• La capital del municipio Autana pasó de ser un lugar de atractivo turístico a una isla que reúne muchas de las deficiencias del país: fallas en servicios, transporte, salud y distribución de combustible. Pese a ello, su comunidad busca soluciones para su entorno. Foto: Madelen Simó

Silenciosa, pero con las miradas de los habitantes que se preguntan: “¿Quiénes serán esos que vienen llegando?”. Así recibió la Isla del Carmen de Ratón, capital del municipio Autana, estado Amazonas, al equipo de El Diario.

Este poblado de 12.612 personas, según el censo de 2011, era un punto turístico para quienes se animaban a la aventura. Allí se construyó un módulo de atención para los turistas interesados en compartir con la naturaleza y en quedarse en una isla desde donde, cuando el cielo está despejado, los ancestros permiten el encuentro con el cerro Autana. En la actualidad, la propia comunidad estima que hay 2.000 personas viviendo en la isla, distribuidas en los siete barrios de la localidad y las tres comunidades aledañas; algunos han migrado hacia Colombia o hacia otra parte del estado y otros se han ido a las minas.

El Autana es un monumento natural de Amazonas. Es un tepuy considerado como “el árbol de la vida” por el pueblo originario uwottüja. Y este regalo de la naturaleza se puede visualizar desde la Isla del Carmen de Ratón.  

Para llegar a esta isla hay dos rutas: una, a través del puerto de Morganito, y la otra, por el de Samariapo. En el primer puerto es donde hay más movimiento y las embarcaciones salen con frecuencia, pues de allí se parte hacia varios destinos: las minas de oro del Parque Nacional Yapacana, San Fernando de Atabapo, Pendare y las poblaciones colombianas Inírida, Carlos Lata, Manaven. El recorrido en lancha desde Morganito hasta Isla del Carmen de Ratón, dura unos 10 minutos y tiene un valor de 10.000 pesos colombianos, el equivalente a 2,6 dólares.

Isla Ratón: una localidad que resiste en Amazonas
Salón donde se realiza la fiesta del Carmen. Foto: Madelen Simó

Para el Puerto de Samariapo sale diariamente un bongo de madrugada desde la Isla del Carmen de Ratón, que tiene un valor de 8.000 pesos. Ya en tierra firme, hay un autobús que parte a las 5:00 am hasta Puerto Ayacucho, capital del estado, también por un valor de 8.000 pesos.

Leer más  Propietarios denuncian que invasores les piden hasta 7.000 dólares para devolverles sus inmuebles en Caracas

De esta forma se trasladan quienes aún habitan en la isla. Pero para la actividad turística ya no hay operadores que lleven a los viajeros a esta zona: la falta de combustible lo ha hecho muy costoso y ni el propio lugareño puede movilizarse con tranquilidad.

Comunidad organizada

En esta isla, no solo alejada del centro del país sino de la propia capital del estado Amazonas, se acentúan las deficiencias que tiene Venezuela. Allí el servicio eléctrico y de agua es intermitente, la señal telefónica es poca, el servicio de transporte es costoso e inestable por la falta de gasolina y la precariedad del sistema de salud afecta directamente a la comunidad. Todas son circunstancias que alejan una posibilidad de destino turístico para el lugar. 

Isla Ratón: una localidad que resiste en Amazonas
El ambulatorio de la Isla del Carmen de Ratón carece de insumos. Foto:
Madelen Simó

María Correa, miembro de la comunidad organizada de Isla del Carmen de Ratón, confesó en la última semana de septiembre que esta visita periodística le pareció una respuesta a sus peticiones religiosas. Consideró que esta población ha sido olvidada por sus gobernantes y está a la merced de lo que sus propios habitantes puedan hacer por ella. Fue así como esta mujer se juntó con otras y se organizaron para crear un comité que pueda conocer las necesidades de su comunidad y ver la manera de elevarlas a las autoridades, a las organizaciones de ayuda humanitaria y a la Iglesia católica. 

Para no mentir, aquí en la Isla del Carmen de Ratón, municipio Autana, el ambulatorio casi siempre ha estado sin medicamentos y de vez en cuando te dan algunas medicinas, pero eso no abastece a todos. Las personas muchas veces tenemos que ir al frente, en Colombia, a comprar medicamentos, pero eso es en billetes colombianos y muchos no tenemos”, sostuvo María para El Diario.

Al respecto, el alcalde del municipio Autana, Jhonny Cayupare, precisó para El Diario que: “La Alcaldía tiene una responsabilidad con el tema de la salud en el municipio. Pero debemos destacar la situación que está viviendo el país, el bloqueo y las sanciones han repercutido en el sector salud. Sin embargo, nuestro municipio ha venido realizando gestiones con los compañeros de Barrio Nuevo Barrio Tricolor para habilitar el centro de rehabilitación (…) Hace poco también hicimos una visita con representantes de Acnur, en compañía de la Defensoría del Pueblo y la Gobernación del estado Amazonas, preocupados por mejorar el tema de la salud en nuestro municipio. Hemos coordinado con los compañeros de salud regional, quienes han estado allí dotándonos con medicamentos para nuestra gente”.

Leer más  Propietarios denuncian que invasores les piden hasta 7.000 dólares para devolverles sus inmuebles en Caracas

Pero para la comunidad eso no ha sido suficiente. Por ejemplo, para tratar el paludismo, una enfermedad propia de la zona amazónica, no se está llevando el control necesario. Llevan años sin hacer fumigaciones y además María Correa indicó que a Malariología de Isla Ratón han llegado medicamentos vencidos para atacar la malaria. “Eso es peligroso. Hay muchas personas que dieron positivo al paludismo y los medicamentos están vencidos”, sostuvo.

Isla Ratón: una localidad que resiste en Amazonas
Al fondo Módulo de atención turística. Foto: Madelen Simó

Asimismo, Correa indicó que en la comunidad hay personas de la tercera edad que sufren de tensión y no cuentan con las medicinas. Así como también han tenido casos de niños y niñas con amebiasis y han podido tratarlos con la medicina que compran del lado colombiano. “Gracias a Dios, al frente (en Carlos Lata, Vichada, Colombia), hay metrodinazol, uno va y lo compra allá”.

Correa explicó que realizan visitas “casa por casa” para evaluar las condiciones de sus vecinos. Así fue que pudieron conocer que muchos abuelos están solos, porque sus parientes han migrado de Isla Ratón, bien sea para otra ciudad o para las minas del Parque Nacional Yapacana.

“A los adultos mayores lastimosamente les hace falta el alimento (…) y los ancianos necesitan alimentarse para seguir viviendo”, precisó Correa, al tiempo que añadió que en estos tiempos de campaña electoral han recibido la bolsa del CLAP con mayor continuidad, pero igual es insuficiente para abastecer a una familia.

Charlas para paliar enfermedades 

Marvin Yavinape, enfermero del ambulatorio de la comunidad, indicó que este centro de atención se ha quedado sin insumos y los propios médicos y él como enfermero, buscan prevenir las enfermedades con charlas informativas. 

Por ejemplo, con el tema del paludismo Yavinape afirmó que ofrecen charlas, trípticos, volantes o cualquier material que tengan a la mano, para informar de esta enfermedad a la población. “Viendo la situación de nuestro país, a veces no contamos con los medios, pero hacemos el intento de llevarle a la comunidad, barrio, sector, nuestra charla preventiva a estos pueblos, como promotores de salud que somos”. 

Leer más  Propietarios denuncian que invasores les piden hasta 7.000 dólares para devolverles sus inmuebles en Caracas

Agregó que han llegado medicinas  vencidas para la malaria y cuando eso ocurre advierten al paciente sobre el tiempo que tiene vencida y si ellos lo aprueban se lo aplican. “Si los profesionales de la salud vemos la coloración del medicamento, la coloración normal es clarita, pero si presenta una coloración oscura o amarillenta, nosotros mismos no aplicamos ese fármaco”.

De tricolor es la sede de la Alcaldía de Autana. Foto: Madelen Simó

Aparte del tema alimenticio y de salud, la comunidad de Isla del Carmen de Ratón también advirtió sobre la falla en la electricidad, que depende en gran parte de una planta eléctrica, y el servicio de gas doméstico que es más complejo recibir por la vía de transporte fluvial.

Todas estas circunstancias son las que pareciera que cada vez más alejan una posibilidad de ver a la actividad turística como una vía de producción en el municipio. Aunque el alcalde Cayupare se muestra positivo ante este tema.

El turismo en tiempo de crisis

El alcalde Jhonny Cayupare aseguró que en la clasificación productiva que se tiene en el país, el municipio Autana está dentro del sector turístico, porque tiene una potencialidad de belleza natural. Además, destacó que “es el municipio más cercano a la capital del estado Amazonas y existe más posibilidad que los turistas puedan llegar”.

Recordó que en algún momento, fueron prestadores de servicio para el sector turismo, pero las fallas de combustible han sido parte de la baja llegada de turistas. “Sin embargo, queremos proyección porque forma parte de la alternativa que tenemos para nuestro municipio, lo estamos debatiendo con los hermanos de las comunidades indígenas, para ver de qué manera podemos aperturar lo que tiene que ver con la ruta turística del Sipapo para el Autana, que es la parte más atractiva de nuestro municipio y la más visitada”.

Aún no se ha reparado el daño que causó la caída de un árbol en la
Escuela de Isla del Carmen de Ratón. Foto: Madelen Simó

Por lo pronto, reveló que para el mes de noviembre se comenzará con la venta de gasolina en Isla del Carmen de Ratón. Con ello espera que mejore el transporte y por consiguiente el tema turístico. El módulo de atención turística ahora será la sede de esa oficina de combustible y también del área de información sobre el municipio Autana.

Noticias relacionadas