-- Publicidad --
  • Activistas de la comunidad LGBTIQ+ protestaron en el centro comercial | Foto: José Daniel Ramos

El Sambil La Candelaria emitió un comunicado a través de las historias en su cuenta de Instagram para expresar su postura sobre las denuncias de un acto de discriminación ocurrido en las instalaciones del centro comercial. 

“Con referencia al audiovisual del 8 de junio aún no entendemos qué fue lo que pasó, queremos dejar muy claro que los responsables de velar por la seguridad y el orden dentro de nuestros espacios hacen del conocimiento público que la familia Sambil es garante de las experiencias de afecto y cariño entre sus visitantes”, se lee en el texto publicado el 9 de junio.

El 8 de junio, el usuario @thenottwink de la cuenta X, identificado como Víctor Zas, denunció que tres empleados de seguridad del centro comercial Sambil La Candelaria les llamaron la atención porque estaba tomado de la mano con su novio. 

El centro comercial agregó que sus instalaciones son un lugar de esparcimiento para las familias, por lo que respetan todas las culturas y diversidades siempre que no “atenten contra la moral y las buenas costumbres”. 

-- Publicidad --

De acuerdo con el comunicado, las reglas se establecen para proteger a los niños y adolescentes que visiten el Sambil La Candelaria

“Todos serán bienvenidos y tratados con mucho respeto. Lo más valioso de Sambil son sus visitantes, y a ellos nos debemos. Jamás permitiremos que se ofenda o menosprecie a los sambileros”, concluyó el texto del centro comercial.

Apertura Sambil La Candelaria abrió sus puertas tiendas interior inauguración El Diario Jose Daniel Ramos
Foto: José Daniel Ramos @danielj2511

Denuncia del acto de discriminación

En la publicación de Zas, acompañada de varios videos, señaló que uno de los guardias calificó la acción como un “mal ejemplo para los muchachos”.

“Nos abordaron dos veces unos guardias de seguridad alegando que no podíamos estar en la feria así agarrados de la mano. Cabe acotar que había otras parejas así. Cuando se les preguntó por qué nos hacían el llamado de atención a nosotros y no a ellos su respuesta fue ‘no sé, pero no pueden estar así’, señaló Zaz en X.

El presunto afectado rechazó que en estas instalaciones no se respete el decreto para la Igualdad y Pleno Goce y Disfrute de los Derechos Humanos de las Personas Lesbianas, Homosexuales, Bisexuales, Heterosexuales, Trans e Intersexuales aprobada en 2016.

Este decreto prohíbe en su artículo 5 los actos de discriminación por orientación sexual e identidad o expresión de género, real o percibida en el Distrito Capital.

Sambil La Candelaria emitió un comunicado luego de denuncias sobre acto de discriminación en el centro comercial
Foto: Punto de Corte

Protesta de la comunidad LGBTIQ+ 

Activistas de la comunidad LGBTIQ+ realizaron una protesta el 9 de junio en la zona gourmet del Sambil La Candelaria, para rechazar el presunto acto de discriminación denunciado en redes sociales.

A través de videos compartidos en redes sociales, se pudo ver que los participantes de la manifestación se concentraron en la feria. Luego, una mujer comenzó a conversar con uno de los activistas.

Posteriormente, se observó la discusión entre un hombre que acompañaba a la mujer y los activistas. Seguidamente, comenzó una pelea y los vigilantes del centro comercial intentaron separar a los involucrados.

La periodista Dalysé León estaba presente en el centro comercial cuando se desarrolló la pelea, y narró en su cuenta de X su versión de cómo ocurrieron los hechos.

“Lo del Sambil de La Candelaria fue desproporcionado de parte y parte, era violencia irracional”, señaló la periodista.

La testigo contó que la mujer que se acercó a uno de los activistas le pidió que le bajaran el volumen a la música que tenían puesta debido a que con el sonido, los gritos de consignas y el ruido habitual en las instalaciones “era insoportable” estar en el área.

La actitud de los activistas, según la periodista que presenció la disputa, no fue la adecuada hasta el punto de invadir el espacio personal de la mujer que hizo la petición y de su acompañante. 

“No se puede esperar respeto cuando empiezas a invadir el espacio personal de otros, de forma alterada”, puntualizó la comunicadora. 

Agregó que luego de que el hombre que acompañaba a la mujer que se acercó a uno de los activistas se defendiera y lanzara un golpe, los manifestantes “alterados” arremetieron en grupo en contra de la pareja y los persiguieron hasta el restaurante Chop Chop, donde fueron resguardados hasta que llegó la policía. 

“Se llevaron a un gentío por delante sin medir ningún tipo de consecuencia, había niños y personas mayores en el lugar, golpearon a la mujer y cómo si fuesen unas hordas los persiguieron”, indicó León.

Los activistas golpearon las puertas del comercio que por seguridad cerró sus puertas, de acuerdo con la periodista. 

Noticias relacionadas