• El martes 15 de junio venció el mandato de Fatou Bensouda (2012 – 2021) ante el organismo con sede en La Haya

Karim Khan es un abogado especialista en derecho penal internacional e internacional en derechos humanos. A sus 50 años de edad asume este martes 15 de junio el cargo de fiscal jefe de la Corte Penal Internacional (CPI) en sustitución de Fatou Bensouda. Khan fue elegido para el puesto el 12 de febrero por una mayoría de 72 países firmantes (de los 122) del Estatuto de Roma.

Tres fiscales. Desde la formación de la CPI en 2002 se han escogido tres fiscales. Luis Moreno Ocampo, de Argentina; Fatou Bensouda, de Gambia, y Karim Khan, de Escocia.

Fue desde 2018 y hasta el 14 de junio asesor especial del secretario general de las Naciones Unidas (ONU), Antonio Guterres. Se desempeñaba como jefe del equipo de investigación de esta institución sobre posible genocidio, crímenes de lesa humanidad y crímenes de guerra cometidos por el Estado Islámico en Irak.

En el pasado, Khan también fue abogado defensor en la CPI y trabajó desde 1997 hasta 2007 en casos sobre genocidio y crímenes contra la humanidad en fiscalías de los Tribunales Internacionales Especiales para Ruanda, la antigua Yugoslavia, Camboya, Líbano y Sierra Leona.

Karim Khan: la trayectoria del nuevo fiscal de la Corte Penal Internacional
Foto cortesía

Khan fiscal y defensor

Entre 1993 y 1996 fue fiscal en el Servicio de Fiscalía de la Corona de Inglaterra y Gales y también se desempeñó como fiscal superior de la Corona en 1995. En 2008 defendió como abogado principal a la periodista francesa del diario Le Monde Florence Hartmann, quien fue acusada de desacato al tribunal cuando se desempeñó como portavoz principal de la CPI para la antigua Yugoslavia y para la fiscal en el capítulo Ruanda, Carla del Ponte. 

Desde 2008 y hasta 2010 también defendió ante la CPI a Bahr Idriss Abu Garda, líder del grupo sudanés Frente de Resistencia Unida. Al año siguiente representó como abogado principal a Francis Muthaura ante esta misma instancia, ya que era acusado de violencia poselectoral. 

Khan ha armado su reputación como defensor tanto de víctimas como de victimarios. Un caso polémico fue cuando en 2010 defendió al exvicepresidente del Congo, Jean – Pierre Bemba y logró que fuera absuelto de 18 años de prisión a los que había sido condenado por crímenes de guerra y de lesa humanidad cometidos por sus funcionarios de seguridad en la República Centroafricana en 2002.

La labor de Khan en Irak

En 2018 Karim Khan asumió, bajo mandato del Consejo de Seguridad de la ONU, el reto de investigar y reunir las pruebas de los actos cometidos por el autodenominado Estado Islámico en Irak, con el objetivo de juzgar a algunos de sus responsables por crímenes de lesa humanidad, guerra y genocidio. 

Durante su estancia en el cargo, Khan se reunió con líderes gubernamentales, religiosos y comunitarios en todo Irak. Además realizó una extensa búsqueda en fosas comunes, registros telefónicos, documentos de la organización yihadista y recaudó testimonios de los sobrevivientes. 

“No estamos en la Edad Media. Estamos en un tiempo en el que enviamos misiones a Marte pero, al mismo tiempo, debemos presenciar crucifixiones, violaciones, esclavitud y crueldad. Para nosotros es un honor servir a los sobrevivientes, que son los verdaderos héroes”, dijo Khan en una entrevista para el diario El Mundo en agosto de 2020 sobre su trabajo en Irak.

Karim Khan: la trayectoria del nuevo fiscal de la Corte Penal Internacional
Foto: ONU

Los hitos de Fatou Bensouda la fiscal antecesora de Khan 

Tras nueve años de servicio, el martes 15 de junio culminó el mandato de Bensouda ante la Corte Penal Internacional. Durante su gestión abrió investigaciones en Afganistán, acusaciones contra tropas de Estados Unidos, también se investigó en Georgia sobre supuestos delitos cometidos por el Ejército ruso (suceso conocido como la Guerra de Osetia del Sur en 2008) y en Palestina por los crímenes que supuestamente ha cometido Israel y el movimiento islamista Hamás. 

Sin embargo, debido a la falta de colaboración por parte de los países investigados, ninguno de los estudios ha generado, hasta el momento, órdenes de arresto. Pero también tuvo éxito en otros aspectos: logró que se le pusiera atención a los delitos sexuales y de género, los cuales “no recibían la atención que merecen de la comunidad internacional” dijo Bensouda en una entrevista previa a Efe. 

Además, su oficina desarrolló en 2014 una estrategia pública para procesar a los sospechosos de crímenes sexuales y de género. Así la teoría pasó a la práctica, puesto que la CPI impuso sus primeras condenas por crímenes sexuales, una fue al exguerrillero Bosco Ntaganda quien fue acusado de permitir que los hombres a su cargo abusaran sexualmente de menores de edad en la República Democrática del Congo. 

Otra condena fue para el excomandante ugandés del Ejército de Resistencia del Señor Dominic Ongwen por los delitos de matrimonio forzado y embarazo forzado, es decir, que surgió luego de una violación.

(Photo by PETER DEJONG / POOL / AFP)

Bensouda sobre Venezuela 

La exfiscal de la Corte Penal Internacional (CPI), Fatou Bensouda, reiteró 5 de de junio que el examen preliminar que adelanta el organismo de justicia internacional contra el régimen de Nicolás Maduro muestra que “se han cumplido la mayoría de los criterios para la apertura de una investigación preliminar”. En 2020 se concluyó que hay “fundamentos razonables” para considerar que individuos del gobierno o a favor del mismo han cometido “los crímenes de lesa humanidad de encarcelación u otra privación grave de la libertad física en violación de normas fundamentales de derecho internacional”.

Bensouda informó, durante una entrevista para France24,  que la CPI está muy cerca de determinar si el caso de Venezuela avanza a la fase de investigación, en la que se abriría una investigación formal contra funcionarios del régimen por crímenes de lesa humanidad. 

Durante dicha entrevista, Bensouda desmintió a Tarek William Saab, fiscal del régimen venezolano, quien aseguró el pasado 27 de mayo que el organismo de justicia internacional había “vulnerado su derecho a la defensa” durante la fase preliminar del caso. 

“Hemos solicitado que se nos transmita información sobre el material y las pruebas pertinentes que estén en el examen preliminar. Dado que hasta la fecha no se nos ha proporcionado información detallada de cuáles son los hechos investigados”, comentó Saab durante una rueda de prensa. Ante estas declaraciones, Bensouda desmintió la información divulgada por el funcionario chavista.  

“Con total respeto, es incorrecto. Mi oficina se ha comprometido extensivamente con Venezuela incluso con la más alta autoridad”, respondió Bensouda.

Proceso contra el régimen de Nicolás Maduro ante la CPI

El 27 de septiembre de 2018, Argentina, Canadá, Colombia, Chile, Paraguay y Perú enviaron una solicitud a la Corte Penal Internacional para que investigue crímenes de lesa humanidad ocurridos en Venezuela durante la gestión de Nicolás Maduro. Sin embargo, el gobierno de Alberto Fernández anunció el 27 de mayo que se retiró de la demanda ante la CPI impulsada por su antecesor, Mauricio Macri. 

La Fiscalía enumera delitos como tortura, violación y/u otras formas de violencia sexual de gravedad comparable, y persecución de un grupo o colectividad con identidad propia fundada en motivos políticos.

Una mujer sostiene una bandera de Venezuela durante una vigilia por las víctimas de la violencia en Caracas. 5 de mayo de 2019. REUTERS/Ueslei Marcelino

La información de la Fiscalía, según se lee en el documento, señala directamente a las fuerzas de seguridad del régimen. Se trata, específicamente, de: la Policía Nacional Bolivariana (PNB); el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin); la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim);  la Fuerza de Acciones Especiales (FAES); el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC); la Guardia Nacional Bolivariana (GNB);  el Comando Nacional Antiextorsión y Secuestro (Conas) y ciertas otras unidades de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB).

Khan asume como nuevo fiscal de la CPI en un contexto en el que distintas ONG venezolanas, organismos internacionales, la Asamblea Nacional legítima y la comunidad internacional, presionan para lograr que se investigue a Nicolás Maduro por crímenes de lesa humanidad.

Noticias relacionadas