• Esta patología, caracterizada por severos dolores menstruales, afecta a 25% de féminas en edad reproductiva. Se desconoce el origen, pero es una de las principales causas de ausentismo laboral

Las menstruaciones dolorosas y abundantes, dificultad para embarazarse y tener dolor durante el coito podrían ser los indicadores de una enfermedad muy común entre mujeres en edad fértil: la endometriosis.

Esta patología crónica es ocasionada por el crecimiento de tejido que recubre el interior del útero y que puede migrar hacia los ovarios, trompas de Falopio, vejiga o intestinos. 

Algunas pacientes llegan al especialista luego de varios años de padecimiento de Síndrome Premenstrual (SP), pero tras la realización de exámenes, perfiles hormonales y varias evaluaciones, el especialista decide el protocolo a aplicar: tratamiento hormonal (ingesta de estrógenos) o cirugía, bien sea con laparoscopia o laparotomía (cirugía abierta).

El doctor Gabriel Zambrano, ginecólogo y experto en endometriosis enfatizó que la enfermedad altera la calidad de vida de los óvulos, distorsiona la anatomía de la pelvis, causa inflamación y perjudica la implantación del embrión cuando está muy avanzada, por lo que podría limitar las posibilidades en la fecundación natural.  

“La regla no debe doler”

El profesional de la salud explicó que el dolor durante el periodo menstrual no es normal. Recomendó a las mujeres consultar a su médico cuando la regla produzca incapacidad para desarrollar las actividades cotidianas.

“Lo primero que debe quedar claro es que la regla no debe doler. La endometriosis está presente en 25% de las mujeres a nivel mundial con edad fértil. Si bien es cierto que muchas llegan a consulta por presentar síntomas, hay otras que no reportan dolores. Cuando no se sospecha la existencia de la enfermedad es peor porque el diagnóstico suele ser tardío y ya las complicaciones están instauradas”, aclaró en entrevista para El Diario.

Apuntó que este trastorno produce quistes en los ovarios y, por lo general, está presente en mujeres que tuvieron desarrollo precoz, es decir, a partir de los siete años de edad.

El doctor habla sobre la endometriosis
El doctor Gabriel Zambrano, ginecólogo y experto en endometriosis. Foto: Cortesía

Indicó que la endometriosis “tiene un impacto en la calidad de vida de la paciente. Se dice que cerca de 40% de ausentismo laboral en mujeres está relacionado con los dolores menstruales, que pueden llegar a ser inmanejables. Por lo general, los hombres suelen tomar como burla el dolor menstrual, cuando detrás de eso hay problemas graves en la salud de la mujer”, refirió.

Añadió que la endometriosis se clasifica en leve, moderada y severa. Esta última puede ocasionar “endometriomas, adherencias en las trompas y otras complicaciones”.

Agregó que cada paciente debe ser estudiada con rigurosidad, porque no todas necesitan el mismo tratamiento. “Algunas han reportado mejoría en lo relacionado con la intensidad del dolor al cambiar su dieta e incorporar ejercicios, pero otras han pasado por pabellón debido a su complejidad. Otras requieren estudios de imagen y uno de ellos es la histerosalpingografía, con él se observa el estado de las trompas y si hay algún grado de complejidad”.

Exhortó a las pacientes a cumplir con el control ginecológico anual, que incluye ecografía transvaginal. Sentenció que la prevención es fundamental para evitar el avance de la endometriosis.

“Tenemos que sacarnos el chip de aguantar molestias con el período

Oneyda López tiene 33 años de edad. Es técnico superior en Informática y una activista comprometida con los derechos de las mujeres con endometriosis.

El diagnóstico de la enfermedad lo recibió cuando apenas tenía 20 años de edad. Desde ese momento y hasta los 30, fue sometida a cinco operaciones. Debido a las lesiones que tenía, le practicaron una histerectomía.

Con el objetivo de compartir información sobre esta enfermedad, creó el grupo Endometriosis Venezuela en Facebook e Instagram y, a través de ellos, interactúa con las mujeres que ahora lidian con esta condición.

Se hace complicado vivir con endometriosis en Venezuela, las medicinas son de alto costo y no se consiguen en el país. Son pocos los doctores especialistas en endometriosis, por eso muchas pacientes reciben diagnósticos erróneos. Cuando logran ser atendidas por un profesional capacitado, ya la enfermedad ha dejado secuelas”.

Su niñez y adolescencia estuvieron marcadas por “dolores insoportables”, también por la anemia. “De hecho, antes de que me dijeran que tenía endometriosis, recibí tratamiento para enfermedad en los riñones”, contó.

Sobre los perfiles en redes, agregó que su deseo es ayudar a la mejor cantidad de mujeres y que se sientan acompañadas durante el proceso.

https://www.instagram.com/p/CCEwfPWF6sc/?utm_source=ig_web_copy_link

“Nuestro granito de arena entra en juego, porque hay que informar, dar a conocer esta enfermedad y explicar que la endometriosis puede ser una afección difícil de tratar y que el control de los síntomas podría mejorar con un diagnóstico temprano. Esto solo pasa si es a manos de un equipo médico multidisciplinario. La comprensión del diagnóstico es necesaria para ayudar a muchas mujeres”.

Subrayó que alrededor de la enfermedad hay muchos tabúes y estos deben ser eliminados, de manera que las mujeres puedan buscar ayuda al presentar síntomas.

“Lo primero que tenemos que borrar es el chip que nos graban desde niñas donde ser mujer significa tener que aguantar dolor al menstrual, que el dolor es normal, que las niñas vírgenes no van al ginecólogo, y que eres un fracaso como mujer si no puedes tener hijos. Hay que enseñar que primero es nuestra salud, para poder vivir a la manera que elijamos. No podemos permitir que otros decidan qué es bueno o malo para nosotras”, enfatizó.

Perfiles en IG de los entrevistados: @drgabrielzambrano
@endometriosisvenezuela

Grupos médicos en diferentes países han dedicado horas de estudio para tratar de determinar cuáles serían las causas reales de la patología, pero no han llegado a descifrarlas.

Tan misteriosa como dolorosa, la endometriosis muestra su peor cara cada 30 días .El apoyo familiar también es necesario para la paciente, quien no siempre controla sus padecimientos con calmantes o terapias alternativas.

Noticias relacionadas