó Medina que, en un principio, el comité organizador había informado que se podrían usar las plataformas de Facebook, Instagram, Telegram o WhatsApp como parte de la consulta. Las pruebas tecnológicas demostraron que las redes sociales son compatibles con Voatz. No obstante, debieron cambiar una vez que enviaron las preguntas de la consulta popular debido a que las políticas de privacidad de las redes sociales o mensajerías no lo permiten.

“Una vez que las preguntas fueron aprobadas en definitiva por la Asamblea Nacional, se le enviaron a Facebook, y declinó prestar su plataforma para este proceso por sus cosas internas que tienen que ver con participación política. Nosotros hicimos una contraposición que todavía no ha tenido una respuesta y por lo tanto nosotros no hablamos ya ni de WhastApp, ni de Telegram, ni de Facebook, ni de Instagram. Todas esas son posibles desde el punto de vista técnico, pero hay que esperar las debidas autorizaciones. Por eso oficialmente no decimos que no se pueda. Ojalá que den la autorización, aunque sea cinco días antes, pero que se pueda”, explicó Medina.

¿Se filtrarán los nombres y elecciones de los participantes?

El integrante del comité organizador aseguró que no sucederá. “De la forma virtual, yo diría que prácticamente es 100% seguro que eso no ocurra”, dijo.

De acuerdo con Medina, la data va a estar encriptada en unos celulares que se encuentran fuera del país. Además, la normativa impide que los datos sean utilizados para otro fin que no sea el de la consulta popular.

Una vez que se termine el proceso, se haga la auditoría y se valide, esa data se destruye y va a estar en una nube en unos servidores internacionales. Tampoco va a saber la decisión, porque eso va a estar en una nube diferente y eso se desvincula, se pierde la comunicación entre la persona y la forma como se manifestó”, añadió.

Aunque la parte presencial de la consulta producirá cuadernos con las firmas de quienes participen, afirmó que estos no serán almacenados, sino que luego de su digitalización serán destruidos para el resguardo de los participantes. Esto con el fin de evitar que haya otra “Lista Tascón”, como en 2003, cuando el entonces diputado Luis Tascón accedió a los nombres de las personas que apoyaron el referendo revocatorio contra Hugo Chávez. Sirvió para la persecución contra muchos de ellos.

¿Se podría participar dos veces?

Técnicamente una misma persona no podrá decidir dos veces en la consulta popular a través de la forma digital, ya sea en la aplicación o en la página web, según el ingeniero.

“El sistema va a identificar rápidamente el número de cédula, el nombre, y como se dijo, es necesario tomar una foto de la cédula o del pasaporte, y eso de una vez va a ser capaz de leerlo. Así que no hay manera de que digitalmente una misma persona pueda hacer uso dos veces del sistema digital”, dijo.

En cambio, reconoce que sí se podría hacer dos veces en los puntos disponibles de manera manual. “En ese momento, obviamente no hay forma de contrastar que esa persona ya lo hizo, pero de lo que sí se puede tener la certeza es que una vez esos datos sean cargados, todos aquellos que aparezcan doble, van a ser separados y se van a contabilizar exactamente, para que podamos tener una contabilidad clara”, añadió.

Las dudas surgen debido a que, tal como sucedió en la consulta del 16 de julio de 2017, algunas personas participaron dos o más veces. La mayoría de ellos, adeptos al chavismo que buscaban sabotear la convocatoria. Por ello, Medina hizo un llamado a quienes están dispuestos a participar, que solo lo hagan una vez.

¿Y cómo se participa en el exterior?

Además del mecanismo virtual, en el exterior se podrá participar también de forma presencial, a pesar de las limitaciones por los confinamientos debido al covid-19.

A diferencia de Venezuela, en donde se hará de manera manual en los casos presenciales, en el resto de países tendrá un componente virtual. Medina explicó que cuando las personas lleguen a los puntos habilitados para la consulta popular, deberán entregar su cédula o pasaporte (u otro documento, en los casos ya mencionados de hurto), y serán verificados en un dispositivo autorizado para tal fin. Posteriormente se completa todo el proceso como en las aplicaciones, al subir la data a distintas nubes, y entregar un código de confirmación.

Los organizadores informaron que instalarán al menos 246 puntos presenciales en 20 países: Argentina (4); Aruba (10); Bonaire (1); Curacao (2); Trinidad y Tobago (2); Bolivia (7); Brasil (23); Canadá (7); Chile (75); Colombia (6); Costa Rica (1); Ecuador (10); Estados Unidos (40); Guatemala (1); Honduras (1); Panamá (5); Paraguay (1); Perú (30); México (por definir) y República Dominicana (20).

En estos mismos países se habilitarán 2.749 puntos itinerantes / virtuales.

¿Se podrán seguir los resultados en tiempo real?

Hasta la publicación de esta nota, Medina asegura que los organizadores todavía no definen si la población podrá seguir en tiempo real los resultados de la consulta popular.

“Obviamente, nosotros lo vamos a tener, la forma es cómo lo vamos a transmitir, y eso va a depender de una decisión que debe tomarse los próximos días. Lo que sí es cierto es que al máximo del último día que haya la participación virtual ya nosotros tendremos exactamente el número de personas que lo hicieron por esa vía y solamente faltaría verificar lo que ocurra en la parte presencial”, dijo.

¿Habrá acompañamiento internacional?

De momento no hay confirmación de que observadores internacionales formen parte de la consulta popular. El integrante del comité organizador afirmó que la cancillería designada por el gobierno interino de Juan Guaidó, a través de los embajadores y enviados especiales, busca la alianza con distintos actores políticos, así como con organizaciones gubernamentales o de la sociedad civil de esos países, para que sigan el proceso. No obstante, “todavía no hay nada concreto”, comentó.

¿Cuántas personas estiman que participarán?

23.985.000 venezolanos podrán participar en la consulta popular. Pero, según Medina, los organizadores estiman que entre 7.000.000 o 9.000.000 de personas atiendan al llamado de la Asamblea Nacional.

¿Cuánto cuesta la consulta?

Medina no develó el costo de toda la movilización y mecanismos dispuestos para la consulta popular, pero aseguró que se hará en las próximas semanas.

“La consulta tendrá el costo que haya tenido la plataforma digital, pero a eso hay que sumarle lo que ha sido destinado para la movilización en Venezuela, para tener los puntos de libertad y, por supuesto, esto es algo que habrá que afinar cuando se definan cuáles son todos y cada uno de los puntos, y las necesidades para cumplir con las medidas de bioseguridad. Eso estará listo, con toda certeza, en los próximos días”.

Noticias relacionadas