• Tras rememorar la llegada de Jesús a Jerusalén, la última cena con sus discípulos, el doloroso viacrucis y su crucifixión, se celebra su resurrección el Domingo de Pascuas y se reafirma su santidad

Para los creyentes del cristianismo y el catolicismo, la Semana Santa es una fecha festiva de gran importancia, sobre todo por su último día: Domingo de Resurrección –también conocido como Domingo de Pascua–.

Después de haber rememorado la llegada del Mesías a Jerusalén, luego la última cena con sus discípulos, el recorrido al calvario cargando la cruz y su crucifixión –esta última en el Viernes Santo–, el Domingo de Pascua representa su resurrección al tercer día de su muerte.

Con este domingo se cierra el Triduo Pascual, que en teoría son los últimos tres –aunque realmente son cuatro– días de la Semana Mayor, desde el Jueves Santo.

La Semana Santa no tiene una fecha fija para celebrarse. No obstante, se suele conmemorar luego de la primera Luna llena tras el equinoccio de la primavera, entre marzo y abril.

Importancia del Domingo de Resurrección

Prácticamente es el único día de “festejo” en sí, ya que es el gozo y la celebración por el regreso a la vida de Jesucristo. El resto de los días están enfocados en recordar y considerar todo el proceso del sacrificio del hijo de Dios para la salvación de la humanidad.

Por tanto, el domingo se realizan diversas liturgias y actos conmemorativos para enaltecer la pasión de Cristo plasmada en los textos bíblicos.

Resurrección de Jesucristo.

¿Qué es liturgia?

De acuerdo a la Real Academia Española (RAE), la liturgia es un orden y forma con que se llevan a cabo las ceremonias de culto en las distintas religiones.

Día de la Ascensión. En este 2021 se celebrará el 13 de mayo.

De igual manera, en el Domingo de Resurrección también se realiza el encendido del Cirio Pascual, el cual simboliza la luz de Jesús de Nazaret resucitado. Este cirio es una vela santa que permanece encendida hasta el Día de la Ascensión –que representa la subida de Jesús al Reino de los Cielos–, cuarenta días después del Domingo de Resurrección.

¿Qué sigue después de la Semana Santa?

Pentecostés: Celebración de la venida del Espíritu Santo tras la resurrección de Jesús; también se festeja el inicio de las actividades en la Iglesia. Se lleva a cabo cincuenta días después del Domingo de Pascuas (en este 2021, el 23 de mayo).

Domingo de Trinidad: Es una festividad para enaltecer a la doctrina cristiana de la Trinidad: Padre, Hijo y Espíritu Santo. Se realiza el próximo domingo después de Pentecostés, que en este año es el 30 de mayo.

Corpus Christi: Solemnidad del cuerpo y sangre de Jesús. Es el día en que se recuerda y se honra el sacrificio del hijo de Dios para salvar a la humanidad. En las Iglesias se realiza la eucaristía, que consiste en la distribución y consumo del cuerpo de Cristo (simbolizado con pan) y su sangre (simbolizado con vino) por parte de los fieles. Este año se hará el 3 de junio, sesenta días después de culminarse la Semana Santa. 

Sí, sí es santo

Para cuando Jesús anduvo en la Tierra, una parte significativa de los ciudadanos se resistían a creer que fuera el Mesías. Algunos incluso solicitaban presenciar un milagro o algún acto sobrenatural que demostrara su poder celestial.

Según los textos bíblicos, después de varios milagros y manifestaciones de sus dones –no a raíz de las peticiones caprichosas, sino de algunas necesidades de los ciudadanos–, más y más personas se sumaron progresivamente a la causa de Jesucristo.

Bendición del papa

Motivado al Domingo de Resurrección, el papa Francisco dio un mensaje este 4 de abril, previo a la Bendición Urbi et Orbi. Lamentó la violencia que persiste en la Tierra, por lo que dedicó una oración a Dios, “que es nuestra paz, para que nos ayude a vencer la mentalidad de la guerra”.

A pesar de que el número de seguidores del hijo de Dios había aumentado de manera notoria en sus últimos años de vida –terrenal–, muchos más continuaban renuentes a creer las afirmaciones sobre él. Incluso algunos dentro del grupo creyente no estaban del todo seguros en ocasiones.

Domingo de Resurrección
Sepulcro vacío de Jesucristo.

Muchas de las dudas del pueblo se despejaron tres días después de la muerte de Jesús, cuando dieron cuenta de que su sepulcro estaba vacío. Ello recobró aún más fuerza después de que María Magdalena y otra acompañante observaran al Mesías con vida y él las saludara, tal como señala Mateo 28:1.

De esta manera, el Domingo de Resurrección representa la reafirmación y claridad de la santidad de Jesucristo, hijo de Jehová. 

Noticias relacionadas