• Hasta la fecha, el Ejecutivo Nacional solo ha gestionado 250.000 dosis de la vacuna rusa Sputnik V y 500.000 del fármaco chino Sinopharm

La adquisición de las vacunas contra el covid-19 es el tema prioritario para la mayoría de los países. Actualmente, los gobiernos se encuentran en la búsqueda, coordinación y pago de las dosis que han sido aprobadas hasta la fecha para la inmunización progresiva de la población.

Casos de covid-19.

157.943

contagios.

1.577

fallecidos.

En Venezuela, el régimen de Nicolás Maduro prometió 10 millones de la vacuna Sputnik V, cantidad que tuvo que haber arribado al país durante el primer trimestre del año 2021. Sin embargo, esto no se ha cumplido.

El primer lote de la vacuna rusa arribó al país el 13 de febrero, con un total de 100.000 dosis, las cuales serían aplicadas con carácter prioritario al personal de salud. El segundo cargamento con la misma cantidad llegó el 6 de marzo. Mientras, el tercer lote con 50.000 dosis de Sputnik V llegó el 29 del mismo mes.

Además de la vacuna rusa, el líder socialista autorizó el uso de la vacuna china Sinopharm para inmunizar a la población del país contra el covid-19. El 2 de marzo llegaron las primeras 500.000 dosis de este fármaco.

Vacunas
Foto: EFE

Vacuna EpiVac Corona y próximo lote de Sputnik V

El viceprimer ministro ruso, Yuri Borísov, dijo este 30 de marzo que su país suministró un millar de dosis de la vacuna EpiVac Corona para iniciar estudios en Venezuela.

Durante su visita en el país, Borísov agregó que aparte de las dosis de EpiVac Corona también llegarían al país otras 30.000 vacunas Sputnik V.

“Rusia va a hacer todo lo posible para que esta dinámica sea mantenida y sea aumentada progresivamente” el suministro de dosis, añadió el funcionario.

Compra de la vacuna rusa

“Hemos garantizado más de 10 millones de vacunas para el primer trimestre del próximo año. (…) También Venezuela va a fabricar, va a hacer la vacuna rusa aquí en los laboratorios venezolanos. Las vamos a hacer. Estamos trabajando intensamente”, informó Maduro el 15 de noviembre de 2020.

El anuncio se dio un mes después de que llegara al país el cargamento de la vacuna rusa en la fase 3 de los ensayos clínicos, en el cual participarían unos 2.000 voluntarios. Sin embargo, hasta la fecha no se conocen los resultados de este estudio.

El 29 de diciembre de 2020, representantes del régimen firmaron un contrato para adquirir las dosis de la vacuna rusa, suficientes para vacunar a 10 millones de personas contra el covid-19 en el país.

“Venezuela acaba de suscribir el contrato para la adquisición de la vacuna Sputnik V. En esta primera etapa hemos firmado para vacunar a 10 millones de personas. Estamos ya en programación en esta primera fase”, dijo la vicepresidenta del régimen, Delcy Rodríguez.

Posteriormente, el 17 de febrero de 2021, Maduro informó que habían invertido 200 millones de dólares para la adquisición de la vacuna rusa.

Foto: EFE.

Inicio de la vacunación y controversias

El 18 de febrero, Delcy Rodríguez informó que inició del plan nacional de vacunación contra el covid-19 en Venezuela. En primera fase, las dosis se comenzaron a aplicar en los trabajadores del sector salud.

El ministro de Salud, Carlos Alvarado, afirmó que el objetivo del plan nacional de vacunación será inmunizar al 70% de la población para alcanzar la inmunidad de rebaño.

Maduro también prometió que en marzo iniciaría el proceso de vacunación contra el covid-19 para los docentes venezolanos. Sin embargo, hasta la fecha no se conocen cifras oficiales de la cantidad de educadores vacunados.

Del mismo modo, el líder oficialista indicó que militares y policías también formarían parte del plan de vacunación por su trabajo en las calles. Además, dijo que serían vacunados trabajadores sociales y 14.000 brigadas del Movimiento Somos Venezuela.

Maduro generó polémica en las redes sociales al declarar que entre los sectores prioritarios del plan estarían además miembros de los altos cargos del régimen, como alcaldes, gobernadores, ministros y diputados.

“En el plan nacional de vacunación van incluidas autoridades que por su trabajo justifican su actividad de calle, su protección especial para que el Estado continúe su marcha, para continuar su trabajo. Igualmente los diputados y diputadas también serán vacunados en esta primera etapa”, afirmó.

Rechazo a la vacuna contra el covid-19 de AstraZeneca

Durante el mes de marzo, la vacuna de AstraZeneca estuvo bajo la lupa de muchos países debido a presuntos casos de problemas de coagulación

Aunque la Organización Mundial de la Salud (OMS) resaltó que no hay evidencia que vinculen esta vacuna con la aparición de coágulos de sangre en el organismo, el régimen de Maduro rechazó el 24 de marzo las vacunas de AstraZeneca, las cuales se obtendrían a través del mecanismo Covax.

La postura del régimen se dio a conocer luego de que el 23 de marzo, el director del Departamento de Preparación para Emergencias y Desastres de la OPS, Ciro Uguarte, informó que el primer lote de vacunas contra el covid-19 que llegaría al país sería de la farmacéutica británica AstraZeneca.

Venezuela sin vacunas
Foto: EFE

Uguarte señaló que se estaba gestionando el primer pago de 18 millones de dólares que serían transferidos directamente de recursos custodiados por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos a la OPS. 

Aclaró que las vacunas distribuidas por el Covax fueron elaboradas en Corea del Sur, por lo que no guardan ninguna relación con los laboratorios europeos. Sin embargo, la posibilidad de recibir estas dosis se vio ensombrecida debido al pronunciamiento del régimen.

Los actores políticos de la oposición venezolana han expresado su descontento debido a las acciones del Ejecutivo. Exigen que se dejen entrar las vacunas contra el covid-19 necesarias para inmunizar a la población. 

Noticias relacionadas