• Nació con el nombre de Kreiban Carballo Santiago y a los 17 años de edad se definió como mujer transgénero. En 2010 ganó la corona del Miss Gay Venezuela y en 2014 ganó el Miss International Queen en Tailandia. En entrevista para El Diario conversó sobre su experiencia de vida. Foto principal: cortesía

Isabella Santiago es una actriz y modelo venezolana de 29 años de edad. Desde hace siete años es reconocida internacionalmente por sus participaciones en concursos de belleza y proyectos audiovisuales. En el año 2020 se convirtió en la primera mujer transgénero en protagonizar una telenovela colombiana: Lala’s Spa. Sin embargo, este logro ha sido producto de muchos años de esfuerzo y superación ante las múltiples adversidades, como la discriminación.

En entrevista para El Diario, Isabella reveló que desde los 17 años de edad, cuando se definió como mujer transgénero, ha atravesado por un recorrido repleto de experiencias, tanto positivas como negativas. Su manera de ver la vida, desde una perspectiva optimista, la ha ayudado a mantenerse firme en los momentos difíciles y enfocada hasta lograr sus metas. 

Desde que tomé la decisión (de identificarme como transgénero) he afrontado un proceso largo, de aprendizaje y de educación, sobre todo para mi mamá, mi familia y amigos. No fue un cambio fácil. Por otra parte, también ha sido un proceso hermoso, repleto de experiencias, aventuras, riesgos, desilusiones y mucho más. A pesar de que he sufrido discriminación y rechazo en ocasiones, lo más importante es que puedo agradecer y estar feliz de vivir todo lo que viví. Gracias a mi pasado, soy la mujer que actualmente soy: fuerte, resistente y capaz de lograr todo lo que quiera, siempre y cuando crea en mí, en mi conexión con el universo y con Dios”, expresó.

La venezolana tiene cuatro años desempeñándose en el mundo artístico de Colombia; asegura que la experiencia es “mágica y maravillosa”. Ha tenido una excelente conexión con la mayoría de los productores, actores, cantantes y demás artistas con los que ha trabajado. “Siento que me apoyan, que me guían y me enseñan”, dijo. 

Lala’s Spa: un logro trascendental 

Desde 2020, Isabella Santiago se convirtió en la primera mujer transgénero en tener un papel protagónico dentro de la televisión colombiana (y latinoamericana). Lala’s Spa es una telenovela de drama y comedia que se estrenó los primeros días de abril de 2021 y, desde entonces, el recibimiento por parte del público ha sido mayormente positivo. 

El proyecto, producido y transmitido en el Canal Radio Cadena Nacional (Canal RCN), narra parte de la historia de Lala (Isabella Santiago), una peluquera transgénero con gran talento para su trabajo y un don para hallar la belleza de todas las personas. Vivió una época en París, Francia –donde hizo la transición de su identidad de género–, pero debe regresar a Colombia para ayudar a su madre con unas deudas que sumó cuando convirtió su peluquería en un spa. 

Isabella Santiago, la venezolana y primera actriz transgénero en protagonizar una telenovela en Latinoamérica
Foto: RCN

Para Santiago, Lala’s Spa es un seriado audiovisual muy importante para la comunidad LGBTIQ+, la cual asegura que es muy difícil que sea “escuchada o protegida”. Considera que es un gran paso para la inclusión, teniendo en cuenta que los roles de personas transgénero habían sido únicamente secundarios.

–¿Cómo supo que había sido seleccionada para el papel protagónico?

–Un día me llama mi manager y me dice “Ahora sí se derramó la última gota del vaso: te salió el proyecto de tu vida: ¡Lala’s Spa, la protagonista!”, pero me parecía algo increíble. Creo que fue un regalo del universo y de Dios. 

–¿Qué siente usted al ser la primera mujer transgénero en tener este logro? 

–Solo puedo decir que me siento orgullosa y feliz. Esto es una gran oportunidad que tuve gracias al canal RCN, al universo y a las personas que siempre han estado a mi lado diciéndome que yo puedo, que lo puedo lograr y que puedo llegar mucho más lejos. (…) Desde el momento que asumí mis retos profesionales, no me imaginé que sería la primera mujer transgénero en protagonizar una telenovela. 

–¿Cómo ha sido la experiencia trabajando en Lala’s Spa?

–Maravillosa. Tiene un proceso de mucho trabajo; he madrugado e incluso he pasado largas horas continuas en los sets, por compromiso al proyecto. A pesar de ser demandante, me hace sentir viva, me encanta. 

Inconformidades con su género

Nació el 18 de febrero de 1992 con cuerpo y nombre masculinos. Sin embargo, desde temprana edad sus actitudes y gustos eran muy diferentes a los que la sociedad establecía como norma. A los cinco años de edad sentía atracción hacia un niño y le escribió una carta, la cual cayó al suelo antes de llegar a su destino y fue recogida por la profesora. La citaron a dirección y llamaron a su madre para informarle al respecto. 

A partir de ese momento, comenzó a asistir a reuniones pedagógicas dos veces a la semana para “corregir” estas conductas. 

“Llamaban a mi mamá a decirle que yo tenía algo raro porque no daba puños ni me la pasaba brincando y corriendo como los otros niños, sino que era tranquila y andaba con las niñas. (…) Se suponía que yo era un niño al que debían gustarle las niñas, pero eso no pasaba”, confesó hace años en una entrevista para el diario colombiano El Tiempo.

Isabella Santiago. Foto: @isabela.san en Instagram

A los 17 años de edad, junto con su decisión sobre su identidad de género y orientación sexual, se mantuvo firme y decidió irse de su casa (donde vivía con su mamá, padrastro y dos hermanas) para evitar empeorar el malestar de su familia, que tenía fuertes convicciones religiosas.

Poco después se retiró del liceo, en donde era acosada y atacada por medio de burlas y comentarios ofensivos por empezar a exhibirse como realmente deseaba: como una mujer. 

Luego de un largo tiempo de esfuerzo y constancia, logró ahorrar el dinero necesario para realizarse el principal cambio físico a través de cirugías.

Etapa de modelaje 

El renombre de Isabella Santiago inició por medio del modelaje. En 2014 ganó el Miss International Queen en Tailandia con el apoyo de Gabriel Betancur, un amigo cercano. 

“No tenía manager ni apoyo externo. Tuve un periodo de tres años de preparación y también en el que reuní el dinero para poder viajar a Tailandia, ya que a mí me tocó cubrir todo económicamente. Gabriel se encargó de vestidos, trajes de baños, accesorios y toda la estética”, detalló. 

Isabella Santiago en el el Miss International Queen en Tailandia de 2014

Ese mismo año participó en otro concurso de belleza en Filipinas. Allí quedó en segundo lugar. En 2010 ganó la corona del Miss Gay Venezuela. 

Sus logros en el mundo del modelaje son notorios. No obstante, aseguró que no tiene pensado participar en otros concursos de belleza porque “esa etapa está más que lista” en su vida. 

¿Qué extraña de Venezuela?

Isabella confesó que extraña todo del país, como por ejemplo, estar en Caracas y poder ir a la playa cuando quiera. También añora ver a su tía, sobrinos y amigos.

“Extraño las empanadas, ¡las amo! Igualmente el clima, es algo único. Extraño todo, en realidad. Nunca me voy a poder desprender de mis raíces”, agregó.

El pasado y el futuro para Isabella Santiago 

Empezó en la actuación desde los 14 años de edad, época en la que soñaba con hacer cine y estar en las pantallas grandes. Desde su adolescencia desarrolló conocimientos teóricos y prácticos en el teatro por medio de preparatorios, talleres, y academias. 

Al cumplir la mayoría de edad se fue por primera vez de Venezuela y llegó a Alemania. De allí se dirigió a España para vivir por un tiempo en Madrid y luego regresar a Caracas, su ciudad natal. 

Luego se mudó a Miami, Estados Unidos, donde vivió por unos años. De allí viajó a Colombia para hacer un casting en la telenovela Nadie me Quita lo Bailao, en donde quedó seleccionada para encarnar a Mónica y así continuar su carrera artística.

Yo soy una persona que vive el momento, el día a día. Me enfoco en el momento que vivo ahora mismo porque siempre he creído que el presente representa el futuro. Todo puede pasar hoy, como puede pasar mañana y lo que ya pasó, pasó”, detalló.

Así es la forma en la que vive Isabella Santiago, aunque reconoció que tiene una lista de objetivos pendientes: aprender inglés fluido; estudiar actuación de cine en Nueva York; tener una casa frente a una playa; vivir con su familia y cerca de sus amigos; trabajar en muchas novelas y películas; y ganar un premio Oscar.

Noticias relacionadas