-- Publicidad --
  • Cada vez más iniciativas buscan trabajar el desarrollo integral de los bebés y los niños pequeños como parte de una rutina cotidiana 

Una pequeña mano saca de la bolsa misteriosa una figura de un sol, lo que es una señal para que Yamilet y Anayira comiencen a cantar “Sol, solecito” a los bebés que asistieron a clase de estimulación temprana en Jardín de Luz. 

La tonada causa sorpresa y luego risa a Santiago y Valentina, dos de los alumnos regulares del taller de estimulación para bebés. Una de las maestras pide que saquen otra figura de la bolsa misteriosa y por cada sorpresa se repite la rutina de una canción inspirada en el nombre de la figura que sacan. 

A ratos, los bebés se dispersan y buscan otras cosas en el salón. Los niños de este grupo tienen de un año de edad en adelante, así que más de una vez salen gateando o caminando hacia lo que quieren. Las canciones ayudan a las maestras a captar la atención de los pequeños en las actividades que buscan estimular su desarrollo. 

Estimulación temprana: por qué se recomienda para los bebés y qué opciones hay en Caracas 
Foto: Víctor Salazar

Un Jardín de Luz

Yamilet Figueroa, maestra de educación inicial, y Anayira Guilarte, estudiante de Psicología, son cofundadoras de Jardín de Luz, un taller de estimulación temprana ubicado en Los Palos Grandes, Caracas. 

-- Publicidad --

Su proyecto comenzó en el año 2023 y actualmente trabajan con varios grupos de bebés de meses, algunos a partir de 1 año de edad y talleres creativos y de desarrollo integral para niños más grandes. 

Lo innovador del proyecto es la adopción de la estimulación temprana como una práctica regular para el desarrollo de todos los bebés. Anteriormente se creía que estas actividades solo eran necesarias para quienes nacieron prematuros o que hubieran presentando algún retraso en el desarrollo. 

La estimulación temprana es un conjunto de actividades que nosotras les hacemos a los bebés para que puedan desarrollar sus sentidos, sus emociones y sus habilidades, porque hay que aprovechar que desde los 0 hasta los 6 años de edad es cuando se dan las mayores conexiones neuronales”, explicó Yamilet en entrevista para El Diario. 

La maestra indicó que con la estimulación temprana se forma de manera integral al niño para lograr diversas habilidades humanas de la mejor forma. Destacó, entre ellas, la posibilidad de caminar en los tiempos recomendados, el desarrollo de la pinza fina con las manos y posteriormente el desarrollo del lenguaje. 

Aclaró que esas tres habilidades diferencian al ser humano del resto de los animales, por lo que las sesiones de estimulación deben ir orientadas hacia esos objetivos.

“Eso abarca los hitos principales de los niños, que son primero poder tener el control cefálico, que es el control de la cabeza; entonces nosotros desde los 0 a los 3 meses debemos hacer ejercicios para lograr ese control”, dijo la docente.

La maestra detalló que, cuando el bebé logra ese objetivo, lo siguiente es buscar el control del torso. Progresivamente, se avanza hacia la habilidad de sentarse solo, después el gateo y luego el caminar. 

Yamilet comentó que los hitos del desarrollo tienen un periodo para lograrse y que algunos bebés pueden ser precoces al alcanzarlos, como hay otros que pueden tardar un poco más. Señaló que si ese periodo se excede podría ser un retraso en el desarrollo y allí debe hacerse una intervención más exhaustiva. 

(Faltan las fotos) Estimulación temprana: por qué se recomienda para los bebés y qué opciones hay en Caracas 
Foto: Victor Salazar

“Es muy importante conversar con los padres porque ellos tienen un papel fundamental. Nosotros trabajamos con el concepto de triada que abarca a la familia, al niño y las maestras. Para trabajar en conjunto es muy importante esa relación para el beneficio de todos”, enfatizó.

¿Cómo es una sesión de estimulación temprana?

Este taller tiene distintas dinámicas para las sesiones de estimulación temprana. Hay programas regulares que tienen dos clases semanales los días martes y jueves. También tienen clases temáticas a las que se pueden incorporar familias sin estar inscritas en los programas regulares. En esta segunda modalidad hay clases entre semana y los sábados. 

Cada sesión depende de una rutina preestablecida. Anayira Guilarte detalló que todas las clases comienzan con canciones, en esa dinámica se hace la presentación de las maestras y de cada niño. 

Siempre son las mismas canciones para que los bebés y los niños puedan identificarlas y se las vayan aprendiendo”, dijo en entrevista para El Diario.
Estimulación temprana: por qué se recomienda para los bebés y qué opciones hay en Caracas 
Foto: Victor Salazar

La rutina continúa con actividades para las habilidades motoras, después las sociales y luego trabajan procesamiento sensorial. Las sesiones cierran con baile para que los niños se relajen y se diviertan. 

Anayira explicó que han podido observar avances notables en el desarrollo social y neurólogo de los bebés que comenzaron con ellas en 2023, si bien no es de obligatoriedad hacer estimulación temprana, estas actividades preparan a los niños para que se adapten con mayor facilidad, autonomía e independencia en otros ambientes como la escuela. 

Estimulación temprana: por qué se recomienda para los bebés y qué opciones hay en Caracas 
Foto: Victor Salazar

Nenitos en el parque 

A pocos metros del taller de Jardín de Luz, específicamente en el parque Generalísimo Francisco de Miranda (conocido como Parque del Este), también dan clases de estimulación temprana las fundadoras de Nenitos Sensory, un proyecto que trabaja con sesiones al aire libre y programas online

Inelvis Hurtado y Dayana Ruiz, ambas docentes en educación especial en dificultades del aprendizaje, crearon su proyecto cuando estaban en Perú, allá vivieron por 4 años y ampliaron su formación en estimulación temprana. 

“Desde que estudiábamos en la universidad siempre tuvimos la idea de formar un proyecto y tener nuestro propio espacio para poder atender a los niños”, contó Inelvis en entrevista para El Diario

La maestra contó que el nombre del proyecto surgió porque ella tenía la costumbre de llamar nenito a su hijo o a su ahijado y a ambas les pareció una buena opción.

En Perú empezaron a dar talleres al aire libre divididos por grupos de edades: de 3 a 6 meses, de 7 a 11 meses y de 1 a 3 años. Explicó que prefiere trabajar hasta esa edad porque son niños que aún no están escolarizados ni en guarderías. Cuando volvieron a Venezuela en 2022, retomaron esa misma modalidad para más clases. 

Las primeras señales de alerta en temas de desarrollo son en la primera infancia. Hay papás que de repente no saben cuándo su bebé debe sentarse o empezar a gatear. O por el contrario, algunos se preocupan mucho porque no alcanzan esos hitos a tiempo”, expresó.

Inelvis señaló que el papel que han desempeñado como maestras de estimulación temprana es brindar tranquilidad y herramientas a los padres para lograr los objetivos deseados.

La sesión de estimulación comienza con una canción en la que se presentan las maestras y los padres presentan a sus bebés. Posteriormente se hacen ejercicios para la motricidad y actividades sensoriales. 

Foto: José Daniel Ramos
Todos nuestros talleres son temáticos, entonces los bebés hacen una manualidad que después los padres se pueden llevar de recuerdo. Por ejemplo, nosotros hacemos un taller del Día de las Madres, entonces hacen una tarjetita con la forma del pie del bebé para sus mamás”, detalló.

Inelvis indicó que ella y Dayana explican los ejercicios con demostraciones, pero cada actividad la ejecutan los padres, debido a que se busca fortalecer el vínculo social entre padres e hijos. 

Comentó que en la primera clase, los bebés suelen llorar por no estar acostumbrados a tantos estímulos consecutivos porque escuchan canciones, están expuestos al ambiente y a otros bebés. Sin embargo, a medida que van de forma regular a las sesiones, entienden que es una rutina y la siguen sin problema.

Otros centros de estimulación temprana en Caracas

Huellitas Colearning – La Florida
Centro Infantil La Oruga – Los Chorros
Centro Infantil Mabi Kids – Campo Claro
Terapeutik – Chacao

Avances con la estimulación temprana 

Inelvis explicó que los avances en los bebés dependen mucho del acompañamiento de los padres. Indicó que ellas dan los ejercicios y las indicaciones para lo que se debe hacer en casa con los niños, pero cada uno tiene un ritmo y a eso se le suma la dinámica familiar. 

Nosotras les decimos ‘te llevas tarea de gateo’ o ‘ tienes que practicar en casa los giros’ y a veces nos mandan mensajes al día siguiente mostrando que ya lo lograron, otros tardan mucho más, pero uno en esos casos debe darle la tranquilidad a los padres para que entiendan que cada bebé tiene sus tiempos”, expresó.

La maestra señaló que hay familias que se retiran del taller, pero se mantienen en comunicación con ellas para notificarles los avances de sus bebés. Otras se quedan hasta que el niño cumple los 3 años de edad porque encuentran en el proyecto un espacio para que los niños se recreen y los padres y madres compartan sus experiencias de crianza. 

La especialista alegó que muchas familias llevan dinámicas difíciles que giran en torno al trabajo y las obligaciones del hogar. Dijo que en esos contextos es necesario sacar al menos una hora diaria para compartir y jugar plenamente con los hijos, especialmente si son bebés y niños pequeños para fortalecer los vínculos entre ellos. 

Estimulación temprana: por qué se recomienda para los bebés y qué opciones hay en Caracas 
Foto: José Daniel Ramos

Cerebros esponjas 

La profesora Dayana Ruiz relató que muchos padres llegan a las sesiones con la expectativa de que sus hijos socialicen. Agregó que en el proceso ven cómo las actividades les facilitan adquirir otras habilidades. 

En esas edades tempranas el cerebro es como una esponja. A medida que ese niño va creciendo, va a tener la capacidad de adquirir nuevos aprendizajes”, explicó para El Diario.

La maestra indicó que ellas pueden hacer ajustes en las actividades dependiendo de en qué nivel de desarrollo está el bebé. Si notan que está por debajo de sus capacidades, buscan trabajar las áreas que aún no han desarrollado. Asimismo, si ven algún retraso considerable puede que tengan que referir con especialistas para hacer intervenciones en las áreas a trabajar. 

La docente explicó que a veces las familias cometen el error de solo enfocarse en los hitos del desarrollo motor y descuidan la parte social, del lenguaje y cognitiva.

“Cuando vemos a un bebé de 0 a 3 meses debemos observar que responda a la sonrisa social, que tenga un control cefálico y que observé a sus padres sintiéndose cómodo con ellos”, expresó.

En etapas posteriores se espera que el bebé responda más inmediatamente a la sonrisa social y que pueda hacer contacto visual. Los niños que están rondando el año de edad, si alcanzaron sus hitos de desarrollo motor adecuadamente, ya deberían empezar a pronunciar sus primeras palabras, son bebés que tienen una mejor independencia y una habilidad de socialización sólida. 

Foto: José Daniel Ramos

Dayana alegó que un bebé con pocos o nulos estímulos o estímulos inadecuados podría presentar retrasos en el desarrollo desde distintas áreas. Indicó que esto es mucho más fácil de corregir en la primera infancia, por lo que antes de los 5 años de edad puede atenderse y tener buenos resultados. 

La estimulación temprana tiene un carácter preventivo, con el que busca evitar los problemas de desarrollo y permitir que cada niño se adapte a distintos ambientes de la mejor forma posible. 

Noticias relacionadas