• Distintos organismos de todo el mundo rechazaron las destituciones de magistrados y del fiscal general de El Salvador por parte de la Asamblea Legislativa de mayoría oficialista. Foto: EFE

La Asamblea Legislativa de El Salvador, que es de mayoría oficialista, aprobó la noche del 1° de mayo una serie de destituciones. Estas abarcan a magistrados titulares y suplentes de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia. Además, fue destituido también el fiscal general, Raúl Melara.

La Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia de El Salvador declaró inconstitucional la decisión de la Asamblea Legislativa. Pidió a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) dictar “medidas cautelares urgentes”.

El procurador de Derechos Humanos de El Salvador, Apolonio Tobar, le hizo un llamado a la OEA para que medie en una salida pacífica a la «alteración del orden constitucional» que, a su juicio, enfrenta el país. También exhortó a las Naciones Unidas y a la comunidad internacional a mediar para generar en El Salvador “un clima positivo de gobernabilidad». Tobar pidió a los funcionarios públicos ejercer sus funciones conforme al principio de legalidad y el respeto irrestricto de los derechos humanos.

El fiscal destituido y Marina Marenco de Torrento, magistrada destituida, dieron a conocer el domingo 2 de mayo sus cartas de renuncia. En ellas señalaron que la votación realizada por la Asamblea Legislativa para su destitución es «inconstitucional».

La percepción de la comunidad internacional ante la crisis de El Salvador
Asamblea Legislativa. Foto: EFE/Rodrigo Sura

Las decisiones del Parlamento salvadoreño generaron múltiples críticas por parte de los organismos y gobiernos internacionales. El equipo de El Diario agrupó algunos de los testimonios de quienes rechazan las acciones políticas del Ejecutivo de Nayib Bukele, al cual han calificado de dictador.

OEA: “Cuando las mayorías imponen una visión única”

La OEA condenó la destitución, por parte de la Asamblea Legislativa de El Salvador, de los magistrados de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema y del fiscal general. También expresó su desacuerdo por las acciones del Ejecutivo. 

“En la democracia las mayorías tienen la responsabilidad de ser garantes fundamentales para asegurar el respeto a los derechos humanos y las libertades primordiales; el acceso al poder y su ejercicio con sujeción al Estado de derecho; el régimen plural de partidos y organizaciones políticas; y la separación e independencia de los poderes públicos”, señaló la Secretaría General de la OEA en un comunicado publicado el 2 de mayo.

El organismo interamericano advirtió que “cuando las mayorías imponen una visión única y uniformizada para el resto del sistema político, están socavando los principios” de una nación.

Estados Unidos expresó “profunda preocupación”

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, le expresó a Bukele el mismo 2 de mayo una “profunda preocupación” por la decisión de la Asamblea Legislativa de destituir a los magistrados y al fiscal general, Raúl Melara. 

“Un Poder Judicial independiente es esencial para la gobernabilidad democrática. Melara luchó contra la corrupción y la impunidad y es un socio eficaz para combatir el crimen tanto en Estados Unidos como en El Salvador”, dijo en una conversación telefónica Blinken, según un comunicado difundido por el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price.

Las ONG de El Salvador denunciaron usurpación

Más de 20 organizaciones sociales y gremios empresariales de El Salvador denunciaron el 2 de mayo los hechos ocurridos en contra de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia y desconocieron a los abogados electos por la Asamblea Legislativa para ocupar los cargos de magistrados.

«Desconocemos el mandato de las personas que han usurpado, incluso por la fuerza, las funciones de órganos constitucionalmente elegidos y cuyas actuaciones serán ilegítimas y constitutivas de delitos y otras responsabilidades personales», señalaron en un comunicado.

Posición de la CIDH y de Amnistía Internacional

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) rechazó las destituciones de los magistrados de la Corte Suprema de Justicia y del fiscal general. 

La CIDH rechaza la decisión de la Asamblea Legislativa, el 1° mayo, de destituir al pleno de magistrados titulares y suplentes de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia y al fiscal general sin debido proceso ni causas específicas constitucionales, lo que pone en riesgo el Estado de derecho”, señaló la entidad en Twitter.

Instó al gobierno salvadoreño a respetar la sentencia de la sala que declaró inconstitucional la resolución del Parlamento, y a garantizar la separación de poderes y el orden democrático.

Por su parte, Amnistía Internacional (AI) advirtió que los derechos humanos “están en peligro» en El Salvador después de que la Asamblea Legislativa votara por destituir a los magistrados constitucionales del Supremo y al fiscal general, Raúl Melara.

“Este fin de semana el mundo atestiguó un intento más de las autoridades salvadoreñas de llevar al país a aquellos momentos de su historia donde los derechos humanos eran pisoteados cotidianamente”, dijo en un comunicado la directora para las Américas de AI, Erika Guevara Rosas.

Josep Borrell y la preocupación de los últimos eventos

El alto representante para la Política Exterior de la Unión Europea (UE), Josep Borrell, comentó este lunes 3 de mayo que en El Salvador se está cuestionando el funcionamiento del Estado de derecho. 

“Siguiendo con preocupación los últimos eventos en El Salvador, que cuestionan el funcionamiento del Estado de derecho y la separación de poderes. La seguridad jurídica y fiscal de los magistrados en el ejercicio de sus funciones debe ser plenamente garantizada”, escribió Borrell en su cuenta de Twitter.

Destituciones podrían generar crisis económica

Organizaciones de la sociedad civil advirtieron este lunes 3 de mayo de la posibilidad de una crisis económica en El Salvador tras la destitución de los magistrados propietarios y suplentes de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) y del Fiscal General.

«Muchas veces se piensa que los aspectos democráticos están separados de los aspectos económicos pero no es así, tarde o temprano una crisis democrática se traduce en una crisis económica», indicó el economista Ricardo Castaneda, coordinador para El Salvador del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi), en una conferencia de prensa.

Castaneda explicó que los precios en los bonos en los mercados internacionales han tenido una caída significativa en El Salvador, lo que significa como el primer impacto en la economía.

ONU pide que sea respetada la Constitución

António Guterres, secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), pidió este 3 de mayo al gobierno de El Salvador respeto a la Constitución y a la separación de poderes tras la decisión de la Asamblea Legislativa. 

“El secretario general pide respeto a las provisiones constitucionales, al estado de derecho, a la división de poderes, con vistas a preservar el progreso democrático logrado por el pueblo salvadoreño desde la firma del acuerdo de paz”, señaló Stéphane Dujarric portavoz de la ONU en una conferencia de prensa.

La percepción de la comunidad internacional ante la crisis de El Salvador
António Guterres. Foto: Reuters

Reacción de Bukele

Luego de la primera sesión de la Asamblea Legislativa, Bukele se mostró satisfecho con los resultados.

“Falta mucho por cambiar en nuestro país, pero está claro que no pueden hacerlo todo en un día. Sé que la mayoría del pueblo salvadoreño espera con ansias la segunda plenaria”, aseguró.

Julio Borges, comisionado Presidencial para las Relaciones Exteriores de Venezuela, escribió en Twitter que las dictaduras no son de “derecha o izquierda”, “buenas o malas”. Ante estas declaraciones, Bukele respondió: 

“Si ustedes quieren llegar al poder para dejar al fiscal de Maduro y a la Corte de Maduro, mejor díganle al pueblo la verdad. Díganles que apoyarlos a ustedes es igual que apoyar a Maduro. En El Salvador, nos costó 30 años liberarnos del régimen. No vamos a retroceder ahora”, escribió en Twitter el mandatario salvadoreño.

Noticias relacionadas