• El derrumbe del inmenso bloque de hielo fue presenciado por turistas en el parque nacional de Queualt, un atractivo turístico chileno que es considerado uno de los principales termómetros para calibrar la temperatura del planeta 

Un glaciar colgante de 200 metros de altitud, ubicado en las alturas del parque nacional Queulat en la Patagonia de Chile, se derrumbó frente a varios turistas que estaban en el lugar y grabaron las imágenes que se viralizaron en redes sociales. 

Los expertos determinaron que las altas temperaturas y las inusuales lluvias debilitaron el hielo en las últimas semanas, reseñó EFE.

Este glaciar se conocía como “el ventisquero colgante” y pertenece a los bloques considerados principales en calibrar la temperatura de la Tierra. Glaciólogos chilenos explicaron que estas caídas se han vuelto habituales en los últimos años, lo que representa una prueba de la crisis climática que se vive en el planeta.

Compararon la situación en los glaciares chilenos con lo que se observa en el Himalaya y en los Alpes, donde los derrumbes de bloques de hielo se han multiplicado a causa del calor.

Chile: un país de impactantes témpanos

Se calcula que existen 20 mil km2 de glaciares en Chile, albergan casi el 80 % de este tipo de masas de hielo en Latinoamérica. 

Leer más  Pospusieron la reapertura del Parque Zoológico El Pinar

Rodrigo Soteres y Hans Fernández, ambos glaciólogos de la Fundación Glaciares Chilenos, contaron al portal Chile.Travel que los témpanos andinos ayudan a regular el clima local y regional, por lo que sus desapariciones representan un peligro para la humanidad.

La amenaza del cambio climático es motivo de preocupación para la comunidad científica.

“Gracias al análisis de imágenes satelitales sabemos que la abrumadora mayoría de los glaciares chilenos están perdiendo masa desde mediados del siglo XX y, particularmente, durante las últimas décadas”, explicó Soteres.

Se desprendió un glaciar en Chile debido a las altas temperaturas
Foto referencial

Soteres y Fernández destacaron el impacto que los glaciares tienen en la industria turística chilena y para asegurar el agua potable de la población, entre otras actividades productivas básicas.

Desprendimientos anteriores

En la región de Aysén, a 2.000 kilómetros al sur de Santiago de Chile, miles de turistas visitan el monte de San Valentín para ver el glaciar Exploradores, el más alto de la Patagonia, que hasta hace pocos años se podía apreciar a la media hora de entrar al parque y hoy hay que caminar tres horas para poder avistar algo del hielo.

Leer más  Pospusieron la reapertura del Parque Zoológico El Pinar

“Ha sido un retroceso lento pero ininterrumpido. No te das cuenta hasta que un día ves que la lengua del glaciar está mucho más lejos”, aseguró a EFE Manuel Berrocal, director Turismo Baguales.

Otra zona afectada es la de Campos de Hielo, con una disminución del 26 % en los últimos 38 años. El aumento global de las temperaturas es la única causa del retroceso en los glaciares del sur de Chile, según los expertos.

Los glaciólogos advirtieron que este deshielo podría agravar la sequía que vive Chile desde hace más de 13 años, pues estas reservas de agua nutren las cuencas, además alertaron que si estas superficies se siguen derrumbando la Tierra se va a calentar más rápido.

Noticias relacionadas