-- Publicidad --
  • La iniciativa tiene como finalidad asentar a la población extranjera en varias zonas de la provincia de Zamora | Foto: EFE

La Fundación Talento 58 en colaboración con la diputación (gobernación) de la provincia de Zamora, España, anunciaron la creación de un proyecto denominado Mi Pueblo Acoge, con el que pretende asentar a más de 600 familias venezolanas que cuentan con permiso de trabajo español, en varios pueblos de dicha localidad.

El proyecto surge luego del éxito que tuvo un programa piloto que se llevó a cabo en el pueblo de Fermoselle, donde en los últimos años se empadronaron casi 70 familias de migrantes venezolanos que ya tenían residencia en España. 

De acuerdo con el medio El Español, estos migrantes que fueron asentados en Fermoselle vivían en ciudades como Madrid, Barcelona y Mallorca, donde realizaban “trabajos precarios”.

Este caso fue considerado como “un éxito” por el presidente de la Diputación Provincial, Javier Faúndez, luego de conocer el proyecto en una visita que realizó a Fermoselle. 

-- Publicidad --

Venezolanos en España

De acuerdo con la Estadística Continua de Población (ECP) del Instituto Nacional de Estadística (INE) de España, en el país viven 278.159 venezolanos.

El plan en la provincia de Zamora

Tanto la Diputación de Zamora como la Fundación Talento 58 manejan un aproximado de 50 familias ya dispuestas a establecerse en la provincia. 

Un proyecto aspira establecer a más de 600 familias venezolanas en varios pueblos de España: ¿qué se sabe del plan?

Jesús Alemán, coordinador de la fundación, aseveró que en la actualidad hay más de 600 familias que cuentan con permiso de trabajo vigente para ser incluidas en el plan. Esta cifra se podría incrementar a tres mil ciudadanos venezolanos que se esperan puedan conseguir la documentación. 

El proyecto está dirigido a familias que ya residen en España, muchos de ellos con profesiones, que se dedican a “trabajos precarios” en diferentes ciudades. Estos núcleos familiares deberán estar conformados por padres y madres de entre 35 a 40 años de edad, con niños pequeños y adolescentes. 

Sin embargo, Javier Faúndez, presidente de la Diputación de Zamora, resaltó que aunque la provincia cuenta con un “alto nivel de servicios” para ofrecer empleo a estos extranjeros, la mayor problemática que enfrentan es la disponibilidad de viviendas para alquilar. 

“La colaboración de los alcaldes es de vital importancia. Oportunidades de trabajo hay muchas, pero viviendas disponibles no tantas. Necesitamos a los ayuntamientos para encontrarlas, el éxito estará muy vinculado a su nivel de implicación”, mencionó. 

En ese sentido, se espera que se realice una reunión con los alcaldes de los distintos  municipios de la provincia para resaltar los más idóneos para la llegada de nuevos habitantes.

Noticias relacionadas