• El joven consumió una bebida adulterada suministrada por la agencia de viajes ATA Excursiones. Tras el diagnóstico, Armando sigue hospitalizado luchando por su vida en Santo Domingo 

Los planes del venezolano Armando Medina y su esposa, Ainhoa Garate, siempre fueron claros. Estar en República Dominicana y luego viajar a España a comienzos del año 2021. Antes de esto, querían celebrar el cumpleaños de uno de sus amigos el 31 de octubre de 2020, y la Isla Saona fue el destino seleccionado para pasar un día diferente lleno de festejo y alegría. 

Compraron los pasajes en ATA Excursiones, una empresa de viajes turísticos que ofrecía paquetes atractivos para vacacionar. Abarcaban transporte marítimo y terrestre, paseos, comida, salvavidas y bebidas alcohólicas incluidas. 

Una vez en el lugar, Garate observó que la agencia no estaba ofreciendo lo que les vendieron en el itinerario de la excursión ni les brindaban protección de salvavidas durante el paseo. Sin embargo, decidió no prestarle atención y disfrutar del viaje con sus amigos y su esposo, Armando, quien estuvo consumiendo por horas un licor disfrazado de “ron dominicano” ofrecido por los guías del viaje.   

Foto: Ainhoa Garate

“Desde que empezaron a ofrecerla (la bebida) él estuvo consumiendo”, comentó Ainhoa para El Diario. Días después, el venezolano comenzó a sentirse  mal (mareos, dolores de cabeza) pensando que era solo resaca. Sin embargo, la esposa del venezolano y sus amigos lo llevaron a un centro de salud, donde convulsionó.

Lo que desconocían de la bebida es que contenía metanol, un compuesto químico altamente inflamable que lo intoxicó y causó un daño en su sistema neurológico. El diagnóstico fue una acidosis metabólica, una afección en la que se almacena gran cantidad de ácido (toxinas) en el organismo.

Actualmente, Medina, de 34 años de edad, se encuentra hospitalizado en el Centro Médico Elohim, en Santo Domingo, desde el 2 de noviembre de 2020. Estuvo dos semanas en coma, y luego fue sometido a múltiples diálisis y tratamientos.

¿Qué se sabe de ATA Excursiones?

De acuerdo con el documento publicado por el Ministerio de Turismo, la empresa fue registrada por Gladys Monegro el 14 de julio de 2016, en República Dominicana como TRAVEL DE ARTE S.R.L. El objetivo era operar como agencia de viajes y servicios turísticos bajo el nombre comercial de ATA Excursiones.

Según la plataforma Open Corporates, la misma persona también es propietaria de otras compañías; entre ellas un centro de odontología, una asociación de transportes y otras de origen desconocido. 

En las publicaciones de sus redes sociales, con el lema “En ATA te hacemos feliz”, ofertaban paseos al Caribe con precios que iban desde 1.290 pesos dominicanos (22 dólares), hasta 14.300 pesos dominicanos por persona (244 dólares), dependiendo del lugar. Sin embargo, las denuncias realizadas por diversos usuarios en las redes sociales y ante el Instituto Nacional de Protección de Derechos al Consumidor (Pro Consumidor) declararon que la empresa no les brindó “la experiencia de aventura” que les prometían.

Los pasajes del viaje de Armando con su esposa y amigos fueron comprados con ATA Excursiones debido a la confianza que les transmitió la cantidad de seguidores que tenía la agencia en redes sociales y la tienda física que poseían.

Servicio deficiente y publicidad engañosa

Conforme a la información publicada en N Digital, la compañía tenía más de 34 denuncias que iban desde 2017 hasta 2020. Gracias a la difusión del caso de Armando Medina, el gobierno dominicano, a través de un comunicado publicado el 3 de diciembre de 2020, indicó el cierre de las instalaciones de la agencia; así como la licorería que le vendía las bebidas. 

Foto cortesía

Los demandantes expresaron que el servicio que prestaban era deficiente y que promocionaban en sus redes sociales publicidad engañosa, puesto que no cumplían con lo ofrecido en sus paquetes.

Testigos, lastimosamente, nos han suministrado la información de que se fabricaba el licor en el establecimiento (de la agencia), así como un sinfín de denuncias de todo tipo. Yo no entiendo cómo no actuaron antes”, reveló Ainhoa.

La compañía estuvo realizando ofertas hasta diciembre de 2020, pero debido a que las autoridades intervinieron, las personas que habían pagado viajes por adelantado no pudieron disfrutar de lo que esperaban. Ante esto, ellos exigen que la agencia les devuelva el dinero, pero no han recibido respuesta.

Asimismo, una venezolana denunció a través del canal de noticias CDN en República Dominicana que en el mes de octubre de 2020 sufrió un accidente que le causó fracturas, las cuales requieren de intervención quirúrgica. En el viaje hacia Samaná iban otras 17 personas que también fueron afectadas, y hasta los momentos tampoco recibieron indemnización por parte de ATA Excursiones.

¿Por qué se usa metanol en bebidas alcohólicas?


1. El metanol (alcohol de madera) es un compuesto químico líquido, incoloro e inflamable que se usa como anticongelante, disolvente de pinturas y combustible.

2. Se usa para sustituir o mezclarlo con etanol (usado para vinos o alcohol antiséptico). En otros casos falsifican una marca de licor y suelen venderse en lugares clandestinos sin regulación sanitaria para aumentar las ventas.

3. Dichos establecimientos no garantizan una temperatura estable a lo largo del proceso de destilación, lo cual produce una bebida contaminada.

4. El consumo de Clerén (ron ilegal haitiano a base de metanol) en República Dominicana es alarmante debido a la tasa de mortalidad que ha provocado. De acuerdo a un reportaje de EFE realizado en junio de 2020, un total de 203 personas murieron entre abril y mayo de ese año por tomar dicha bebida. En algunos casos, también fue ingerida por la creencia de ser  un “remedio efectivo” contra el covid 19.

Los gastos que debe cubrir la agencia

Los abogados encargados del caso del venezolano presentaron la denuncia formal contra la empresa de turismo el 11 de noviembre de 2020. De igual forma, el Ministerio de Salud Pública y el Ministerio de Turismo asumieron el pago de 2.400.000 pesos dominicanos (41.106 dólares) en gastos de salud para la hospitalización de Armando.  

Foto cortesía

Luego de esto, una  abogada de ATA Excursiones habló con la familia de Armando para asegurarle que asumirán la responsabilidad entregando 200.000 pesos (3.425 dólares).

Hasta los momentos dicho monto no cubre los gastos totales -atención médica, tratamientos, medicamentos- que superan los cuatro millones de pesos (68.510 dólares), cifra que puede ir incrementado indefinidamente.

Ellos (la compañía) nos contactaron gracias al Ministerio de Turismo, pero no nos dieron mayor explicación. Nos habían dicho que asumirán los costos, cosa que no pasó de ese monto. Tampoco se han comunicado con el abogado. Lastimosamente no están detenidos, pero estamos en procesos para poder ejercer justicia contra estas personas”, comentó Ainhoa

Dentro de los gastos, también están los egresos en trámites legales para lograr que ATA Excursiones pague por los daños y perjuicios causados; y los gastos de estancia en República Dominicana (renta, servicios en casa, entre otros) que antes eran costeados por los ingresos laborales de Ainhoa y su esposo.

Actualmente, Armando tiene una cuenta de GofundMe para recibir donaciones y continuar con su recuperación. Los doctores que lo examinaron destacaron que muchos pacientes en las mismas circunstancias no sobreviven.

De acuerdo con la doctora encargada de terapia intensiva, Abilguis Escoto, el envenenamiento por metanol le produjo una hipoxia a nivel de todas las células, isquemia, ceguera, y daño neurológico. Pese a esto, Medina sigue recuperándose del daño cerebral paulatinamente.

Medidas para evitar el consumo de bebidas adulteradas

• Verificar que la tapa de la botella está cerrada correctamente.
• Revisar que la etiqueta de la marca contenga información comercial (datos del fabricante, país de origen, porcentaje de alcohol, sello certificado, etc)
• Si la bebida fue consumida con anterioridad, catar un sorbo para buscar variaciones en el sabor del licor.
• En caso de adquirir la bebida en bares o discotecas, la persona debe estar presente al momento de servir.
• Tomar en cuenta el precio de la bebida, que en muchos casos suele estar por debajo del precio real.

Armando: el venezolano tatuador y músico

Armando Medina nació el 11 de junio de 1986, en Caracas, Venezuela. Ainhoa lo describió como un caraqueño alegre, extrovertido, de esos que hablaba con las personas hasta más no poder. También era un experto detrás de la máquina de tatuar, le gustaba mucho comer, los deportes (en especial el fútbol) y era amante de los animales.

Foto cortesía

Su esposa relató que desde muy pequeño tuvo inclinación por el arte, principalmente por la pintura y la música. Estudió Diseño Gráfico e Ilustración, y luego se dedicó al mundo del tatuaje, siendo la piel un lienzo para él. 

Armando volvió a renacer

El venezolano era considerado una persona tranquila, hogareña y fanática de los videojuegos. En sus pasatiempos tocaba instrumentos como el bajo y la guitarra y llegó a tener su banda de música cuando era más joven. Mientras que la fotografía y la edición eran su afición.

“Él ha luchado mucho y lo sigue haciendo, toma como cinco medicamentos, pero hay veces que son más en caso de necesitar antibióticos o vitaminas. Por ahora ya salió del coma, y solo está en terapia y cuidados en general. Aunque al principio pasó por un sinfín de tratamientos, incluyendo diálisis. Todavía faltan más exámenes, pero estamos esperando un poco más por su evolución”, explicó Garate. 

De igual forma, Ainhoa en su cuenta de Instagram, ha compartido el proceso de evolución y seguimiento de su pareja. En una de sus publicaciones comentó: “Armando nació un 11 de junio de 1986, y la vida le permitió renacer un 11 de noviembre de 2020”.

Garate reconoce todo el apoyo que ha recibido y espera que esta situación sirva para cambiar lo que está mal y que su lucha no sea en vano. “Estamos agradecidos  con las personas que nos han dado mucho apoyo. Sinceramente creo que todo ese amor y Dios han hecho que Armando esté vivo hoy”, concluyó.

Noticias relacionadas