• La vicepresidenta del régimen de Nicolás Maduro, Delcy Rodríguez, indicó que para la primera fase serán atendidos los trabajadores de centros de salud públicos y privados

La vicepresidenta del régimen de Nicolás Maduro, Delcy Rodríguez, informó este miércoles 18 de febrero que inició el plan nacional de vacunación contra el covid-19 en Venezuela. Hasta el momento, solo se aplicarán las dosis del antiviral ruso Sputnik-V a los sectores priorizados como el personal de salud.

Indicó que la jornada comenzó en los estados Miranda, Vargas y el Distrito Capital. Esperan que en el transcurso de las próximas dos semanas se extienda a todo el territorio nacional.

Señaló que los primeros en recibir la vacuna Sputnik-V serán los médicos y enfermeras que laboran en las unidades de cuidados intensivos, unidades de triaje respiratorio, áreas de hospitalización por covid-19, áreas de emergencia, áreas de diagnóstico de pacientes respiratorios y laboratorios donde se realicen pruebas de diagnóstico molecular. También fue incluido el personal encargado del transporte de los pacientes.

“Inicia este plan de vacunación para atender a los que están en la primera línea de la batalla contra el covid-19”, señaló.

Mauro Zambrano, dirigente sindical del sector salud, informó en su cuenta de Twitter que los primeros centros de salud a los que llegó la vacuna fueron el hospital Periférico de Coche en Caracas, el hospital Victorino Santaella de Los Teques y el hospital José María Vargas de La Guaira. 

Indicó que solamente en Caracas están registrados 18.000 trabajadores sanitarios adscritos al Ministerio de Salud, el Instituto Venezolano de Seguros Sociales (IVSS), el Instituto de Previsión y Asistencia Social para el Personal del Ministerio de Educación (Ipasme) y la red Barrio Adentro. Del mismo modo, también serán incluidos los médicos y enfermeras que trabajan en clínicas privadas.

La primera vacunada

Foto: EFE

El gobernador del estado Miranda, Héctor Rodríguez, informó que el hospital Dr. Victorino Santaella de Los Teques es el primer centro de salud de la entidad en recibir la vacuna.  Allí inició el proceso de chequeo de las dosis y el registro del personal que será inmunizado.

Informó que la primera persona vacunada en el estado fue una médica cirujana de nombre Glendy Rivero. El proceso se realizó en el piso 9 del hospital centinela, el cual está destinado exclusivamente a la atención pacientes con coronavirus.

Durante su intervención, Rodríguez reconoció que luego de un año internados en el hospital para atender la pandemia, la mayoría del personal del Victorino Santaella enfermó en algún momento con el virus.

Señaló que los próximos días la vacuna estará disponible en los seis hospitales centinelas del estado ubicados en los ejes de Barlovento, Guarenas-Guatire, Valles del Tuy, Altos Mirandinos y los municipios del Área Metropolitana de Caracas. 

El gobernador estimó que cerca de 7.000 trabajadores de la salud serán inmunizados en Miranda, entre el personal de hospitales y de los 56 hoteles sanitarios del estado; además de todos los médicos encargados de las jornadas de despistaje en las comunidades.

Vienen más vacunas

El ministro de Salud, Carlos Alvarado, indicó que el lote de 100.000 vacunas que llegó a Venezuela este sábado 13 de febrero es solo el primero de varios cargamentos que el régimen de Nicolás Maduro planea importar desde Rusia en los próximos meses. Afirmó que el objetivo del plan nacional de vacunación será inmunizar al 70% de la población para alcanzar la inmunidad de rebaño.

“Queremos llevar un mensaje de tranquilidad, porque estas son apenas las primeras 100.000. De manera progresiva irán llegando nuevas dosis de vacunas que van a alcanzar la meta”, señaló. 

El 29 de diciembre de 2020, el régimen de Maduro anunció que había firmado un acuerdo con Rusia para adquirir 10 millones de dosis de la vacuna Sputnik-V. De acuerdo con estimaciones del Departamento de Asuntos Económicos y Sociales de las Naciones Unidas, la población actual de Venezuela es de 28.929.866 habitantes, por lo que el cargamento comprado apenas alcanzaría para cubrir al 34,5% del país.

Indicó que 60 hospitales centinelas fueron dotados con congeladores -equipo básico y necesario para la conservación de cualquier vacuna y medicamento- debido a que la Sputnik-V necesita preservarse en un espacio con temperaturas de -18 grados centígrados.

Una vacuna segura

Creada por el Centro Nacional Gamaleya de Epidemiología y Microbiología de Rusia, la vacuna Sputnik-V fue la primera registrada contra el covid-19 en el mundo en agosto de 2020. Aunque al principio despertó sospechas en la comunidad científica internacional por la falta de información sobre sus ensayos clínicos, las dudas fueron despejadas en diciembre luego de conocerse los resultados de su fase III.

El 2 de febrero de 2021 la revista británica The Lancet publicó un análisis provisional sobre la vacuna en el que determinó que tiene 91,6% de efectividad contra el virus. Es el tercer antiviral con más de 90% después de la de Pfizer/BioNTech (95%) y Moderna (94,1%).

Controversias con la vacunación

Desde la llegada del cargamento de la vacuna a Venezuela, el régimen de Nicolás Maduro informó que en esta primera fase se daría prioridad al personal de salud. Así como a los docentes que se incorporarán en marzo a las clases presenciales.

Del mismo modo, ya había explicado que militares y policías también formarían parte del plan de vacunación por su trabajo en las calles. Además, dijo que serán vacunados trabajadores sociales y 14.000 brigadas del Movimiento Somos Venezuela, partido político al que encargó la administración de las Bases de Misiones Socialistas. Anteriormente, el gobernante señaló que los brigadistas realizarán jornadas casa por casa para “buscar a las víctimas del bloqueo y las sanciones”.

Sin embargo, en una alocución realizada este martes 17 de febrero, Maduro generó polémica en las redes sociales al declarar que entre los sectores prioritarios del plan estarán además miembros de los altos cargos del régimen, como alcaldes, gobernadores, ministros y diputados.

“En el plan nacional de vacunación van incluidas autoridades que por su trabajo justifican su actividad de calle, su protección especial para que el Estado continúe su marcha, para continuar su trabajo. Igualmente los diputados y diputadas también serán vacunados en esta primera etapa”, afirmó.

Para argumentar su decisión, mencionó casos recientes de autoridades que perdieron la vida a causa del coronavirus, como Luis Hidalgo y Stalin Nava, alcaldes respectivamente de Boconó y Pampán, en el estado Trujillo. También recordó el caso del jefe del gobierno del Distrito Capital, Darío Vivas, quien falleció por la misma razón el 13 de agosto de 2020, y del diputado de la Asamblea Nacional de chavismo, Jean Carlos Martínez, quien murió el 31 de enero.

Maduro fue criticado por priorizar a políticos y militares. Pues el protocolo de la Organización Mundial de la Salud pide a los países centrar su vacunación solo en el personal médico y personas en situación de vulnerabilidad, como adultos mayores o con condiciones de salud preexistentes.

De momento la Sputnik-V es la única vacuna registrada por el régimen de Maduro, aunque eso podría cambiar pronto. Este miércoles, durante una rueda de prensa, el gobernante abrió la posibilidad de abrir al mercado privado la adquisición de vacunas. “Podría ser (…) en medio de la batalla contra las sanciones malo no sería”, comentó.

La viceministra de la Red de Salud Pública, Marisela Bermúdez, anunció que el Ministerio de Salud ya inició los trámites para importar otras vacunas.

Noticias relacionadas