• La comunidad de migrantes más grande del país austral es la venezolana. Ahora, muchos de ellos están saliendo de Chile por diversas razones, entre ellos el miedo de repetir la historia de Venezuela

La crisis social de Chile, sumada al impacto en la economía originado por la pandemia y la guerra entre Ucrania y Rusia, han hecho que las condiciones de la nación se conviertan en poco atractivas para algunos ciudadanos venezolanos que viven en el país. Para muchos, la solución ha sido optar por una segunda migración. 

Johandry Ruiz*, de 30 años de edad, llegó a Chile con su pareja el 24 de enero de 2021. Vivió por dos años en Perú, pero por la crisis que produjo la pandemia, decidió migrar nuevamente, en esta oportunidad con destino al país austral.

La situación era muy complicada en Perú cuando llegó la pandemia. Perdí mi trabajo y no tenía cómo sobrevivir, cómo sostener a mi hijo y tampoco cómo ayudar en Venezuela. Gracias a lo que pude ahorrar en dos años decidí, con mi novia, irnos a Chile por el desierto en busca de una mejor calidad de vida”, contó Ruiz en entrevista para El Diario.

La pareja fue recibida en Chile por una amiga, esto con la condición de que pudieran ahorrar para independizarse. Situación que se cumplió a los dos meses de haber llegado al país. 

“Gracias a Dios mi novia comenzó a trabajar una semana después de que llegamos, cuidando a personas de la tercera edad. Yo encontré igual un empleo como obrero en una construcción a los pocos días, y así pudimos ahorrar el dinero para mudarnos. Pero creeme que fue difícil poder encontrar un alquiler en el que nos aceptaran sin documentos”, acotó. 

Migrantes en Chile

En la nación sureña viven un total de 1.482.390 extranjeros, cifra publicada por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) y el Servicio Nacional de Migraciones (SERMIG), en colaboración con la Policía de Investigaciones (PDI), el Ministerio de Relaciones Exteriores (Minrel) y el Servicio de Registro Civil e Identificación (SRCeI).

La mayoría de estos extranjeros son de nacionalidad venezolana. Más de 450.000 de ellos han ingresado de manera regular al país. Esto sin duda genera un impacto significativo en los alquileres de vivienda, pues es la población extranjera la que más se caracteriza por vivir arrendados.

Un año después, Ruiz y su novia tomaron la decisión de irse de Chile y atravesar la selva del Darién para llegar a los Estados Unidos, en donde actualmente están viviendo y trabajando. 

“Siendo muy sincero, el mayor problema que tuvimos en Chile fue no tener documentos de ese país. Además, cada día la situación empeora en el ámbito político, social y económico. Ya yo viví lo que es el socialismo y de verdad no quiero volver a repetirlo”, expresó. 

Ruiz aseveró que no cree volver a Chile por los momentos, sin embargo, consideró que si hay una mejora política, económica y migratoria, no descarta la oportunidad de regresar. 

¿Por qué los venezolanos se van de Chile?

Los migrantes venezolanos tienen la mayor inserción laboral en Chile
Foto referencial

La presidenta de la Comisión para la Diáspora Venezolana en Chile, Mariana Zalchendler, destacó que Chile fue considerado como el “sueño suramericano” por las oportunidades económicas a las que podían acceder los extranjeros. Sin embargo, esta creencia dio un vuelco durante el estallido social que ocurrió en octubre de 2019, seguido por la pandemia y el cambio de gobierno, lo que ha generado incertidumbre política y económica. 

“Se ha profundizado la fuga de inversiones, el incremento inflacionario, el riesgo de la constituyente y evidentemente el incremento del rechazo de los chilenos hacia la gestión de su presidente. Esto despertó los miedos que como venezolanos tenemos y fomenta la decisión de migrar nuevamente hacia otros destinos”, destacó Zalchendler. 

Afirmó que los tiempos de espera para la regularización de los migrantes, así como la aprobación de las residencias permanentes (visa que tiene vigencia de cinco años), también han sido parte de los motivos por los que los extranjeros se replanteen la posibilidad de migrar del país austral. 

“Debemos tener en perspectiva que los venezolanos que están llegando no están teniendo buenos resultados y eso no es solo una realidad que se vive en Chile, sino que ya lo vimos en Colombia, Ecuador y Perú. Los nuevos migrantes venezolanos no están alcanzado estándares de vida como los primeros en llegar a Chile. Creo que hoy en día quienes vienen, es porque tienen familiares que los apoyan, porque no los recibieron en otros países de Suramérica o se vieron forzados a volver a migrar producto de la crisis económica global generada por la pandemia”, subrayó Zalchendler.

Invertir y no irse

Una contraparte de la experiencia de Johandry Ruiz* es la situación en la que vive Gustavo Aponte*, quien llegó a Chile en el año 2017 con su pareja en busca de mejores oportunidades. Actualmente ambos tienen permanencia definitiva en el país (visa de cinco años), lo que les ha permitido no solo tener un buen empleo, sino, también la posibilidad de comprar su vivienda propia. 

Me fui de Venezuela principalmente por la situación que se vivía en ese momento y la delincuencia. Todo eso afectaba la calidad de vida y esa es la razón por la que nuestra decisión fue terminar invirtiendo en una vivienda acá en vez de en mi país. Considero que es mejor, principalmente por contar con los servicios básicos como agua, luz y alimentación”, expresó Aponte.

Aseguró que no tiene pensado migrar de Chile ante las oportunidades que se le han abierto tanto a él como a su pareja. Sin embargo, destacó que en caso de que se vea envuelto en la necesidad de irse, miraría hacia países de Europa o a Estados Unidos. 

En entrevista para El Diario, Esperanza Hernández, gerente de Ver Horizontes Inversiones Inmobiliarias, aseveró que al menos el 98 % de los clientes que la buscan para alquilar viviendas son ciudadanos venezolanos con una situación migratoria estable. 

“El venezolanos en Chile evolucionó, hay pocos viviendo arrendados. La mayoría de los que se quedaron es porque tiene estabilidad aquí y están invirtiendo en sus viviendas propias. Esto viene pasando desde hace un año”, comentó Hernández. 

Emigrar de nuevo o quedarse: las dos caras de la migración venezolana en Chile
Foto: EFE

Consideró que gran parte de los venezolanos que están abandonando Chile lo hacen porque no cuentan con cédula del país, les ha costado tener mejores oportunidades laborales o le tienen miedo a que Chile “se convierta en Venezuela”. 

Las problemáticas sociales, políticas y económicas, sin duda, despiertan el miedo constante de algunos venezolanos que no quieren repetir la historia que vivieron en su país. En el caso de Chile, son diversos los factores que impulsan a muchos para irse a otras naciones o retornar a la suya, pero también existen otras razones que están haciendo que otros venezolanos decidan quedarse e invertir en el país austral.  

*El nombre de los entrevistados fue modificado para proteger su identidad.

Noticias relacionadas