• Con apenas 700.000 bolívares de prestaciones, sin transporte institucional y sin los equipos de protección necesarios, las enfermeras de Ciudad Guayana acuden como pueden a laborar en los hospitales

Los hospitales de Ciudad Guayana, estado Bolívar, no cuentan con personal suficiente para enfrentar la crisis generada por el coronavirus. La entidad suroriental registra una deserción del 70% de personal de salud, según estima el Colegio de Enfermeras seccional Caroní.

Maritza Moreno, presidenta del Colegio de Enfermeras seccional Caroní, detalló que su gremio a diario debe enfrentar la falla del transporte; el “casi inexistente” acondicionamiento adecuado de las instalaciones de los hospitales; la falta de insumos médicos para trabajar y la carencia de los equipos de bioseguridad que les permite hacer frente a la pandemia del coronavirus.

A eso le sumó el salario insuficiente. Explicó que los aguinaldos (prestaciones) del sector para este apenas llega a 700.000 bolívares, 1,36 dólares tomando en cuenta la tasa del Banco Central de Venezuela de este martes, 3 de noviembre.

Rueda de prensa del Colegio de Enfermeras desde la sede del Colegio de Ingenieros en Ciudad Guayana. Foto: Ruth Meyerowitz

“¿Qué compra uno con ese dinero en la actualidad?”, se cuestionó Moreno durante una rueda de prensa el 2 de noviembre, a la que tuvo acceso El Diario, en el Colegio de Ingenieros en Ciudad Guayana.

También precisó que la Organización Mundial de la Salud (OMS) en 2019 había acordado, por unanimidad, que debía dársele al sector de enfermería en Venezuela el respaldo necesario para poder cubrir todas las demandas y exigencias que tenían. 

Recordó que ese organismo les instó a los gobiernos la responsabilidad de proporcionarle al sector salud los insumos necesarios para que pudieran laborar con la mayor seguridad posible. 

Moreno dijo que lo detallado por la OMS se puede reducir a tres puntos: financiar todos los equipos que las enfermeras necesitan, junto con el salario justo, educar y supervisar.

Pero en Venezuela esto no pasó así, ya que nosotros tenemos un salario de menos de 4 dólares. No contamos con los equipos de protección y bioseguridad para atender a los pacientes de las instituciones, tampoco los insumos ni medicamentos necesarios para cuidar a estos pacientes” sentenció.

Sin condiciones mínimas de trabajo

La presidenta del Colegio de Enfermeras seccional Caroní indicó que los pocos insumos médicos que llegan al Hospital Dr. Raúl Leoni de Ciudad Guayana están destinados al área de covid-19, pero ante la falta de equipos de bioseguridad varios médicos han tenido que atender pacientes sin usar tapabocas. 

“Esa es la realidad que está pasando, no tenemos los insumos con los cuales trabajar”, enfatizó.

Mirella Mota, enfermera en el Hospital Raúl Leoni en el área de Pediatría, mencionó que “desde que empezó el auge del covid-19, las personas más afectadas fueron del personal de salud, de los cuales fueron un 50% a 60% entre hombres y mujeres, una cifra bastante elevada a nivel nacional”.

Denunció que cuando el régimen venezolano mostraba las cifras en tiempo real sobre cómo estaba avanzando el virus en la población, estas estaban extremadamente por debajo de las cifras reales, ya que un 40% de la población afectada era de los trabajadores de la salud.

La pesadilla del transporte

El traslado para el personal de salud hacia sus puestos de trabajo se ha convertido en uno de los mayores problemas, ya que no cuentan con un transporte institucional. A eso le suman la escasez de efectivo y los peligros a los que son expuestos cuando deben llegar a altas horas de la noche.

Maritza Moreno comentó que contaban con un transporte que prestó el servicio durante 34 años, pero a partir de 2017 no funcionó más. 

“Transbolivar nos había facilitado un transporte que nos dejaba más o menos en espacios cercanos a nuestros hogares, pero resulta que hace aproximadamente 20 días dieron la orden de que solo se estaría dando el servicio por las avenidas principales. La gente que vive en lugares alejados, como 25 de Marzo o El Rosario, en el municipio Caroní los dejan en la avenida Manuel Piar y tienen que caminar todos esos trechos  bastante largos para poder asistir al hospital (Raúl Leoni)” acotó.  

Bono “Héroes de la salud” 

En vista de los bajos salarios que devengan los profesionales de la salud en Venezuela, el presidente interino, Juan Guaidó, estableció un programa de ayuda llamado “Héroes de la salud”, que consiste en un bono de 300 dólares dividido en 100 dólares por 3 meses. Los profesionales de la salud en Ciudad Guayana comentan que han podido beneficiarse de esta ayuda.

Este bono ha sido un rayito de luz para muchas enfermeras, debido a la situación crítica que estaban viviendo. Muchas decían que hace meses no comían carne y pollo y con esto pudieron comprar ambas o un poco de cualquier proteína para darle a sus hijos”, detalló Moreno.

Afirmó que la mayoría de las enfermeras que se registraron para adquirir el bono lo han recibido. Sin embargo, especificó que el Estado es el que debe garantizar la seguridad, transporte y un salario digno a todos los profesionales de la salud. 

Campaña “Enfermeras para cuidarte”

La rueda de prensa Colegio de Enfermeras seccional Caroní fue incentivada por la campaña que impulsó Amnistía Internacional el 28 de octubre llamada “Enfermeras para cuidarte”, que busca movilizar la solidaridad en los ciudadanos y así lograr cambios tanto para en la protección de sus vidas como en fomentar la superación en las condiciones terribles en las que están obligados a trabajar. 

Rueda de prensa del Colegio de Enfermeras desde la sede del Colegio de Ingenieros en Ciudad Guayana. Foto: Ruth Meyerowitz

Las enfermeras que laboran en los hospitales públicos de Venezuela reciben de las autoridades salarios que les condenan a la pobreza extrema. Sus salarios no sobrepasan los 4 dólares mensuales, en medio de la mayor inflación del mundo y de una profunda emergencia humanitaria compleja. (Fuente: Amnistía Internacional) 

La urgente necesidad de poder abastecer sus hogares con alimento los ha obligado a tener otras fuentes de ingreso por medio de trabajos informales o si no tienen otra opción, renunciar definitivamente, en donde Moreno confirma que la deserción dentro de los hospitales es de un 70%. 

Red de apoyo a las enfermeras

Los ciudadanos continúan esforzándose por ayudar en lo que pueden al personal de salud en Ciudad Guayana. Por ello nació una red llamada “Cuidar y Sanar”. Este movimiento tiene como propósito reunir 50 combos de alimentos que luego serán repartidos entre las enfermeras que se encuentren en un estado económico delicado. 

Enriqueta Noriega, una de las integrantes del grupo, dio a conocer la existencia de un GoFundme para el aporte a los combos de comida, donde expresó su deseo de conseguir la meta y de esa forma ayudar al sector de salud. 

Toda Ciudad Guayana tiene la oportunidad excelente de entregar su aporte, que se va a revertir en la atención del personal de enfermería, si nosotros cuidamos a las enfermeras, ellas seguirán cuidando a todos los pacientes” añadió.

Moreno destacó que las enfermeras quieren seguir trabajando y ayudando a sus pacientes, pero que los obstáculos para cumplir con sus labores a veces las sobrepasaba, por lo tanto le pide a la población un poco de calma y conciencia hacia su gremio, ya que como todos espera que la situación mejore, además de que seguirá luchando por los derechos de los trabajadores de la salud. 

Noticias relacionadas