• En el mes de abril se inició una oleada de denuncias en redes sociales de abuso sexual de mujeres contra músicos, actores, periodistas, comediantes y profesores. Te explicamos lo que ha ocurrido en torno a estas denuncias y las acciones legales que esto conlleva

El movimiento Me Too en Venezuela cada día toma mayor fuerza. Este mes de abril estuvo marcado por la masiva cantidad de denuncias de abuso sexual en el país. Con el pasar de los días más mujeres se suman a la campaña en redes sociales y deciden contar su historia de abuso de cualquier tipo y señalar a sus agresores. 

La oleada de denuncias de abuso sexual inició el 19 de abril, contra integrantes de bandas musicales venezolanas. Ese día un grupo de mujeres decidieron crear una cuenta de Instagram, llamada @alejandrosojoestupro, para centralizar testimonios de mujeres agredidas o acosadas por Alejandro Sojo, cantante de la banda Los Colores. Más de 20 mujeres enviaron sus testimonios, capturas de pantalla e interacciones con Sojo, quien sostuvo conversaciones de tipo sexual con adolescentes mientras él era mayor de edad. 

Alejandro Sojo, quien se encuentra radicado en Buenos Aires (Argentina), publicó un comunicado el 24 de abril. En el texto aseguró que “lamentaba profundamente todo el daño que sus errores del pasado habían podido causar” y expuso sus disculpas por el daño generado por su comportamiento “ignorante e imprudente”. En ningún momento negó las acusaciones en su contra. Posteriormente, cerró todas sus cuentas en redes sociales.

Sin embargo, el caso de Alejandro Sojo fue solo el inicio de una serie de denuncias de mujeres que afirmaban haber sido víctimas de otros artistas de la movida musical y teatral venezolana. 

Denuncias en la música

Una mujer hizo público en Twitter que fue víctima de abuso sexual en 2018 por parte de Daniel Landaeta, baterista de la extinta banda Le Cinema. La joven afirma que sostuvo una relación sentimental con Landaeta, pero ella se negaba a tener relaciones sexuales con él debido a que era virgen. “No entraré en detalles, pero el hecho es que hubo un ‘no’ y él no lo respetó”. Esta denuncia fue secundada por otra mujer, quien aseguró que Landaeta hizo lo mismo con ella.

Otra usuaria de redes sociales denunció actos de abuso y acoso por parte de Leonardo Jaramillo, ex integrante de la banda Okills. Detalló que el hombre le escribía a adolescentes y luego de una conversación normal comenzaba a pedir fotos íntimas o a enviar las de él sin consentimiento de la otra persona. 

“A veces estaba viendo clases y me escribía mandándome fotos de su pene, cosa que yo no pedía. Cuando le puse freno se molestó conmigo”, narra la afectada en un hilo de Twitter. 

Jaramillo respondió a la acusación mediante un comunicado en el que se disculpaba públicamente con las mujeres “que haya ofendido o lastimado con alguna actitud machista”. 

“Reitero mi apoyo a todas las víctimas e invito a que nosotros, como hombres, detengamos y no seamos cómplices de estas conductas”, reza el texto. 

Okills emitió un comunicado en el que anunciaban que Jaramillo no desempeñará ninguna tarea dentro de la banda.

Es prioridad que se aclare la situación con la/las víctimas que han denunciado un ciber acoso de su parte y este asuma las consecuencias que esto amerite, buscando siempre la libertad de defensa y el derecho al debido proceso para cada una de las partes involucradas en este hecho”, dice el texto publicado en Twitter.
Denuncias de abuso sexual en Venezuela: ¿Qué ha pasado?

Más grupos musicales se vieron involucrados en estas denuncias. El baterista de la banda Tomates Fritos, Tony Maestracci, fue acusado por una mujer de abuso sexual. En un hilo de Twitter la víctima narra que viajó a Caracas en el año 2019 para el festival Cúsica, donde se presentaron varias bandas venezolanas. A través de amigos en común conoció a Maestracci, quien después del festival la invitó a ella y a sus amigos a una fiesta posterior al evento. Ellos aceptaron. La mujer afirma que se encontraba muy ebria, pero recuerda que Maestracci le ofreció irse con él. Lo siguiente que recuerda es que despertó desnuda en el cuarto del músico y sin saber qué había pasado. 

“Estuve varios meses en negación hasta que el año pasado caí en cuenta de que fui violada por dicho sujeto”, afirma la mujer. Maestracci cerró sus redes sociales, pero recurrió a Instagram para emitir un comunicado en el que niega cualquier acusación en su contra e informó su renuncia a Tomates Fritos. “En un mundo en el que te acusan, te difaman, te ofenden, y nadie se preocupa por conocer al menos ambos lados de la historia me toca retornar a las redes sociales para defenderme y declarar que no cometí ninguna violación, al punto de que no hubo relaciones sexuales de ningún tipo”, aseguró.

La agrupación lamentó las acusaciones en contra de Maestracci e informó la separación del artista de la banda. “Exhortamos a las autoridades a asistir a la denunciante, permitiendo también que se respete el legítimo derecho a la defensa”, dice el comunicado publicado el 26 de abril en Twitter. 

Denuncias en el mundo de la actuación

Las acusaciones de agresiones sexuales se extendieron también al teatro. Andrea González Cariello y la actriz Stephy Cardone Fulop denunciaron que Juan Carlos Ogando, un miembro del grupo teatral Skena, presuntamente les realizó comentarios y tocamientos inapropiados. Ambas mujeres publicaron videos en Instagram en los que denuncian la situación y aseguran que Ogando se propasó con ellas.

“Todo por miedo a perder la oportunidad de trabajar, de no generar controversia, en fin, de no quedar como una loca conflictiva, preferí aceptar el abuso ‘que no fue tan grave’ y continuar”, relata Cardone.

Ante estas acusaciones, el grupo Skena emitió un comunicado en el que rechazaban las agresiones contra las mujeres y  cualquier generalización en la que pueda estar involucrado el grupo por la acción de una sola persona. En el texto informan que por mutuo acuerdo, Ogando se deslindó de la agrupación “para que pueda afrontar los hechos denunciados en forma libre y propia”.

La actriz y cantante venezolana Grecia Augusta publicó un video el 28 de abril en su cuenta de Instagram en el que denunció que fue violada por un actor cuando ella tenía 6 años de edad y trabajaba en el canal Venevisión. Aseguró que la agresión ocurrió en el baño del canal. A los 12 años volvió a ser víctima de abuso sexual, esta vez por parte de su profesor de canto en la escuela Juan Manuel Olivares. 

El 30 de abril hizo público el nombre de los presuntos agresores mediante su cuenta de Twitter. El primer señalado es el actor cómico Perucho Conde quien presuntamente abusó de ella en el baño del canal. El segundo es Víctor Manuel López, profesor de la escuela de música.

El hijo del comediante, Fabricio Conde, publicó un comunicado escrito por su padre Perucho Conde sobre las denuncias realizadas.

Ante esta acusación el hijo del actor Perucho Conde publicó el comunicado de su padre, quien tiene 87 años de edad, en el que negó los señalamientos de la actriz venezolana en su contra.

«Niego en manera categórica en todas y cada una de sus partes, el contenido de dicho testimonio y doy gracias a Dios por la tranquilidad mental y espiritual que me da el hecho de sentirme ajeno e inocente de tales señalamientos», puntualiza en el texto.

Denuncias en el periodismo 

El abuso sexual se hizo presente también en el ámbito de periodismo venezolano. Una cuenta anónima de Twitter llamada “Pia” denunció el 28 de abril que el periodista y escritor venezolano Willy Mckey abusó sexualmente de ella cuando tenía 16 años. Mckey hizo uso de sus palabras para manipular a esta adolescente. Bajo la premisa de que trabajaba en el medio de comunicación Prodavinci, el periodista le ofreció oportunidades de crecer profesionalmente en el mundo cultural. Sin embargo, Mckey sostuvo relaciones sexuales con esta adolescente, lo que califica como abuso sexual según la legislación venezolana. 

Ante esta declaración, el periodista realizó tres comunicados ese día. El primer texto publicado en Instagram se titulaba “Quizás yo también he sido un abusador”. En el comunicado pedía perdón a las mujeres que pudo afectar. El segundo llevaba por nombre “He cometido estupro”, en el que reconoce haber sostenido relaciones sexuales con una menor de edad en el año 2015 y el tercero es “Consecuencias y decisiones”, en el que explica una serie de acciones personales que llevaría a cabo para “hacerse cargo” de esta situación. 

El medio de comunicación Prodavinci emitió comunicado en el que anunció el cese inmediato de su relación laboral con Willy Mckey. “La palabra y el dolor de las víctimas, por siglos desoídos, hoy más que nunca deben ser privilegiados”, reza el comunicado. 

Los organizadores del Concurso Nacional de Poesía Joven Rafael Cadenas, integrado por la Fundación La Poeteca, Autores Venezolanos y el Team Poetero, condenaron los actos cometidos por Mckey. Consultarán con sus abogados sobre la posibilidad de retirar el premio de poesía que el denunciado ganó en la primera convocatoria del concurso. 

El comediante venezolano José Rafael Briceño anunció la separación de Willy Mckey del podcast “Que se vayan todos”. 

El 4 de mayo una mujer denunció de forma anónima que fue víctima de abuso psicológico y comentarios inapropiados por parte de Ricardo Nunes, un ex productor de Associated Press. «Eugenia«, el nombre de la cuenta de Twitter, señaló que tuvo conductas agresivas contra ella, le prohibió hablar con algunas personas y destaca comentarios con componentes sexuales, misóginos y despectivos.

«Me repitió tantas veces que no servía para nada, me humilló en público tan seguido que me lo creí. Me dijo que nunca llegaría a hacer nada, me amenazó con ‘joderme y destruirme’ si salía de esa oficina por las malas», relata «Eugenia». Luego de nueve meses, la mujer decidió colocar una denuncia en contra de Nunes.

La periodista Maria José Montilla compartió la historia de «Eugenia» y aseguró que fue víctima de abuso psicológico en el ambiente de trabajo por parte de Nunes. Montilla describió un patrón abusivo por parte del productor basado en «terrorismo psicológico».

En la política

La abogada y coordinadora política de Coalición por Venezuela, Ana María Díez, denunció que fue víctima de acoso sexual e insinuaciones por parte de un concejal durante los años 2014 y 2015, cuando ella aspiraba a ese cargo político. El sujeto ignoró sus preferencias sexuales y le hacía constantes proposiciones íntimas e incluso le pidió que se acostara con él y ser su amante para apoyarla en su candidatura. Diez decidió renunciar a sus aspiraciones políticas por esa situación. 

“Esta es la lamentable realidad que miles de mujeres viven dentro de la política, un secreto a voces justificado por el «liderazgo» de hombres así”. 

También en la comedia 

Una usuaria de Twitter denunció que el comediante venezolano Gabriel Ruiz abusó sexualmente de ella en el año 2018. La mujer explica que en una ocasión se negó repetidamente a tener sexo, él ignoró la negativa y continuó intentando tener relaciones. Luego de negarse varias veces más fue cuando el comediante desistió. 

“No quiero que esto sea algo que me persiga. Un ‘no’ es suficiente para que la otra persona entienda que debe parar”.

José Rafael Briceño, comediante y profesor de oratoria venezolano, fue cuestionado por comentarios que realizó en su podcast Que se vayan todos, el cual compartía con Willy Mackey. En el episodio se usaba el hecho de drogar a una mujer como parte de su contenido de comedia.

Abuso en el movimiento estudiantil y universidades

Una ex miembro del movimiento estudiantil de la Universidad Central de Venezuela (UCV) denunció que en el año 2019 fue agredida por José Antonio Dos Ramos, parte de la directiva del movimiento SoyUCV. Bajo engaño la llevó a un hotel, a pesar de que ella se negó varias veces a tener relaciones sexuales, y él la forzó hasta abusar sexualmente de ella. 

“Recuerdo haberlo pateado con toda la fuerza que tenía cuando sentía dolor en mis partes de abajo, recuerdo que me pedía que me calmara y me relajara mientras abusaba de mi ano. Recuerdo haber despertado ahogándome en vómito y darme cuenta de que no era la primera vez que vomitaba”, narra en un hilo de Twitter. 

Otra estudiante denunció que fue agredida por Gabriel Alejandro Requena, miembro del Movimiento SoyUCV y Fundador de SoyEAUCV, en el año 2019. Narró que luego de asistir a un juego de fútbol, que terminó muy tarde en la noche, Requena y la joven decidieron ir a casa de un amigo que vivía cerca. Luego de hablar un rato, se quedó dormida en el mueble y despertó porque él estaba encima de ella tocándola en varias partes de su cuerpo. 

“Gabriel nunca prestó atención a todos mis »NO» y la situación se detuvo solo cuando me pude levantar de ese mueble y me fui a otro a esperar el amanecer para poder irme de allí”, contó. 

Un grupo de mujeres en Twitter denunció a Rogelio Díaz, profesor de la Universidad Santa María y miembro del partido político Copei. Aseguran que el hombre le solicitaba fotos desnudas a las estudiantes para aprobar la materia. En la publicación adjuntan capturas de pantalla de las conversaciones en las que el profesor se dirigía a las estudiantes de manera inapropiada. 

“Es imperante que este caso se sepa. No es uno en un millón, es parte de una lista de acosos que tiene la Universidad Santa María en su récord. Exijo que la Universidad Santa María haga un comunicado asumiendo esto, no sigan escondiendo lo que pasa en sus pasillos”, expresó la usuaria que publicó la denuncia.

Acciones legales 

Debido a las acusaciones que se han registrado en los últimos días, el Ministerio Público (MP) informó que abrirá una investigación contra Willy Mckey, Alejandro Sojo y Tony Maestracci por las denuncias en su contra de abuso sexual contra menores de edad y violencia sexual. Así lo dio a conocer este miércoles Tarek William Saab, fiscal general afín al chavismo.

“Ante las públicas y graves denuncias contra Willy Mckey, Alejandro Sojo y Tony Maestracci, entre otros: por los presuntos delitos de abuso sexual a menores de edad y violencia sexual: el Ministerio Público informa que abrió la respectiva investigación penal”, escribió Saab. También anunció la investigación penal contra los directores de teatro Juan Carlos Ogando, del grupo Skena, y José Pepe Arceo, de Ant Producciones.

Este 29 de abril, Saab aseguró que investigarán también a José Rafael Briceño por el video de su podcast en el que a juicio del funcionarios «instiga a drogar y violar mujeres».

Detalló que comisionaron a la Fiscalía 79 Nacional con Competencia Plena para indagar los hechos. Por lo que llamó a las víctimas a acudir a esa instancia ubicada en la sede principal del Ministerio Público, ubicado en la avenida Urdaneta, Esquina Animas a Platanal, piso 4, en Caracas.

El funcionario también informó que desde el Ministerio Público proponen una revisión de las leyes concernientes al abuso sexual «a los fines de corregir los vacíos que puedan existir».

Muerte de Willy Mckey


El escritor venezolano Willy McKey se quitó la vida a los 41 años de edad. El hecho ocurrió este jueves 29 de abril de 2021 en un apartamento en la ciudad de Buenos Aires, Argentina. La información fue corroborada por personas de su círculo cercano o relacionadas al mundo cultural. 

Funcionarios del Sistema de Atención Médica de Emergencias (SAME) y la Policía de Buenos Aires acudieron al lugar del suceso, en un edificio de la avenida Córdoba, en el barrio de La Recoleta. Allí pudieron confirmar que McKey perdió la vida por cuenta propia.

Horas antes. el intelectual publicó en cuenta de Twitter un mensaje en el que declaró: “No sean esto. Crece adentro y te mata. Perdón”. 

Noticias relacionadas