• El embajador de Estados Unidos para Venezuela aseguró en entrevista exclusiva para El Diario que la nueva Administración de Joe Biden “sabe que tiene oportunidades” para lograr el cambio del régimen de Nicolás Maduro, aunque no detalló las eventuales políticas del nuevo gobierno estadounidense

Estados Unidos tiene claro el objetivo: llegar a unas elecciones presidenciales libres en Venezuela. La manera para lograrlo, sin embargo, parece haber cambiado. “¿Qué queremos nosotros? Llegar a un momento de conversaciones, de negociaciones”, dijo en entrevista exclusiva con El Diario James Story, embajador de ese país para Venezuela. La condición, eso sí, es aprender de las “lecciones”: sostiene que no debe ser utilizado por el régimen de Nicolás Maduro para ganar tiempo y detener el cambio político. En este sentido, aseguró que la próxima Administración de Joe Biden “sabe que tiene oportunidades”.

El apoyo a Juan Guaidó como presidente interino sigue intacto, aunque reconoce que se deben hacer las cosas de manera diferente. También envía mensajes a los jerarcas del chavismo. Sobre Iris Varela, primera vicepresidenta del Parlamento chavista, Story dice que es “terrorista”. Y sobre Álex Saab, supuesto testaferro de Maduro, afirma que “queremos verlo extraditado a Estados Unidos”, aunque no detalla fechas.

James Story: Queremos llegar a negociaciones para lograr elecciones libres en Venezuela
James Story. Foto: cortesía

Ataque al Congreso de EE UU

—¿Qué lectura hace, en su condición de embajador, de la toma al Congreso de Estados Unidos por parte de un grupo importante de personas, que sucedió el 6 de enero?

—Yo creo que para nosotros en Estados Unidos, y también en el mundo, fue un acto violento que no debió haber pasado. Por supuesto, la democracia norteamericana siempre decimos que no es un edificio, no es un papel, sino que es una idea. Hay que luchar todos los días para fortalecer la democracia norteamericana y también la democracia en otros países del mundo. Lo bueno es que las instituciones en mi país son muy fuertes, y estamos superando un momento difícil para todos nosotros.

—En un gesto bastante irónico, el régimen de Nicolás Maduro rechazó ese hecho. Jorge Arreaza, su canciller, dijo que Estados Unidos “padece lo mismo que han generado en otros países con sus políticas de agresión”. ¿Qué responde usted a eso?

—Ellos quieren hacer fiesta cuando hay problemas en otros países, pero nosotros somos muy autocríticos. Siempre pensamos que hay que mejorar la democracia norteamericana. Pero fíjese bien, las instituciones funcionan para todos; en cambio las instituciones en Venezuela funcionan solamente para 15 o 20 personas, un grupo chiquitico que está en Miraflores.

Imagínense ustedes por qué ellos no quieren que las instituciones no funcionen para todos los venezolanos: porque no quieren hacer una elección nacional dejando a todos participar en la forma que quieran. Imagínense a ellos saliendo del poder en Venezuela. Eso es algo que realmente me llama la atención. Las instituciones en mi país son muy fuertes, y estamos todos superando eventos malos. Mientras, en el caso de Venezuela, este grupo de Miraflores está haciendo todo para que los venezolanos no tengan oportunidades de expresarse a través del voto universal.

—Algunos sectores del chavismo dijeron que, de haber un momento idóneo para atacar a la oposición y meter preso a Juan Guaidó, era este en el que Estados Unidos se prepara para una transición del poder y tiene este conflicto político interno. De hecho, si bien no han atacado a dirigentes políticos, sí lo han hecho contra la prensa, luchadores sociales y ONG. ¿Cree usted que se aprovechan del momento político de Estados Unidos para aumentar la represión en Venezuela?

—Nunca se sabe exactamente qué van a hacer ellos y cuándo. Comenzaron por atacar a todas las instituciones, empezando con el TSJ exprés, luego socavaron las funciones de la Asamblea Nacional, atacaron a los partidos políticos, luego atacaron a la vida económica a través de la Ley Antibloqueo, y después las ONG, como acaba de mencionar usted, que estaban dando medicamentos y comida para el pueblo de Venezuela. Terminaron, o están por terminar su trabajo de muchos años, de la censura total en el país.

Los ataques de ellos son constantes y son los héroes venezolanos, tanto las enfermeras, los estudiantes, como la Asamblea Nacional y el propio presidente Guaidó, que están alzando su voz y poniéndole el pecho a un grupo de personas que siempre están tratando de reprimir y cometer crímenes de lesa humanidad en su contra. No sabemos qué van a hacer ellos, si van a aprovechar un momento u otro. Lo importante es destacar que ellos tienen años atacando a todas las instituciones y al pueblo de Venezuela.

—Pero ¿cómo responderá Estados Unidos si estos ataques se siguen incrementando?

—Tenemos respuestas. No voy a especular con ustedes, pero siempre tenemos nuestros planes también.

Es importante destacar que la comunidad internacional está apoyando al presidente Guaidó y a la Asamblea Nacional, porque ellos representan los intereses del pueblo venezolano. Pero fíjese, cuando nosotros lanzamos el Marco para la Transición Democrática en marzo del año pasado, estábamos enfocados en llegar a un momento para que los venezolanos tengan elecciones libres, justas y verificables. Nosotros no queremos decir quién puede o quién no puede ser el líder en Venezuela. Lo que queremos es que los venezolanos tengan la oportunidad de expresarse por sus votos y escoger a sus propios líderes. Esto es algo para mí que deberíamos pensar no solo la comunidad internacional, sino también los venezolanos. Hay que seguir la lucha para tener su libertad.

Legitimidad de la AN

—Estados Unidos apoya la continuidad de la Asamblea Nacional electa en 2015 y a Juan Guaidó como presidente interino. Sin embargo, expertos han explicado que la Comisión Delegada con la que se da esa continuidad no tiene las competencias constitucionales para ejercer como un Parlamento. ¿Se trata entonces de un apoyo con motivos más políticos que legales?

—No. Hay razones constitucionales, políticas y humanas para continuar con el apoyo a la Asamblea Nacional que representa los intereses de los venezolanos. La usurpación de funciones de la presidencia desde mayo de 2018 ha socavado la Constitución venezolana de muchas formas, y hay personas que quieren aplacar a un grupo democrático cuando no hacen este esfuerzo contra el propio régimen. Este régimen ni debería fortalecerse en otra elección fraudulenta que hicieron el 6 de diciembre de 2020. Para la comunidad internacional es importante destacar qué queremos nosotros: solamente elecciones libres, justas y verificables, algo que tenemos en mi país, en otros países, y que carece en Venezuela. Entonces vamos a seguir apoyando a las fuerzas democráticas en su búsqueda de la libertad en Venezuela.

Hay razones constitucionales, políticas y humanas para continuar con el apoyo a la Asamblea Nacional que representa los intereses de los venezolanos». James Story, embajador de EE UU para Venezuela.

—Muchos diputados electos en 2015 han renunciado a su investidura. Es decir, ya no se consideran a sí mismos como parlamentarios. ¿Qué opinión tiene al respecto? ¿Cree que están dejando solo a Juan Guaidó y al gobierno interino?

—No, para nada. Hay un número suficiente para hacer cuórum en la Asamblea Nacional. Pero es importante también recordar que en estos dos años la represión del régimen en contra de personas que solo piensan diferente a ellos. Eso, para mí, tiene un lado bueno y un lado malo, y se puede ver la diferencia entre los dos de una manera muy fácil. De hecho, los días jueves en mi programa Aló Embajador, yo tengo que hacer entrevistas con personas porque ellos no tienen la posibilidad de hacer entrevistas para el pueblo de Venezuela. Enfrentando la censura total, la represión, a la falta de recursos y todo, ellos han logrado mucho y van a lograr mucho más. Obviamente, todos en Venezuela quieren un cambio de gobierno lo más pronto posible para recuperar no solamente su libertad, sino también su esperanza, y vamos a seguir trabajando en esa dirección.

—Dijo usted que hay cuórum y la verdad, en este momento no pareciera ser así. Incluso algunos diputados siguen renunciando a su investidura. Pero, más allá de eso, ¿cuál cree usted que es la importancia de que los diputados sigan en su cargo? ¿Esto le daría más credibilidad a la continuidad?

—Hubo una elección que no fue fraudulenta, y esa fue la de 2015. El régimen no pensaba que iba a ganar la oposición. Cuando se dieron cuenta de que ganaron más de dos tercios de los asientos de la Asamblea, hicieron algo para quitar a los tres diputados de Amazonas. Hicieron ellos algo para aumentar el número de asientos, ahora son 277, ¿por qué? También bloquearon a los partidos políticos y a los políticos mismos para prohibir su participación, ¿por qué? Ellos querían ganar todo y sacar a cualquier costo la oposición a su gobierno. Hasta el propio Luis Parra y José Brito no ganaron asientos en la “nueva” Asamblea Nacional, sino que fueron entregados de una forma anticonstitucional.

—Entonces con todo lo que ha hecho el régimen para quedarse en el poder, atacando los intereses de los venezolanos, no podemos premiarlos y decir simplemente “bueno, ustedes ganaron otro fraude, entonces vamos a cambiar la política”. Hay que destacar que los demócratas que se encuentran en la Asamblea Nacional legítima los vamos a apoyar.

—Pero ¿por qué insistir en el apoyo a Guaidó? De momento la ruta que ha planteado no ha llevado a una resolución del conflicto. Parecería, pues, que sería insistir en un error y no ver el panorama con otros actores políticos de la oposición.

—Estamos en contacto con todos los actores políticos de la oposición. Pero fíjese bien en el caso de Suráfrica. Si después de tres años de sanciones hubiéramos decidido que debíamos cambiar la postura de la comunidad internacional, todavía tuvieran apartheid en Suráfrica. Pocas semanas antes de la caída del muro de Berlín había personas diciendo “la política de Estados Unidos y del oeste ha fracasado, hay que cambiar de política porque esos tipos de la Unión Soviética nunca se entregan”. Dos o tres semanas después de esa información del The Washington Post, se cayó el muro de Berlín.

Entonces no estamos diciendo que (Guaidó) debería hacer exactamente lo mismo que ha hecho antes. De hecho, el presidente interino y yo estaremos mañana (jueves 15 de enero) en el Consejo de las Américas hablando sobre sus perspectivas y cambios en la política para el año entrante. ¿Qué queremos nosotros? Llegar a un momento de conversaciones, negociaciones, para que tengan elecciones libres, justas y verificables en Venezuela.

Todos creían en enero de 2019 que habría un cambio de un día para otro, pero enfrentando un régimen cruel que comete crímenes de lesa humanidad, han hecho mucho. La comunidad internacional sigue apoyando a las fuerzas democráticas y la libertad en Venezuela.

—Dijo usted la palabra “negociaciones”. Es decir, no descartan ustedes un nuevo proceso de negociación con el régimen de Maduro.

—Nunca hemos descartado un proceso de negociación con este régimen. Es importante aprender de las lecciones del pasado, cuando solo utilizaban negociaciones para tratar de frenar un proceso político en el país. Hay que pensarlo bien, pero obviamente lo que queremos y queríamos siempre eran conversaciones, negociaciones, diálogo, como quiera, para llegar a un punto de elecciones presidenciales, parlamentarias y locales justas, libres y verificables. Se puede revisar el Marco para la Transición a la Democracia, está ahí escrito que estamos dispuestos a levantar sanciones también siempre y cuando haya un proceso que termine en elecciones libres para los venezolanos.

Transición y Álex Saab

—Ya en Estados Unidos se prepara el traspaso del poder a la nueva Administración de Joe Biden. Ya sabemos algunos nombres que participarán en su gobierno. Juan González fue nombrado como director para el Hemisferio Occidental. ¿Han tenido usted la posibilidad de hablar con el señor González –o con cualquier otro futuro integrante de la Administración- recientemente con respecto a Venezuela?

—Yo tengo más de 10 años que conozco a Juan González. No voy a hablar con ellos hasta el 20 de enero, porque tenemos una Administración a la vez, pero es importante para nosotros que hemos pasado la información diciendo cuál es la situación actual en el país. También mostrando que hay que recordar todos los problemas que tiene este régimen, porque Maduro tiene un problema que no solo es político, sino de narcotráfico y tiene otro problema moral por crímenes de lesa humanidad. Y eso no lo decimos nosotros, los Estados Unidos de América, lo está diciendo la ONU y también el propio pueblo de Venezuela poniéndole atención a los crímenes no solo del FAES, el Sebin, Dgcim y también de los colectivos.

Es muy irónico que Iris Varela, que es terrorista, se encuentre como segunda vicepresidenta (de la AN del chavismo); una persona que colocó en las manos de prisioneros armas para enfrentar al pueblo de Venezuela el año pasado. Esto me llama mucho la atención.

La nueva Administración entiende que tiene palanca, que tiene oportunidades. No voy a especular sobre políticas nuevas, pero por supuesto como embajador para Venezuela voy a estar trabajando con la nueva Administración para que los venezolanos tengan la opción de expresarse política, económica y socialmente, y que tengan la oportunidad de tener elecciones libres y justas.

—Los abogados de Álex Saab, uno de los supuestos testaferros de Maduro, publicaron un comunicado en el que afirman que será extraditado a Estados Unidos. ¿Esto es así? ¿Podemos esperar una extradición de Saab a Estados Unidos en los próximos días? ¿Algún miembro del régimen le ha pedido algo sobre este tema?

—No puedo hablar sobre comunicaciones diplomáticas privadas. Obviamente con Saab lo que queremos es verlo extraditado a los Estados Unidos de América para que enfrente la justicia. Pero nosotros vamos a hacerlo de la forma de la Constitución de Cabo Verde. Vamos a seguir trabajando con ellos para lograr su extradición.

La entrevista terminó antes de los previsto debido a la agenda del embajador James Story, según comentó su equipo de prensa.

Noticias relacionadas