• Este sábado 29 de agosto los neoyorquinos celebraron la reapertura del museo

Visitantes con los brazos en alto en señal de victoria, aplausos y filas al pie de los mostradores. El Museo Metropolitano reabrió sus puertas al público este sábado en un ambiente festivo. Una señal para muchos de que la primera metrópoli estadounidense vuelve a la vida después de casi seis meses de andar a un ritmo desconocido por la pandemia.

“Soy un gran fanático de los museos y estoy absolutamente emocionado de estar aquí. Es un momento realmente importante para la ciudad, todo está comenzando a volver a la vida”, dijo a AFP Michelle Scully, de 39 años de edad, quien fue una de los primeros neoyorquinos en regresar al imponente edificio de la Quinta Avenida, en un costa del Central Park. 

Nueva York es “la mejor ciudad del mundo, y estamos aquí, no nos iremos: será aún mejor que antes”, agregó.

La alegría se hizo presente entre los presentes en el museo, uno de los más visitados del mundo. 

Chris Martinetti, de 34 años de edad, y su esposa, que llegaron desde Queens, volvieron a “su lugar favorito”, el museo donde tuvieron su primera cita hace más de cinco años. 

Tracy-Ann Samuel llegó desde la vecina Connecticut con sus hijas de 4 y 9 años de edad, ansiosa por estar una vez más “rodeada de hermosas obras de arte”, que considera una “terapia para el alma”.

A continuación, te mostramos en imágenes cómo las personas celebraron la reapertura del Museo Metropolitano de Arte.

Foto: AFP

Los empleados del museo toman la temperatura de los visitantes que llegan al lugar.

Foto: AFP

Tomar la temperatura y el uso de mascarillas son medidas que cada persona que visite el museo debe cumplir.

Foto: AFP

Las personas hacen fila afuera del Museo Metropolitano de Arte para poder entrar. El museo estuvo cerrado desde el 13 de marzo, debido a la pandemia por coronavirus.

Foto: AFP

El museo reabrió al público este 29 de agosto y los visitantes no dudaron en acudir a las instalaciones.

Foto: AFP

Los visitantes se acercaron en cantidad y esperaron su turno para poder entrar al museo y disfrutar de sus esculturas, pinturas y todo lo que ofrece al público.

Foto: AFP

Durante este tiempo, los trabajadores del museo han aprovechado para aprender de sus colegas, empleados de otros museos del mundo que abrieron antes sus puertas. Están tranquilos sobre la posibilidad de que haya una “segunda ola” de covid-19.

Foto: AFP

Uno de los empleados del museo usa una máscara protectora, además de una mascarilla. Estas son algunas de las medidas de prevención que deben cumplir los trabajadores para prevenir los contagios por covid-19.

Foto: AFP

La capacidad de visitantes al museo se limitará a 25% de lo que usualmente recibía. Aproximadamente un 15.000 o 20.000 personas recorrían el lugar diariamente, antes de la pandemia.

Tras la desaparición de los turistas por la crisis del coronavirus, el museo ha tenido que reducir sus gastos y cesar a alrededor de 20% de sus 2.000 empleados. Y ahora deberá lidiar por meses con las limitaciones de capacidad. Este sábado se esperaban de 7.000 a 10.000 personas.

Con información de AFP.

Noticias relacionadas