• La decisión tampoco le da poder al régimen de Nicolás Maduro para acceder a las 30 toneladas de oro que se encuentran en el Banco de Inglaterra

El Tribunal de Apelaciones de Londres anuló este lunes 5 de octubre la decisión judicial previa que facultaba al presidente interino, Juan Guaidó, como el único capacitado para acceder legalmente a las 30 toneladas de oro venezolano depositado en el Banco de Inglaterra.

Sin embargo, la justicia británica tampoco le entregó ninguna especie de poder al régimen de Nicolás Maduro sobre el oro en disputa, que reposa en las bóvedas inglesas, valorado en un millardo de dólares.

Los jueces Lewison, Males y Phillips consideraron como “ambigua” la declaración de Jeremery Hunt, entonces ministro de Relaciones Exteriores de Reino Unido, quien en febrero de 2019 consideró a Guaidó como presidente constitucional de Venezuela, según detalló AFP.

La Corte de Apelación estimó este lunes que Londres podría seguir reconociendo “de facto” a Maduro, sin embargo, los jueces no pudieron determinar si esto efectivamente es así, por lo que ordenaron que se lleve a cabo una investigación a profundidad cuya última consecuencia sería a cuál de los dos (Guaidó o Maduro) corresponde el control real de los fondos. 

Antes de poder dar una respuesta definitiva a las cuestiones de reconocimiento (…) será necesario determinar si el gobierno de Su Majestad reconoce al señor Guaidó como presidente de Venezuela a todos los efectos y, por consiguiente, no reconoce al señor Maduro como presidente a ningún efecto”, escribieron los jueces en su decisión que enviaron como respuesta a la Corte Comercial que emitió la sentencia de julio. 

Tribunal británico anula decisión que permitía a Guaidó acceder al oro venezolano
Foto referencial

La decisión previa

En 2 julio de 2020 una corte comercial de Londres resolvió que Guaidó había sido “reconocido inequívocamente” por Reino Unido como jefe de Estado venezolano con todos los poderes. 

En ese entonces, el Tribunal Superior británico dictaminó que la junta ad-hoc del Banco Central de Venezuela (BCV) designada por el presidente encargado – y no la de Nicolás Maduro- es la que puede acceder legalmente a las reservas de oro que el país latinoamericano en el Banco de Inglaterra. 

Pero la comitiva del BCV del régimen aseguró que esa decisión era un “descarado robo de piratería” y recurrió la decisión ante el Tribunal de Apelación de Londres. Este último determinó este lunes que el caso no es tan sencillo. 

El juez inglés Nigel Teare, que había emitido la sentencia en favor de Guaidó en julio, dijo que “no es justiciable”, es decir, que la Corte inglesa no puede someter a examen la legalidad con base al derecho venezolano de los nombramientos realizados por el presidente interino.

Con esta decisión, el Banco de Inglaterra, que estaba “en medio de las partes”, podía recibir instrucciones de la junta ad hoc del BCV presidida por Ricardo Villasmil y no la de Maduro que encabeza Calixto Ortega.

Noticias relacionadas