• En este año, signado por la pandemia del coronavirus, el país se enfrentó a la agudización de la escasez de combustible, mientras que de las refinerías brotaba petróleo que llegó a ciudades y pueblos de las costas del país 

La estatal Pdvsa actualmente es conocida por contaminar los ecosistemas nacionales y no por producir petróleo. Esto debido a los constantes derrames de crudo que se registran en estados como Carabobo, Falcón, Anzoátegui y Zulia, lo que afecta no solo a la naturaleza, sino incluso a poblados enteros.

Derrames en el Lago de Maracaibo. De acuerdo con el Observatorio de Ecología Política de Venezuela (OEP), solo en 2020 hubo más de 20 derrames petroleros en el Lago de Maracaibo, Zulia.

Los casos más alarmantes ocurrieron en el occidente del país: el esparcimiento del combustible en  Zulia a mediados de septiembre, donde el crudo salía por las tuberías e inundó varias zonas de Cabimas. También se registró un derrame en el Parque Nacional Morrocoy (Falcón) que afectó la flora y fauna del lugar.

En El Diario hicimos un recuento de los desastres ecológicos por derrame petrolero en este año.

Zulia

En el Zulia no solamente el Lago de Maracaibo ha sufrido las consecuencias de la contaminación petrolera, sino que en septiembre se registró un derrame de crudo que afectó las vías de Cabimas. El material se esparció incluso por las tuberías de agua debido a las fuertes lluvias que se registraron en la entidad. 

El periodista Lenín Danieri criticó en su cuenta de Twitter al alcalde Pedro Duarte. “Dijo que los derrames petroleros en Cabimas se habían reparado. La ciudad está repleta de agua y petróleo. Las mentiras tienen patas cortas”, expresó.

Asimismo, usuarios de esa red social reportaron importantes pérdidas materiales y denunciaron tener sus viviendas anegadas de agua y crudo.

Los pescadores del municipio San Francisco calcularon que había más de 15 kilómetros de derrame afectando a la costa del lago.

“Según los testimonios presentados, la parroquia El Bajo es una de las más afectadas por los derrames, siendo las zonas y comunidades aledañas a la Refinería Bajo Grande de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) las más gravemente impactadas. El petróleo cubre completamente la arena, rocas, las plantas y al aglutinarse en la costa mata las especies de la zona”, escribió el Observatorio de Ecología Política de Venezuela el 4 de noviembre.

Foto: Observatorio de Ecología Política de Venezuela

Falcón

Este estado también ha sido afectado por constantes derrames petroleros. Sin embargo, la situación más preocupante se registró cuando el crudo se extendió por las costas del Parque Nacional Morrocoy. En agosto Gustavo Carrasquel, director general de la Fundación Azul Ambientalistas, describió el hecho como un desastre ambiental para el país, ya que afectaría severamente a los habitantes de la zona y al ecosistema marino. 

Producción petrolera. En 1998, antes del mandato de Hugo Chávez, Venezuela producía 3.329.000 barriles diarios de petróleo, de acuerdo con datos de la Asamblea Nacional. Actualmente, la producción petrolera es de 397.000 barriles diarios.

Dichas declaraciones fueron para El Diario en agosto y no estuvieron alejadas de lo que se registró un mes después. Pescadores de la entidad denunciaron que, debido al derrame, era muy complicado salir a realizar su trabajo.

El 18 de septiembre, cuando pudieron reanudar actividades, al descargar la mercancía se percataron de unas manchas negras en las escamas de los peces que significaba que estaban contaminados. 

En octubre, la extensión del esparcimiento del crudo era ya de 13 kilómetros, afectando a los manglares y a las más de 100 especies de invertebrados y algas que forman parte de ese ecosistema. El último dato compartido en las redes sociales de la Fundación Azul Ambientalista asegura que para finales de noviembre la extensión ya era de 18 kilómetros.

Foto cortesía

También, a finales de noviembre, pescadores de Paraguaná denunciaron el derrame de crudo de la tubería del oleoducto que lleva el combustible a las refinerías Amuay y Cardón. Hasta la fecha, aún los trabajos de reparación no han iniciado. 

Pescadores de Punta Cardón y Tiguadare indicaron que la tubería tenía un “gran chorro” de petróleo que se veía como grandes burbujas que salían del agua. Agregaron que la mancha llegó a superar los dos kilómetros de ancho, mientras que de largo sobrepasa los límites visuales.

Foto: Twitter Diodon231

Carabobo

El 8 de octubre Gabriel Cabrera, presidente de la Federación Nacional de Estudiantes de Derecho de Venezuela, denunció a través de Twitter que se registró un nuevo derrame petrolero en las playas cercanas al complejo refinador El Palito, ubicado en el estado Carabobo.

Indicó que de acuerdo a testimonios de los trabajadores el derrame se trataba de Fuel Oil, un combustible del petróleo que se obtiene como residuo en la destilación fraccionada. 

Cabrera aseguró que tres meses antes también había ocurrido el vertimiento de este combustible en una parte de la costa de esa entidad y tal como en esa ocasión, no hubo ningún tipo de respuesta por parte de Pdvsa.

Anzoátegui 

El dirigente de la Federación Única de Trabajadores Petroleros (Futpv), José Bodas, advirtió para Crónica.Uno que en el estado Anzoátegui ocurren entre tres y cuatro derrames de petróleo semanales. Agregó que eso sucede por la falta de inversión en la industria, de producción y mantenimiento de las instalaciones. 

Para el sindicalista, los derrames tanto en oleoductos como en los terminales marítimos ubicados en la zona norte de Anzoátegui, pasaron a formar parte del día a día de los anzoatiguenses. 

Foto cortesía

Una situación como la que se ha repetido en estos estados implica el desarrollo de una cadena de eventos graves para la flora, la fauna y los ciudadanos que se benefician de la pesca en las zonas aledañas. Mientras que las largas filas vuelven a evidenciarse en las estaciones de servicio del país, el petróleo se derrama en mares y calles ocasionando grandes pérdidas materiales y a la biodiversidad.

Noticias relacionadas