• Organizaciones sin fines de lucro han instado, tanto a la sociedad civil como a medios de comunicación y autoridades de gobiernos, a usar otros términos como irregulares o indocumentados. Foto principal: EFE

La migración mexicana, cubana y ahora la venezolana se han caracterizado por, en muchos casos, no ser planificada. La razón es por la falta de la documentación requerida en los países a los que se dirigen, así como de recursos económicos. Esto hace que los migrantes ingresen por los pasos no habilitados, como ocurre a diario en las fronteras de Chile

La crisis migratoria al norte del país austral no ha cesado. Los ingresos clandestinos continúan y la mayoría son ciudadanos venezolanos que esperan encontrarse con parientes o poder rehacer sus vidas en este territorio. 

Desde el pasado 12 de febrero de 2022 en Chile comenzó a regir la nueva Ley de Migraciones, la cual elimina como delito el ingreso por pasos clandestinos, pero continúa siendo una infracción grave en términos administrativos y entre sus castigos está la orden de expulsión del país.  

Caridad Moreno es una joven venezolana que llegó a Chile a través de pasos no habilitados en marzo de 2021. Vivió en Perú por tres años, con su pareja e hijo, quien actualmente tiene cuatro años.

ilegales migrantes
Foto cortesía
blank
Económicamente estábamos estables. Podíamos pagar deudas, arriendo y servicios, pero pensamos que aquí tendríamos una mejor calidad de vida para nuestro hijo”, contó Caridad en entrevista para El Diario.

La joven ha vivido, desde su llegada, cómo algunos ciudadanos chilenos demuestran el rechazo hacia los migrantes irregulares, especialmente de la comunidad venezolana. Aseguró que desde su punto de vista, le genera indignación que los tilden de ilegales.

Leer más  Estudio reveló que la viruela del mono podría transmitirse por vía aérea

“Me hacen sentir como un delincuente. En mi experiencia ha sido muy difícil. No se toman un momento para ser más empáticos, conocer las historias. Te juzgan por estar indocumentado y no saben que detrás de cada persona hay una historia. No todos venimos a delinquir ni a hacer mal a este país”, expresó. 

Contó el trato discriminatorio al que se enfrentó en un centro asistencial del país, cuando llevaba a su hijo para que lo atendieran. La razón era que el pequeño no tenía el Rol Único Nacional (RUN) que es la cédula de identidad de Chile. 

“El único documento que tengo es el certificado de nacimiento y una enfermera me preguntó de manera ofensiva que cómo lo llevaba sin RUN, además de cuestionar el por qué había entrado al país de forma ilegal y si las autoridades estaban al tanto de mi situación migratoria. Al final me dijo que así no me iban a atender al niño”, recordó. 

Enfatizó igualmente lo difícil que se le ha hecho poder encontrar un trabajo, ya que en muchos de los lugares solicitan tener la cédula chilena y estar regular en el país. Aunque, en los últimos años, muchas empresas y comercios han permitido el ingreso de trabajadores indocumentado a quienes les brindan los mismos beneficios laborales.

blank
Actualmente cuento con el apoyo económico del papá de mi hijo. Tengo ya la autodenuncia por haber entrado por pasos no habilitados, pero a dónde he ido a buscar trabajo me han solicitado los papeles de acá (…) Estoy segura que muchos al igual que yo necesitan ofrecer una mejor calidad de vida a sus hijos”, finalizó.

Pero, ¿al cometer esta falta se le puede llamar ilegal a un extranjero? 

De acuerdo con una publicación realizada por Bill Frelick, director de la División de Derechos de Refugiados y Migrantes de Human Rights Watch, en el año 2014, llamar “ilegal” a un migrante por haber ingresado al país por los pasos fronterizos no autorizados por el gobierno de un país sería señalar a la persona de ser “ilegítimo o delictivo”. Además de insinuar que dicho extranjero no posee ningún derecho en el país al que llegó. 

Leer más  La ONU anunció la creación de un fondo común para canalizar la ayuda humanitaria a Venezuela

Julián Guzmán, presidente de la Federación Mesa Nacional Migrantes y Refugiados (Fenamir), coincidió con la publicación de Frelick. Destacó que es la acción que comete la persona la que debe ser considerada ilegal, pero no el extranjero. 

blank
Las personas nunca son ilegales. Utilizar el término conlleva, desde cierta percepción, que son personas no merecedoras de derechos y esto sería un trato discriminatorio”, enfatizó Guzmán en entrevista para El Diario.

El uso del término “ilegal” en los extranjeros es común, no solo que se escuche en la sociedad, sino también es publicado por medios de comunicación y mencionado por representantes de los gobiernos. 

En ese sentido, Guzmán tildó de “discriminatorio” que las mismas autoridades de un país  le den connotación a la palabra.

De acuerdo con la ONG Plataforma para la Cooperación Internacional sobre Inmigrantes Indocumentados (Picum) los términos que se deben emplear para llamar a un migrante que ingresó por pasos clandestinos son “irregular” o “indocumentado”.

Migrantes ilegales
Foto cortesía

Irregularidad de migrantes en Chile

Julián Guzman alertó que debido a la crisis migratoria en el país sureño ha habido un aumento en los delitos de tráfico de personas, de droga, entre otros. Es por ello que las organizaciones han exhortado a no realizar este tipo de ingreso al país y así no correr los riesgos que esto podría conllevar. 

Leer más  Expresar agradecimiento es saludable, entonces ¿por qué no somos más agradecidos?

La Policía de Investigación de Chile (PDI) informó que el ingreso por pasos clandestinos ha ido en alza en el país desde el año 2011, pero que empeoró durante la pandemia. Hasta septiembre de 2021 la cifra alcanzó más de 50.503 extranjeros de forma irregular, la mayoría procedente de Venezuela, seguidos por los bolivianos y haitianos.

En ese sentido, alentó a las autoridades chilenas a buscar respuestas colectivas con los gobiernos de los demás países de la región y así paliar la crisis migratoria de forma más organizada.

“Lo primero que debe ser el Estado, más allá de reconocer una dictadura en Venezuela o las violaciones de derechos humanos, es también reconocer un desplazamiento forzado del pueblo venezolano y permitir, siempre y cuando cumpla los requisitos establecidos tanto en los tratados internacionales y la Ley 20.430 Sobre Refugiado y su reglamento, hacer la solicitud en materia de Refugio. Nada se hace intentando parar el flujo si tus vecinos no toman ningún tipo de acción”, expresó.

La Organización de las Naciones Unidas (ONU), la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur), la Comisión Europea y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) han sido tajantes en manifestar que llamar “migrante ilegal” a una persona es negar su condición humana. Aunque es una lucha de años, es una forma de discriminación que se sigue observando en el mundo. 

Noticias relacionadas