• Al ritmo del cuatro, arpa y maracas, los migrantes venezolanos difunden el joropo en tierras incas. Ellos bailan en eventos sociales, fiestas y en las calles, para promover las riquezas culturales a través de este baile típico 

Con alpargatas, liquiliqui, sombrero y vestido floreado, migrantes venezolanos enaltecen la riqueza cultural de su país al ritmo del joropo, la danza típica de los llanos de Venezuela que se empieza a popularizar en los rincones de Perú.

El zapateo y escobillaos de estos jóvenes venezolanos resuena en eventos sociales, inauguraciones, restaurantes y en las calles de la capital peruana. En cada presentación son ovacionados y aplaudidos por peruanos y compatriotas, que sin importar nacionalidad se reúnen para disfrutar un día diferente y apoyar las expresiones culturales.

Cada paso que marcan en el baile va con la responsabilidad de ser la carta de presentación de su país y de demostrar, como ellos mismos dicen, que los venezolanos tienen mucho que aportar al desarrollo de los países a los que migran.

Bailadores de joropo. Foto: Natalia Cordoves Canache

La llegada de más de un millón de venezolanos a Perú permite que estas presentaciones musicales se mantengan y que cada día tengan más reconocimiento en el país andino. Estos bailadores se llevaron su vestuario desde Venezuela, pero también han confeccionado algunos vestidos y trajes en Lima. Se les ve siempre alegres mientras bailan y la sonrisa en su rostro expresa el orgullo que sienten al representar las danzas típicas de Venezuela.

Esencia de un Florentino en tierras peruanas

Desde el año 2019, Reinal Giménez y Eugenia Matute, dos veinteañeros venezolanos, bailan joropo en las calles de Lima. Esta pareja despierta la curiosidad de decenas de peruanos que, cuando los ven danzar al son del arpa, el cuatro, la bandola y las maracas, es inevitable preguntarles sobre este baile criollo que es capaz de sacar las lágrimas de sus compatriotas en el extranjero.

Leer más  El pueblo tachirense San José de Bolívar buscará ser la zona azul de Venezuela
Bailadores de joropo. Foto: Natalia Cordoves Canache

Para ellos el bailar joropo no es un hobby, es un trabajo que se convirtió en su estilo de vida y que por ahora les permite mantenerse en Perú y solventar los principales gastos de alimentación y vivienda. Sin embargo, como la mayoría de los migrantes venezolanos en ese país, llegaron al mercado informal cumpliendo extensas horas laborales que en muchas ocasiones les hizo dudar si eran capaces de cumplir sus sueños viviendo en otro país.

Con la llegada de la pandemia por el covid-19 a Perú, se vieron obligados a permanecer en confinamiento y los proyectos artísticos que tenían en marcha se paralizaron. Después de tres meses los ahorros se acabaron y tuvieron que buscar de nuevo otros trabajos temporales alejados del baile.

Hemos superados adversidades desde migrar de nuestro país, quedarnos sin trabajo y hasta bailar en las calles, pero el espíritu de lucha que caracteriza a cada venezolano demuestra de lo que estamos hecho y gracias a Dios aquí en Perú, su gente apoya mucho la cultura y las expresiones artísticas” expresó Reinal Giménez para El Diario.

Una vez levantadas las medidas de restricción y con el avance de la vacunación contra el covid-19, regresaron a bailar en eventos, restaurantes y en las calles, todo un reto pero la necesidad de obtener dinero para mantenerse en Lima los ayudó a ganarse al público de nuevo y a disfrutar de cada paso que los hace sentir orgullosos de sus orígenes.

“Hay días buenos y otros no tanto, a veces no es importante el dinero que recibimos cuando bailamos, sino las palabras de felicitaciones de los peruanos y las de aliento de nuestros compatriotas, quienes nos motivan a seguir cada día porque con nuestro baile le estamos regalando un poquito de Venezuela”, manifestó Eugenia Matute para El Diario.

Una vez a la semana ensayan cada presentación y nuevos pasos en un parque o espacios públicos. Son contratados para bailar en restaurantes los fines de semana, mientras que de lunes a viernes lo hacen en las calles o en fiestas de cumpleaños o matrimonios de venezolanos y peruanos. También ayudan a sus compatriotas a practicar los pasos básicos de joropo, baile que presentan en competencias nacionales e internacionales.

Leer más  La nueva generación de periodistas deportivos enaltece la profesión en Venezuela

El rincón llanero de los venezolanos en Perú

Los domingos siguen siendo un día de compartir en familia y con los amigos para cientos de venezolanos que viven en Perú. Ellos se reúnen en espacios en los que puedan sentir ese calor familiar que tanto extrañan y en los que acondicionan un pedacito de su anhelada Venezuela.

Eris Ortiz y Manjelit Salas son oriundos de la ciudad de El Tigre, en el estado Anzoátegui. Desde hace más de tres años que llegaron a territorio peruano tenían claro que querían promover la cultura venezolana, pues desde muy pequeños bailan joropo y han estado vinculados a la música tradicional de su país y a las danzas nacionalistas.

Queremos que la cultura venezolana sea reconocida y respetada en Perú. Para mí el joropo me ha regalado muchas oportunidades y he conocido a personas valiosas que siempre quieren apoyar lo que hacemos”, contó Eris Oriz para El Diario.

Ellos bailan todos los domingos en un restaurante en los que se dan cita decenas de venezolanos, quienes estando tan lejos sienten cerca su hogar y a su familia a través de sus presentaciones musicales.

Bailadores de joropo. Foto: Natalia Cordoves Canache

Las redes sociales se convirtieron en sus mejores aliadas para difundir lo que hacen en Perú. Estas sirven para darse a conocer y encontrar nuevos contratos en los que estampan su identidad cultural a través del joropo venezolano.

“Es impresionante cómo un baile de tres minutos puede trasladarte a Venezuela. Se siente bien cómo los peruanos y venezolanos se emocionan cuando bailamos, nos preguntan del baile y siempre nos quieren tomar fotos”, comentó Manjelit Salas para El Diario.

Leer más  La nueva generación de periodistas deportivos enaltece la profesión en Venezuela

¿Qué es el joropo?

Es una expresión tradicional de música y baile que integra la poesía y el canto, típica de Venezuela​​​​, y que está en permanente evolución.

Según los historiadores, sus orígenes se remontan a mediados del año 1700, cuando en el caso venezolano, el campesino prefirió utilizar el término “joropo” en lugar de “fandango” para referirse a fiestas tradicionales y reuniones sociales y familiares.

Existe el joropo llanero, tuyero, oriental, criollo, entre otros. Es un baile de pareja enlazada, donde la mujer sujeta al hombre con ambas manos.

El hombre lleva la iniciativa y determina las figuras y pasos a realizar, este siempre usa sombrero; mientras que las mujeres usan flores. Este baile folclórico es el más representativo de los llanos venezolanos. Se interpreta en todas las épocas del año y en cualquier fiesta.

Corazón llanero

Estas parejas de bailadores de joropo tienen entre sus próximos proyectos crear una escuela para enseñar a bailar a peruanos y venezolanos. Además, aseguran que sería una forma de mantenerse conectados con las tradiciones de su país a pesar de estar a miles de kilómetros.

Estos migrantes forman parte de los venezolanos pioneros en dar a conocer está danza típica de Venezuela y promover el joropo en Perú. Así como ellos, otras parejas difunde estén baile en ciudades como Arequipa y Trujillo. Ellos expresaron que se sienten orgullosos de su cultura y aseguran que una manera de valorarla es promoverla desde el extranjero.

Cada semana con sus presentaciones fomentan la integración de ambos países y apuestan por el intercambio cultural para derribar algunos prejuicios que existen contra su nacionalidad.

Noticias relacionadas