• El ingeniero Nizar Richani dijo que debe haber un consejo político para atender el problema en el lago. Foto referencial

Nizar Richani, directivo del Colegio de Ingenieros de Carabobo, comentó este jueves 14 de septiembre que desde el año 1978 hasta el año 2023, el lago de Valencia ha crecido aproximadamente 12,5 metros de altura.

 “Es el problema ambiental e hídrico más grave de Venezuela”, aseguró.

Resaltó que en 1978 el lago tenía un área de 250 kilómetros cuadrados y que ese año comenzó su crecida cuando entró en funcionamiento el Sistema Regional del Centro, una obra de ingeniería hidráulica creada para darle respuesta a la escasez de agua a parte de los estados Carabobo, Maracay y Cojedes.  

Agregó durante una entrevista para Unión Radio que ahora, según cifras extraoficiales, tiene 400 kilómetros cuadrados y que ese cuerpo de agua está afectando más de 15.000 hectáreas que no estaban siendo ocupadas en la década de los 70.

Leer más  ¿En qué países de América Latina se ha despenalizado el aborto?

“Esa es la razón fundamental de ese crecimiento del lago que comenzó en el año 78, cuando el lago estaba en la cota 402 metros sobre el nivel del mar. En este momento, aunque la cifra no es oficial, se encuentra aproximadamente en la cota 414”.

Richani explicó que este sistema contemplaba en una de sus etapas el almacenamiento, la potabilización y la distribución de agua para hacerla llegar al consumidor en buenas condiciones.

Causas del problema

Advierten que crecida del lago de Valencia afecta a tres estados de Venezuela

También comentó que la etapa contemplaba el saneamiento y la disposición final, pero en el caso de Aragua y Carabobo no tenía ningún tipo de salida, lo que provocó que el nivel de agua comenzara a subir.

“Eso se sabía al momento de proyectar ese sistema. Sin embargo, las obras concernientes a lo que tenía que ver con el control del nivel del lago de Valencia no se ejecutaron. Ese es realmente el fondo del problema que vivimos los habitantes del centro del país”.

Leer más  En imágenes: activistas protestaron frente a la AN para exigir la legalización del aborto

El directivo del Colegio de Ingenieros de Carabobo agregó que el Sistema Regional del Centro importa agua de otra cuenca para poder atender la necesidad de agua potable que existe en la región central.

Richani enfatizó que varios urbanismos del sur de Maracay se ven afectados por la crecida del lago. Dijo que aunque el régimen de Nicolás Maduro se vio en la obligación de construir un dique, hay amenaza de desbordamiento.

“El Estado venezolano se vio en la obligación de construir un dique para tratar de impedir que esas aguas llegaran a esos urbanismos cercanos (…) Pero es una amenaza de desbordamiento, de crecida. Ya está impactando y colapsando el sistema de aguas negras de la ciudad de Maracay; además de eso, está impactando el viaducto de La Cabrera”.

Leer más  Cuánto invierte en promedio una familia venezolana en una visita al supermercado

Qué soluciones plantea

Nizar Richani destacó que debe haber un consejo político para atender el problema y brindar una solución que sea efectiva.

“Creemos que tiene que haber un consenso político nacional en torno a este problema, el más grave en Venezuela en materia ambiental, con el objetivo de transformar el problema más crítico en la solución hídrica para la escasez de agua, para el saneamiento y la potabilización del centro del país para los próximos 100 años”, argumentó. 

Añadió que la propuesta debe contemplar el trasvase fuera de la cuenca del lago, el saneamiento obligatorio, la potabilización del agua para ofrecer condiciones seguras de abastecimiento en Carabobo, Aragua y la costa oriental de Falcón.

Denuncias por situación en el lago

La situación en el lago de Valencia ha sido denunciada por diversas organizaciones ambientalistas, entre estas, la Red de Derecho al Agua y Saneamiento  del estado Aragua (RED-DASA) que se encarga de reportar las irregularidades en el lago.

Leer más  La comida escasea en la frontera sur de México ante la nueva oleada migratoria

Asimismo, organismos como Amnistía Internacional también se han pronunciado sobre las consecuencias originadas por la crecida.

“La ausencia de un medio ambiente saludable nos limita realizar nuestras aspiraciones y acceder a los criterios mínimos de dignidad humana, tal es el caso de los habitantes de las comunidades del Sur de Maracay, estado Aragua, Venezuela, quienes cohabitan con aguas residuales, ríos de aguas residuales, enfermedades de piel y tipo respiratorias, viviendas deterioradas y húmedas por los efectos del nivel freático a consecuencia de la crecida de las aguas del lago de Valencia, desde los años 1990, agudizándose considerablemente en los últimos 15 años”, resalta en su página web.    

Noticias relacionadas