• Una de las causas que generaron el incremento de la tasa de cambio fue la inyección de bolívares a la economía provenientes del gasto público del Estado

La grave crisis económica que vive Venezuela desde hace más de cinco años ha desencadenado la continua y acelerada devaluación del bolívar respecto al dólar. Esto ha generado que la capacidad de compra del bolívar cada día sea menor.

Así como se ha vuelto común escuchar hablar a venezolanos en cualquier rincón del país sobre el precio en que se cotiza el dólar, también se ha hecho costumbre escuchar como respuesta: “ya volvió a subir”.

Durante el último mes está situación se ha hecho evidente con el aumento del dólar paralelo, que durante el mes de julio ha registrado un incremento de 3.117,86 bolívares al elevar su precio de Bs 7.994,23 a Bs 11.112,09 por dólar según dos de los portales web más utilizados en el país para conocer la tasa de cambio no oficial: Dolar Today y Monitor Dolar Venezuela.

Este incremento, luego de que la tasa de cambio se mantuviera relativamente estable en Bs 8.000 durante las últimas semanas, se produce en el marco de fuertes medidas restrictivas sobre la banca para evitar la liquidez, tales como la aplicación del encaje marginal de 100% que impide a las instituciones financieras ofrecer créditos y así inyectar dinero a la economía.

El economista y director de Ecoanalítica, Asdrúbal Oliveros, explicó que una de las causas que generaron el incremento de la tasa de cambio fue la inyección de bolívares a la economía provenientes del gasto público del Estado. A su juicio esto desencadenó una liquidez de momentánea de bolívares en el mercado.

blank blank
Estos últimos días la ejecución de gasto público ha subido generando un flujo de liquidez momentáneo en bolívares, que por supuesto, dado el entorno, se traduce en presión al alza del tipo de cambio”. Asdrúbal Oliveros, economista y director de Ecoanalítica

El 28,05% de devaluación del bolívar durante el mes de julio palidece en comparación con las cifras anualizadas de la tasa de cambio no oficial en el país presentada por ambos portales, pues en solo siete meses un dólar pasó de costar Bs 832,55 a Bs 11.112,09 lo que representa una depreciación de 92,50%. Esta merma en la capacidad de compra del bolívar no tiene precedentes en la historia de Venezuela.

Desde el Banco Central de Venezuela informan que la tasa de cambio oficial en las mesas de cambio ─último mecanismo implementado por el Estado para la transa de divisas─ es de Bs 7.503,91, monto significativamente inferior al no oficial. El motivo de este diferencial sería la poca cantidad de dólares vendidos a través de este mecanismo debido a que reporta menos bolívares a quienes deseen adquirirlos.

Inflación De acuerdo con La Asamblea Nacional (AN), se ubica en 176% en lo que va de año, convirtiendo a Venezuela en el país con la mayor inflación del planeta.

Este hecho ha generado, según expertos, que se produzca un rezago en la tasa de cambio encareciendo así la “vida en dólares” en el país, lo que genera, según Oliveros, que “los productos importados sean más baratos que los nacionales”.

En lo que va de año han existido diversos puntos de inflección las cuales han estado asociadas de manera directa a políticas económicas aplicadas desde el gobierno.

Si el bolívar se sigue depreciando durante el segundo trimestre del año a la velocidad que presenta en este momento, es previsible que al cierre de 2019 la tasa de cambio no oficial supere fácilmente los Bs 50.000 por dólar. La incógnita es si previo al término de este año se implementarán las políticas económicas que impidan que la moneda continúe perdiendo su valor.

Noticias relacionadas