• Eldric Sella, boxeador venezolano radicado en Trinidad y Tobago, participará en los Juegos Olímpicos de verano. El Comité Olímpico Internacional y la Agencia de la ONU para los Refugiados incluyeron también a otros atletas de Medio Oriente y África. Sella es el único jugador de América

El Comité Olímpico Internacional (COI) y la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) incluyó a Eldric Sella, boxeador venezolano de 24 años de edad, en el Equipo Olímpico de Refugiados para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020; evento deportivo que se celebrará entre el 23 de julio y el 8 de agosto.

Sella participará en la disciplina de Boxeo de peso mediano, con límite de 75 kilogramos. Él y otros 28 atletas recibieron el pase tras ser beneficiados con la beca para Atletas Refugiados del COI. Aunque 55 optaron por un pase, solo 29 participarán. 

“Los deportistas refugiados son un enriquecimiento para todos los que formamos el colectivo olímpico”, afirmó Thomas Bach, presidente del COI desde Lausana (Suiza) el 8 de junio de 2021, durante la presentación de los atletas en una ceremonia virtual.

El programa de COI beneficia con becas y formación deportiva a atletas y deportistas que, al igual que otros 80 millones de personas, se ven obligados a abandonar sus países de origen debido a las crisis y conflictos de esos territorios.

Foto: Greg Martin / COI.

La de él, una historia de luchas

Eldric Sella se fue del Venezuela en 2014. Huyó por la crisis política, económica y social que ya para ese entonces afectaba al país. En un trabajo realizado por Acnur, señaló que siempre quiso ser boxeador. Con 18 años de edad, obtuvo un lugar en la selección nacional de Venezuela. Solo formó parte de esta siete meses, pues él y otros miembros fueron despedidos por falta de recursos dentro de la selección.

En 2018 el caraqueño fue invitado a un box en Trinidad y Tobago, donde aprovechó la oportunidad para pedir asilo. Trabajó en distintos empleos y nunca abandonó su meta de asistir a una justa olímpica. Al igual que él, otros 24.000 venezolanos están en condición de migrantes y refugiados en la isla del Caribe.

No hubo un día en el que no pensara en ir a los Juegos Olímpicos. En el que no pensara en boxeo. Cuando estaba mezclando concreto, estaba pensando en cómo eso me ayudaría en mi carrera de boxeo. Cuando estaba cortando césped, también pensaba en cómo eso me ayudaría en el boxeo. Cuando estaba pintando una casa, o lo que sea que estuviera haciendo, siempre tenía en mente lo que quería hacer” afirmó Eldric en una nota difundida por el portal de las Naciones Unidas.

El boxeador inició desde los nueve años de edad en la disciplina de boxeo. Es entrenado por su padre, Edward Sella, desde 2019. En diciembre de 2020, gracias a su perseverancia, recibió una beca COI y pudo avanzar hasta ser seleccionado parte del Equipo Olímpico de Atletas Refugiados. 

Foto: Cortesía.

Más atletas, países y disciplinas

Eldric Sella es el primer y único venezolano en el equipo. Es también el único atleta del continente americano, el resto pertenece a zonas de Medio Oriente y África. Nueve atletas son originarios de Siria, país que tiene la mayor cantidad de atletas en la selección. El atletismo concentra la mayor cantidad de deportistas refugiados.

A continuación, la lista completa de atletas por disciplina:

Atletismo

– Anjelina Nadai Lohalith (Sudán del Sur). 

– Dorian Keletela (Congo).

– Jamal Abdelmaji Eisa Mohammed (Sudán). 

– James Nyang Chiengjiek (Sudán del Sur). 

– Paulo Amotun Lokoro (Sudán del Sur). 

– Tachlowini Gabriyesos (Eritrea). 

– Rose Nathike Lokonyen (Sudán del Sur).

Judo

– Ahmad Alikaj (Siria).

– Javad Majoub (Irán).

– Muna Dahouk (Siria).

– Popole Misenga (Congo).

– Sanda Aldass (República Arábica de Siria).

– Nigara Shaheen (Afganistán).

Taekwondo

– Abdullah Sediqi (Afganistán).

– Dina Pouryounes Langeroudi (República de Irán). 

– Kima Alizadeh Zenozi (Irán). 

Karate

– Hamoon Derafshipour (Irán).

– Wael Sheub (Siria).

Ciclismo

– Ahmad Baddredin Wais (Siria).

– Masomah Ali Zada (Afganistán).

Natación

– Yusra Mardini (Siria).

– Alaa Maso (Siria).

Boxeo

– Wessam Salamana (Siria).

– Eldric Sella (Venezuela).

Bádminton

– Aram Mahmoud (Siria).

Halterofilia

– Cyrille Fagat Tchatchet II (Camerún).

Tiro

– Luna Solomon (Eritrea).

Canotaje

– Saeid Fazloula (República Islámica de Irán).

Lucha

– Aker Al Obaidi (Irak).

“Son un grupo excepcional de personas que inspiran al mundo. Acnur está increíblemente orgulloso de apoyarlos con motivo de su participación en los Juegos Olímpicos de Tokio. Sobrevivir a la guerra, a la persecución y a la angustia del exilio ya los convierte en personas extraordinarias”, señaló Filippo Grandi, alto comisionado de la ONU para los Refugiados y vicepresidente de la Fundación Olímpica de Refugiados; reseña el portal de Acnur.

De Río 2016 a Tokio 2020

Es la segunda vez que el COI decide conformar un Equipo Olímpico de Refugiados. Debutó en los Juegos Olímpicos de Río 2016, donde participaron 10 atletas. El número de aleccionados en esta ocasión representa un incremento de 18 atletas en comparación con los juegos anteriores.

La decisión de crear un equipo de refugiados para Tokio 2020 fue tomada en la sesión 133° del COI en Buenos Aires (Argentina) en 2018.

Seis deportistas que participaron en esos juegos repetirán en Tokio 2020. Kima Alizadeh, de Irán, es una de ellas. En Río 2016, a sus 18 años de edad, se convirtió en la primera mujer iraní en llevarse una medalla de bronce en taekwondo. Popole Misenga fue otra de las medallistas olímpicas en la misma modalidad.

Yusra Mardini, quien participó en Natación en los 100 metros libres y mariposa en la justa de Brasil, es otra de las que participan por segunda vez en los JJ OO.

Durante la ceremonia de apertura, los deportistas en condición de refugiados entrarán en el nuevo Estadio Nacional de Japón luego de la selección de Grecia, portando la bandera olímpica. De ganar cualquiera de los atletas, en las ceremonias de representación o premiación se izará esta misma bandera y se entonará el himno olímpico.

Además, los 29 atletas convivirán con los otros 206 Comités Olímpicos Nacionales en la Villa Olímpica, así como también recibirán el apoyo del COI y Acnur en el transcurso de los juegos.

“En este momento, tenemos muchas personas desplazadas a la fuerza en el mundo y no teníamos dudas de que era completamente necesario crear un Equipo Olímpico de Refugiados del COI”, resaltó Thomas Bach desde Suiza en la presentación virtual del equipo de refugiados.

Noticias relacionadas