• Muchos de estos extranjeros son venezolanos y entre ellos se encuentran niños y adolescentes

En rechazo a las políticas fronterizas del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, gobernadores republicanos han enviado a migrantes, muchos de ellos venezolanos y entre ellos niños, a entidades como Massachusetts y Washington DC para dejarlos a cargo de los demócratas.

El 14 de septiembre el gobernador de Florida, Ron DeSantis, envió dos aviones con decenas de extranjeros a la isla de Martha’s Vineyard, en Massachusetts. El representante de ese estado, Dylan Fernandes, en compañía de otras autoridades del lugar, recibió al grupo de migrantes y les proporcionó alimentos, así como atención médica.

blank
Los republicanos que se llaman a sí mismos cristianos llevan tiempo conspirando para utilizar vidas humanas -hombres, mujeres y niños- como peones políticos. Es malvado e inhumano”, escribió el demócrata Fernandes en su cuenta de Twitter.
Disputa entre gobernadores demócratas y republicanos: cientos de migrantes son enviados de un estado a otro

De acuerdo con un comunicado emitido por la oficina de DeSantis, la legislatura de Florida destinó 12 millones de dólares para “reubicar a los indocumentados” a estados “santuarios” como Massachusetts, Nueva York y California. 

Leer más  62 % de los migrantes venezolanos prefieren quedarse en Colombia

“(Allí) se facilitará la atención de estos individuos a los que han invitado a entrar en nuestro país incentivando la inmigración ilegal”, agrega el comunicado de la gobernación de Florida. 

El gobernador de Texas también retiró a migrantes de ese territorio

El traslado de migrantes a estados con gobiernos demócratas lo comenzó Greg Abbott, gobernador de Texas, quien desde abril de este año ha ordenado disponer de autobuses para trasladar a los extranjeros fuera de su territorio.

En esta oportunidad, envió a un grupo de 101 migrantes, en su mayoría venezolanos, a Washington DC. Las autoridades dejaron a estas personas al frente de la residencia de la vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris. 

Abbott expresó en un comunicado que luego de enviar migrantes a la capital estadounidense y la ciudad de Nueva York, también los enviaría a Chicago. Esto como parte de su respuesta a las políticas de “frontera abierta del presidente Joe Biden que abruman a las comunidades fronterizas de Texas”. 

Por su parte, la alcaldesa de Chicago, Lori Lightfoot, indicó en un comunicado que el arribo de migrantes a la ciudad no es nuevo y que Chicago da la bienvenida “a cientos de inmigrantes cada año”. También calificó de práctica racista la expulsión de estos extranjeros en los autobuses.

Leer más  Siete parejas de migrantes venezolanos se casaron en un albergue de México
Disputa entre gobernadores demócratas y republicanos: cientos de migrantes son enviados de un estado a otro

¿Qué dicen las políticas fronterizas de Joe Biden?

A inicios de abril de 2022, la Administración de Biden anunció el levantamiento de la medida sanitaria conocida como Título 42. Esta medida, que fue implementada por el Departamento de Seguridad Nacional, restringe la entrada a territorio estadounidense de quien represente un riesgo de introducir enfermedades al país.

También permite expulsar a migrantes o negarles el asilo por motivos de bioseguridad. Aunque su existencia se remonta a la Ley de Salud Pública de 1944, su implementación cobró importancia durante la Administración de Donald Trump (2017-2021), debido a la pandemia de covid-19.

Joe Biden, cuando apenas asumió el cargo en enero de 2021, envió al Congreso la propuesta de reforma denominada US Citizenship Act of 2021 (Ley de ciudadanía estadounidense de 2021). Este es un proyecto progresista que busca romper con las normas xenofóbicas de la anterior Administración y permitiría hacer cambios semánticos y normativos dentro del sistema migratorio nacional. 

Aunque la propuesta ha sido elogiada por defensores de la inmigración, la legislación enfrenta dificultades debido a la polarización política en el Congreso. Los demócratas tienen mayorías reducidas y requieren un mínimo de 10 votos republicanos para avanzar hacia el Senado. 

Leer más  Mujeres migrantes enfrentan mayores riesgos de violencia de género en México
Noticias relacionadas