• La coordinadora del proyecto, Anitza Freites, indicó que en el país se mantiene el deterioro de la infraestructura y de los servicios básicos

El Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB) presentó la Encuesta Nacional de Condiciones de Vida (Encovi) del año 2022. Se estudiaron aspectos relacionados con educación, salud general, migración internacional, trabajo, pobreza y desigualdad y programas sociales.

El estudio determinó que en Venezuela la institucionalidad continúa perdida y existen cambios económicos, sociales y demográficos. Además, arrojó que hubo una reducción de la cobertura educativa.

Anitza Freites, coordinadora del proyecto Encovi, precisó que en el año 2022 observaron una ralentización de la actividad económica (7,2 %), en comparación con el segundo semestre de 2022 y preve que caerá en 2023 a una tasa del 4,4 %. 

Freites destacó que son niveles de actividad que se pudieran considerar altos, pero que todavía son insuficientes para la recuperación a los tiempos pre crisis.

“Una combinación de factores dan cuenta de esos resultados, los cuales tienen que ver con el deterioro de la infraestructura y de los servicios básicos, el escaso acceso al crédito bancario, la falta de capital humano, el bajo ingreso real de los consumidores, el bajo crecimiento de la producción petrolera, así como los efectos de algunas sanciones”, detalló.

Sostuvo que aunque se superó la hiperinflación que se produjo desde 2017, Venezuela todavía figura como la economía más inflacionaria del mundo y se estima que puede cerrar 2022 con una inflación del 125 %. 

Reducción de la cobertura educativa

Respecto al ámbito educativo, Anitza Freites indicó que la tasa de cobertura global educativa ha venido cayendo. En pandemia, la Encovi 2021 reveló que habían 550.000 estudiantes menos respecto al periodo 2019-2020.

“Volvemos en el periodo académico 2021-2022 a la presencialidad pero con menos estudiantes, lo que era previsible si no se hubieran implementado medidas que ayudaran a la retención de la población escolar ”, añadió. 

El estudio arrojó que menos de 2 de cada 3 personas (población entre 3 y 34 años de edad) se declararon inscritos en un centro educativo para el periodo 2021-2022.

Encovi 2022: se redujo la cobertura educativa y se ralentizó el nivel de la actividad económica en Venezuela

Freites precisó que observan con preocupación el continuo descenso de la cobertura escolar entre la población de 3 a 5 años de edad, en la que casi la mitad de ese grupo no están contando con el aporte que proporciona la educación inicial.

Explicó que eso significa que se tendrán generaciones que van a avanzar en su trayectoria educativa con los déficits que han venido acumulando desde antes de la pandemia y que se intensificaron durante la misma.

La Encovi estimó en un millón y medio la cifra de niños, niñas y adolescentes que permanecieron fuera del sistema educativo en el periodo 2021-2022.

Por otra parte, Freites señaló que hubo una leve recuperación de la población de 18 y 24 años de edad inscrita. Esta corresponde a las personas que están cursando estudios universitarios.

Leer más  Cómo diferenciar una distracción habitual del trastorno por déficit de atención e hiperactividad

Razones de inasistencia

La Encovi reveló que se han reducido las oportunidades educativas para hombres y mujeres. En su estudio describen que la razón principal que lleva a los jóvenes a dejar los estudios no es el factor económico, sino la poca pertinencia de la oferta educativa.

La brecha de género se ha reducido y el nivel de cobertura educativa entre hombres (62 %) y mujeres (63 %) es similar en el año 2022.

Los jóvenes señalan la falta de interés en los estudios, aunque hay otras razones de peso como el trabajo, señalado por los hombres, y la maternidad y los cuidados por las mujeres”, destacó Anitza Freites.

Respecto a la inequidades en el acceso a la educación, el estudio señala que la diferenciación racial es más evidente en las edades adolescentes y jóvenes, donde existe una desventaja mayor entre la población negra, hecho relacionado a una mayor incidencia de la pobreza.

En este sentido, Freites enfatizó que la situación de pobreza aumenta los riesgos de exclusión educativa, debido a que los hogares buscan maximizar el aprovechamiento de su fuerza de trabajo para compensar la merma de los ingresos familiares.

Encovi 2022: se redujo la cobertura educativa y se ralentizó el nivel de la actividad económica en Venezuela

Recuperación de la institucionalidad

Anitza Freites indicó que el Estado venezolano tiene la tarea pendiente de recuperar las instituciones, las cuales deben accionar para atender las necesidades de la población más vulnerable.

“El restablecimiento del sistema estadístico nacional y la democratización de su acceso, así como la transparencia en los procesos de planificación, y de asignación y gestión presupuestaria, son tareas ineludibles”, aseveró.

Mencionó que la recuperación de la intencionalidad en todos los órdenes y su sostenibilidad es la base para el restablecimiento de la confianza.

Salud de la población

Anitza Freites puntualizó que en las encuestas obtenidas en la Encovi 2022 se registró que los problemas de salud volvieron a cifras prepandemia. Cerca de 1 de cada 5 personas reportó algún problema de salud o enfermedad, equivalente al 20 % de la población.

Aunque en la Encovi anterior abarcaron varios aspectos como la salud infantil, la salud sexual y reproductiva, en el caso de la investigación realizada en 2022 tuvieron que acortar la agenda y englobar los datos sobre la salud en general.

En 2022 se incrementó a 63 % la consulta médica y se redujo la brecha de género de atención (61 % hombre y 64 % mujeres).

“La búsqueda de atención va escalando en función de la edad. De 1 de cada 3 adultos mayores que presentaban algún problema de salud, al menos 63 % buscó ayuda médica”, detalló.

Además, agregó que la posibilidad de buscar atención es de 70 % en el quintil más rico y 58 % en el más pobre. Aunque 9 de cada 10 personas buscan la atención de un médico, los investigadores notaron un aumento del 7 % de quienes acuden a los farmacéuticos.

Leer más  La revista Time nombró a Volodímir Zelenski como persona del año

Encontraron que han disminuido el uso de servicios públicos como los hospitales y ambulatorios. “La suma de estos dos lugares de atención son los que concentran la mayor frecuencia de personas que buscan ayuda, pero ha disminuido respecto a los Encovi anteriores”, puntualizó.

De acuerdo con la Encovi 2022, aumentó a 10 % la población que declaró estar afiliada a un seguro médico, un aumento significativo debido a que el estudio realizado en 2021 determinó que solo el 3 % tenía alguna cobertura.

Por otra parte, el 47 % de los encuestados indicó estar asegurado por el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS) o algún instituto público, 20 % dijo tener un seguro contratado por una institución pública y 15 % por una empresa privada.

“La cuantificación de la migración venezolana es un problema que no está resuelto”

Freites enfatizó que el Estado sigue sin publicar estadísticas oficiales sobre los movimientos migratorios. “Sabemos que esa información se recoge y que está sistematizada pero no se da a conocer”, añadió.

Migrantes venezolanos: Las últimas cifras revelan que hay más de 6 millones de migrantes.

Recordó que la plataforma de Coordinación Interagencial para Refugiados y Migrantes de Venezuela (R4V) ha realizado un trabajo de consolidación de información proveniente de fuentes oficiales de los principales países destinos de la migración venezolana. 

En este sentido, precisó que aunque han contribuido a monitorear el stock de los migrantes venezolanos y sus características, se requieren otras fuentes de información.

Unos 3.800 migrantes irregulares varados en Panamá han retornado a Venezuela
Personas migrantes venezolanas hacen fila para ser registrados por migración, en el pueblo de Bajo Chiquito (Panamá), en una fotografía de archivo. EFE/ Bienvenido Velasco

Sobre el perfil de los migrantes, Freites indicó que se mantiene la preeminencia de los hombres entre los migrantes recientes. Además, sostuvo que la población migrante se va mostrando menos joven.

“Al comienzo los migrantes estaban representados por personas entre 15 y 29 años de edad, ahora lo constituyen en su mayoría la población de 30 a 49 años”, aseveró.

Estatus migratorio: 2 de cada 3 migrantes tiene un estatus regular.

16 %

adquirió la ciudadanía

22 %

tiene permiso de permanencia

27 %

tiene permiso temporal

Desde las Encovi anteriores, la razón principal de quienes deciden irse del país es en búsqueda de trabajo. Para 2022, al menos el 75 % de los encuestados indicó que salió de Venezuela por la necesidad de encontrar empleo.

Sin embargo, los investigadores observaron que la reunificación familiar está cobrando importancia. “Ha aumentado la migración de nietos, hermanos, yernos, entre otros, relacionado con los procesos de reunificación familiar, lo que constituye señales de cierto establecimiento de los migrantes en los países de destino”, explicó Freites.

 El envío de remesas se redujo a 49 %, cuando en el año 2021 fue de 59 %. “Hay un aumento importante de los migrantes que redujeron la cantidad y frecuencia de las ayudas”, enfatizó Freites.

Perspectivas del proceso migratorio

La coordinadora Anitza Freites aseveró que se necesitan mayores esfuerzos para dimensionar y caracterizar a la población venezolana en los principales países de destino. Sostuvo que el Estado debe despolitizar el hecho migratorio y dejar de estigmatizar a las personas que se fueron del país.

Comentó que no se vislumbra un proceso de retorno masivo porque no están dadas las condiciones en Venezuela para recibir de vuelta a esa oleada migratoria. “En las diferentes mediciones de Encovi, la proporción de migrantes retornados reportados por los hogares no supera el 6 %”, puntualizó.

Repunte en la actividad laboral

Luis Pedro España, investigador de la Encovi, precisó que el país tiene una mayor actividad económica, lo que significa que la de las personas también aumentó. “Recuperamos la actividad económica que se tenía en 2019”, indicó.

Leer más  Lista de la BBC: Yulimar Rojas es una de las 100 mujeres más influyentes de 2022

Señaló que en el país la población económica activa es del 56 %. Mencionó que la actividad fue aumentando hasta el año 2018, pero a partir de 2019 se tuvo una caída importante, pero que ahora los niveles volvieron a recuperarse en 2022.

En cuanto a la actividad económica según la rama de actividad, España detalló que se registró una caída en el área de la agricultura. Sin embargo, hubo una recuperación importante en el sistema de transporte y la administración pública.

El empleo formal creció hasta ser el 50 % de los ocupados, mientras que el empleo informal se redujo 7,7 puntos porcentuales.

España señaló que hubo una recuperación en el promedio de las remuneraciones. Los encuestados que laboran en empresas públicas dijeron tener ingresos aproximados de 113,3 dólares mensuales, los que trabajan en empresas privadas 149,8 dólares y por cuenta propia 142,3 dólares.

Usuarios denuncian que los bancos nacionales no están ofertando dólares

Pobreza y desigualdad

Luis Pedro España destacó que por primera vez en siete años la pobreza multidimensional se redujo en el país. “50 % de los hogares no son pobres, lo que supone una reducción de casi 5 puntos porcentuales respecto a 2021”, indicó.

La reducción es producto de las mejoras en el ingreso y en el empleo. España señaló que la pobreza por razones sociales aumentó de 31 % en 2019 a 42 % en 2022, mientras que la pobreza por razones económicas se redujo de 69 % en 2019 a 58 % en 2022.

Para poder hacer que esos venezolanos que no tienen los atributos o habilidades para acceder a ese crecimiento, el Estado debe producir políticas públicas para sacar a esos venezolanos de esa situación y poderlos meter competitivamente en el mercado”, aseveró.

Afirmó que, de no emplear políticas públicas de inclusión social, se podría llegar a un “valle” en el cual no se va a poder seguir recuperando la pobreza solo por crecimiento económico. 

La Encovi destaca que aunque la pobreza monetaria también se redujo, creció la desigualdad. “Venezuela ya es el país más desigual del mundo desde el punto de vista del ingreso”, agregó España.

Noticias relacionadas