• En el país se han registrado múltiples denuncias de violaciones de los derechos de los menores de edad, a pesar de que la Constitución y la Lopnna obligan al Estado venezolano a garantizar una vida digna para los más jóvenes

Ante cualquier situación de emergencia los seres humanos más vulnerables siempre serán los niños. En Venezuela,esto no es la excepción, pues el deterioro social, político y económico de la nación ha expuesto a los menores de edad a situaciones que violan sus derechos.

Organizaciones como Prepara Familia y Fundaredes han registrado algunas de las denuncias más significativas del entorno en el que crece el futuro de Venezuela.

En el país existen dos textos que establecen a gran escala los derechos y deberes de los más jóvenes: la Ley Orgánica de Protección al Niño, Niña y Adolescente y la Constitución. En ambos casos se hace énfasis en que las instituciones del Estado y los padres son los principales garantes de que se cumplan estas normas. A continuación algunos de los derechos no garantizados plenamente por el Estado venezolano.

1-Derecho a la Educación. El artículo 102 de la Constitución indica:

La educación es un derecho humano y un deber social fundamental, es democrática, gratuita y obligatoria”.

Sin embargo, las condiciones educativas en Venezuela han desmejorado en los últimos años, debido a que la falta de agua, electricidad y profesores, que han emigrado en busca de mejores oportunidades, ha obligado a enviar a los niños a sus casas en muchas ocasiones.

Foto cortesía.

Otra razón por la que los padres venezolanos han optado por dejar a sus hijos en el hogar es la falta de alimento, pues algunas familias temían sus hijos fueran al colegio sin desayuno ni merienda. El director general de FundaRedes, Javier Tarazona, presentó una denuncia ante la Fiscalía General de la República en la que asegura que en 97% de las instituciones educativas no se cumple con el Programa de Alimentación Escolar (PAE). Asimismo detalla que menos de 30% de los alumnos asistieron regularmente a clases durante el año escolar que acaba de cerrar.

2 -Derecho a la Salud. Este derecho está contemplado en el artículo 83 de la Constitución y se considera inviolable pues es uno de los componentes del Derecho a la vida. El sistema de salud venezolano es uno de los más golpeados por la crisis.

Los hospitales públicos no cuentan con condiciones óptimas para la atención de niños, la escasez y el alto costo de algunos medicamentos complica el tratamiento de enfermedades, la falta de campañas de prevención e inmunización es frecuente y la falta de insumos médicos como gasas, jeringas y reactivos complican la atención de emergencias.

Foto: Daniela León.

La asociación civil Prepara Familia ha expuesto ante la opinión pública y organismos internacionales como la Corte Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) las dificultades que enfrenta el hospital JM de Los Ríos, centro de referencia pediátrico en el país.

La Lopnna contempla otros derechos relacionados al sistema de salud como el Derecho a la Vacunación (artículo 47) que, aunque el régimen de Nicolás Maduro ha promovido planes de vacunación, no se cumple por completo debido a que hay vacunas como la de rotavirus, neumococo y meningococo que no entran en el esquema del Ministerio de Salud y los padres deben pagarlas en dólares o salir del país para que se las apliquen a sus hijos.

3- Derecho a manifestar. La Lopnna expresa en su artículo 83 que:

Todos los niños y adolescentes tienen derecho de manifestar pacíficamente y sin armas, de conformidad con la Ley, sin más límites que los derivados de las facultades legales que corresponden a sus padres, representantes o responsable».

Manifestar se ha convertido en una actividad de alto riesgo para los niños, pero especialmente para los adolescentes, pues los mecanismos de represión empleados por organismos de seguridad de régimen han sido sumamente violentos.

Rufo Chacón y su madre, Adriana Parada | Foto: Diario Las Américas
Violación del derecho a la protesta El pasado 2 de julio en el estado Táchira, funcionarios de la Policía del Táchira dispararon múltiples perdigones a la cara de Rufo Chacón, de 16 años de edad. Los impactos no solo le dejaron heridas de gravedad en el rostro sino que perdió ambos ojos.

Estos episodios de violencia se presentaron en mayor magnitud durante las manifestaciones de 2014 y 2017, en las que la mayoría de las víctimas fatales eran menores de 30 años.

4- Derecho a la alimentación. La alimentación está incluida dentro del Derecho a un Nivel de Vida Adecuado en el artículo 30 de la Lopnna, allí establece que debe ser “nutritiva y balanceada, en calidad y cantidad que satisfaga las normas de la dietética, la higiene y la salud”. Estos estándares resultan inalcanzables para algunas familias venezolanas ante distintos factores como el costo, la oferta y la variedad de alimentos en el mercado.

Foto: Transparencia Venezuela.
Canasta Básica

2.000.0000

de bolívares fue el costo en el me de junio

La opción más económica el venezolano es usar los productos de los comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP), pero la alta comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, advirtió que “El principal programa de asistencia alimentaria, conocido como ‘cajas Clap’, no cubre las necesidades nutricionales que son elementales para la gente”, en un informe que presentó el pasado 4 de julio, luego de la visita de una comisión especial enviada por ella.

5- Derecho a la vida.

“El derecho a la vida es inviolable. Ninguna ley podrá establecer la pena de muerte, ni autoridad alguna aplicarla” estas son las primeras oraciones del artículo 43 de la Constitución. Sin embargo, distintos factores de la Venezuela actual se traducen en la falta de garantía de ese derecho.

De acuerdo con Monitor de Víctimas, entre mayo de 2017 y mayo de 2019 al menos 185 niños y adolescentes fueron asesinados en la ciudad de Caracas.

Foto: Daniela León.

Tan sólo en el pasado mes de mayo fallecieron cuatro niños que esperaban con urgencia un trasplante de médula ósea en el hospital JM de Los Ríos. El pasado 11 de julio también se registró el fallecimiento de un niño de 10 años en el servicio de neurología de ese centro de salud.

Estas denuncias han sido visibilizadas con ayuda de las ONGs y los medios de comunicación, pero las cifras concretas sobre mortalidad infantil en los últimos años no han sido publicadas por el Estado.

Mientras los reportes de violaciones de derechos de los niños crecen, las políticas del régimen de Nicolás Maduro siguen sin cambios significativos para la integridad de los niños venezolano.

Noticias relacionadas