• Este 8 de septiembre se celebra la tradicional coronación canónica de la Virgen del Valle. En esta ocasión también se conmemora su centenario de patronazgo. Foto: Daniel Marín

Desde 1911, cada 8 de septiembre se celebra la coronación canónica de la Virgen del Valle, también conocida como Virgen Milagrosa, Madre de los pescadores y Patrona de los marineros, una advocación mariana que se venera en todo el país, principalmente en el oriente venezolano. 

Cada año miles de devotos se congregan en la ciudad El Valle del Espíritu Santo, Nueva Esparta, para honrar a la virgen y se oficia una misa en su honor con la asistencia de los obispos de los estados del oriente de Venezuela. 

En esta ocasión, además de celebrar los 110 años de su coronación, se festejan los 100 años como patrona de la diócesis de Santo Tomás de Guayana, título que se le dio el 8 de septiembre de 1921. 

La virgen es venerada en los estados Sucre, Anzoátegui, Nueva Esparta, Monagas, Delta Amacuro, Bolívar y Guárico.  

Ceremonia sin feligreses

Al igual que en el año 2020, la celebración no contará con la acostumbrada feligresía en vista de las medidas de distanciamiento social por la pandemia del covid-19.

El 21 de agosto, el monseñor Fernando Castro Aguayo, obispo de Margarita, informó que en las celebraciones litúrgicas del 1° y 8 de septiembre no se permitirá la participación de fieles para evitar contagios.

“Nos aqueja fuertemente la pandemia del covid-19 que padece toda la humanidad desde finales del año 2019. Esta vez con algunas variantes que ponen en alerta tanto a las autoridades sanitarias como a cada uno de nosotros. Las estadísticas se mantienen en alto nivel, especialmente en nuestro estado Nueva Esparta”, indicó en un comunicado. 

Explicó que, ante la difícil situación por la pandemia, se tomó la decisión de realizar las celebraciones litúrgicas en un escenario controlado.

Exhortó a los fieles devotos a quedarse en sus hogares y seguir las celebraciones a través de algunos medios de comunicación y redes sociales.

La coronación se transmitirá a través de la cuenta de Instagram y el canal de YouTube de la Basílica Nuestra Señora del Valle. Además, el acto también se podrá escuchar por distintas emisoras de radio.

Visitas a la Virgen del Valle

Los feligreses podían asistir para venerar la sagrada imagen de la Virgen del Valle en la Basílica Nuestra Señora del Valle en un horario de 9:00 am a 3:00 pm, de lunes a sábado; y el domingo, de 10:00 am a 11:00 am y de 12:00 pm a 3:00 pm.

No obstante, la basílica aclaró que no se podrán realizar visitas el 8 de septiembre. “Durante la celebración de la Santa Misa no se permitirá el acceso hacia la imagen de la Virgen”, precisó.

Fiestas patronales

Como es tradición, el 1° de septiembre se realizó la bajada y entronización de la Virgen del Valle en la Isla de Margarita, Nueva Esparta. Por segundo año consecutivo se hizo bajo las medidas de bioseguridad por la pandemia del covid-19.

Aunque dentro del templo la cantidad de personas era reducida, los feligreses pudieron ver a la Virgen desde la calle durante la procesión.

Al finalizar la eucaristía a cargo de monseñor Fernando Castro Aguayo, obispo de la Diócesis de Margarita, la Virgen fue sacada de su lugar tradicional y la mostraron en una azotea a las personas que esperaban en la calle. 

Posteriormente, llevaron a la Virgen del Valle a un altar decorado con claveles blancos y rosas rosadas donde los sacerdotes realizaron una reverencia.

La ceremonia de la bajada de la imagen está disponible en la cuenta de Instagram de la Basílica Nuestra Señora del Valle.

Vestidos de la Virgen

El vestido que llevó la Virgen del Valle durante la primera ceremonia, uno de los siete atuendos que usará, fue elaborado por una paciente oncológica, quien hace dos años lo presentó como ofrenda.

El atuendo muestra una imagen de Cristo Resucitado en el centro y está adornado con perlas de la isla y piedras preciosas.

Milagros atribuidos a la patrona del oriente

El primer testimonio escrito de un milagro atribuido a la Virgen del Valle data de 1608, durante una sequía que azotó la isla de Margarita. Se dice que cuando la advocación fue llevada hasta la muralla de La Asunción, cayó una lluvia que calmó la sed de los habitantes.

Durante la Batalla de Matasiete ocurrida en La Asunción el 31 de julio de 1817, se dice

que una bala pegó en el pecho del general Juan Bautista Arismendi, pero esta no lo penetró debido a que fue detenida por una medalla de la de la Virgen del Valle que llevaba en el bolsillo del uniforme.

No obstante, el milagro más conocido de la virgen fue el del pescador de perlas Domingo. Se cuenta que el hombre se sumergió en el mar en busca de la piedra preciosa pero fue picado por una raya en la pierna, la cual le produjo una gangrena.

La esposa del pescador oró a la Virgen del Valle y a los pocos días la pierna del pescador sanó. Domingo prometió a la Virgen la primera perla que obtuviera cuando regresara al mar.

La tradición dice que encontró una ostra en el fondo del océano que tenía en el interior una perla con forma de pierna, la cual mostraba hasta el rastro de la cicatriz. La reliquia se encuentra en el Museo Diocesano de la Virgen del Valle, Nueva Esparta. 

Noticias relacionadas