• El joven artista venezolano de 25 años de edad conversó con el equipo de El Diario sobre su vida profesional y sus proyectos a futuro luego de terminar su última pieza en México

El artista venezolano Oscar Olivares continúa plasmando su arte cargado de color en distintos espacios. Ahora buscará hacer en la recta del Ingenio, en Guatire, estado Miranda, el mural de tapas de botella más grande del mundo que medirá aproximadamente 90 metros y en el que se utilizarán aproximadamente 300.000 tapas. 

Pretende romper el Récord Guinness que actualmente ostenta Sony en Dubai desde 2020. El proyecto, en el que colaborará la Alcaldía de Zamora y que iniciará formalmente en agosto, ya cuenta con la cantidad de tapas de botella gracias a la ayuda de la empresa Multirecicla. Sin embargo, las personas podrán donar tapas cuando inicie la elaboración del mural en Caracas y Valencia.

“Se está causando una emoción tremenda. Tanto la gente de Guatire como del resto del país están recolectando sus tapas, reciclando, quieren ayudar como voluntarios, empresas que quieren ser patrocinantes. Es emocionante como una obra de arte urbano puede causar conmoción en el país”, comenta Oscar Olivares en exclusiva para El Diario.

El diseño que se plasmará en el mural de tapas ya está listo también. El mismo puede variar una vez inicie el proyecto, pero abordará la temática de la parranda de San Pedro, una celebración destacada para quienes viven en Guatire. Otros elementos que incluirá serán aves venezolanas, el planeta Tierra y por primera vez hará rostros.

“La idea es exigirnos más para lograr resultados interesantes. Si bien vamos a trabajar 90 metros, la pared es mucho más larga, entonces posiblemente podamos tener una segunda o tercera etapa donde este proyecto siga alargándose”, agregó el artista de 25 años de edad que se prepara también para crear una pieza en Asia.

Oscar Olivares se prepara para hacer el mural de tapas de botellas más grande del mundo

De El Hatillo a Tulum y el darle vida a los espacios con tapa de colores

El artista venezolano se estrenó en el arte de trabajar tapas con el mural hecho con 200.000 piezas en El Hatillo (Miranda). Ese fue el primero de ese tipo en Venezuela, además el más grande de América. Lo destacado de la obra lo hizo viral en redes sociales y en distintas partes del mundo. Al proyecto del mural de tapas de Guatire que planifica Oscar Olivares para los próximos meses le antecedió el mural de tapas de México. 

Este proyecto lo inició en septiembre de 2021, cuando empezó a trabajar los diseños. En febrero de 2022 llegó a Tulum y desde ese momento comenzó a separar las tapas por color. Fue un trabajo arduo hecho en conjunto con el proyecto Mom I’m fine para una escuela de la Fundación Los Amigos de la Esquina. El mural lo trabajó con un albañil durante un mes y dos días, hasta que lo culminaron.

En un principio, Oscar pensó que solo se dedicaría a cubrir la fachada con tapas, pero el proyecto también incluyó columnas, parte del piso, lavamanos, paredes y pizarrones donde se usaron aproximadamente 100.000 tapas.

Ha sido uno de los proyectos más agotadores que he tenido en toda mi carrera porque nos tocó separar las tapas por color. Las recibimos de una organización externa en Ciudad de México. Nos tocó trabajar junto al albañil en áreas complicadas. Fue un reto, que al final resultó en una obra arquitectónica y artística única en el mundo”, destacó el artista venezolano.

Tres tonalidades de azul, color transparente, blanco, rojo, naranja, amarillo, tonalidades de verde, dorado, negro, morado, rosado, color piel y marrón fueron los colores implementados. Destaca que uno de los momentos más gratificantes durante el proyecto fue ver la transformación del espacio porque los niños y sus representantes todos los días se encontraban la escuela de una forma distinta, con una vibra diferente.

Nos centramos en las tapas porque es un tipo de plástico que presenta una variedad de colores única. Estando allá aprendí que en Latinoamérica tenemos una mayor variedad de colores para hacer este tipo de arte. En la región vemos mucho el color azul. Tanto en México como en Venezuela puedes conseguir hasta tres y cuatros tipos de colores que te permiten hacer una mezcla espectacular”, dice Oscar Olivares.

Organizando otro proyecto, que está planificando para Italia actualmente, se dio cuenta de eso. En Europa no tienen tantos colores, pues las tapas normalmente son transparentes. Oscar Olivares espera que el arte de tapas se difunda en el mundo pues brindaría beneficios al arte y al planeta.

Leer más  Enfermar sin poder usar su dinero: los testimonios de un grupo de ahorristas del antiguo BOD 
Oscar Olivares se prepara para hacer el mural de tapas de botellas más grande del mundo

Un movimiento colorido y sustentable

Para Oscar Olivares, el arte de tapas de botella de plástico se convertirá en uno de los movimientos artísticos y ecológicos más relevantes del siglo XXI y que mejor refleja “la mejor cara de la humanidad”.

Es un tipo de arte que refleja creatividad, la posibilidad de transformar la basura en obras de arte, que refleja, además, la innovación de la conciencia ecológica del planeta tierra. Uno como artista puede tener muchas ideas, pero si las personas no están reciclando el plástico, esto sería imposible, porque no tendríamos el material”, expresa.

Considera que este arte hecho con material reciclable establece una conversación profunda con la Tierra y cómo se busca que esté en un futuro. El artista venezolano indica que en un futuro el arte con tapas mostrará el cómo evolucionó la percepción del arte y el cuidado del planeta.

Yo me siento en un renacimiento en mi carrera. Tengo muchísimo por hacer con esta técnica. Hay proyectos muy ambiciosos que anunciaré próximamente. Siento que es un tipo de arte que dará de qué hablar. En otras partes del mundo se mira raro este arte poco común, y se está empezando a desarrollar en Venezuela. Esto puede llevar al país a protagonizar un movimiento artístico como lo hizo en el siglo XX con el cinetismo a través de Cruz Diez, Jesús Soto y otros artistas”, resaltó Olivares.

El artista explica que para 2022 el arte está evolucionando. La influencia de las redes sociales ha hecho rentable el oficio, ya que las empresas y los locales comerciales están apostando al arte urbano, principalmente en Venezuela. Señala que las causas sociales también serán tendencia en los próximos años, al igual que el arte que usa elementos como la electricidad.

Leer más  J.K Rowling recibió una amenaza tras publicar un tuit de apoyo a Salman Rushdie: las autoridades abrieron una investigación
Oscar Olivares se prepara para hacer el mural de tapas de botellas más grande del mundo

Oscar Olivares, un artista que evoluciona

Para Oscar Olivares, que se dedica a la ilustración y las artes digitales, todas las obras tienen fuente de inspiración diferente. Lo que lo inspiraba cuando era niño era hacer felices a las personas con sus dibujos y es algo que ha mantenido a lo largo de los años. Él busca con sus obras que los demás sientan lo que él siente.

“Este es un momento de mi vida en el que siento que estoy muy enfocado. Cuando estás conectado con tu obra, cualquier cosa te puede inspirar. Puedo ir al supermercado, ahora veo los productos con sus tapas de plástico y no los puedo ver igual, me fijo en los colores y las formas. Para mí la vida misma es fuente de inspiración”, resalta Oscar Olivares.

El sello de Olivares se nota de cerca y de lejos. En sus piezas suelen estar las arepas, que representan “la luz” creada por las manos; los ovnis o aliens, que representan la conexión con otras partes del universo, y el manejo del color, normalmente caribeños, para expresar sentimientos y emociones.

Carlos Cruz-Diez es una de sus fuentes de inspiración, al igual que Leonardo Da Vinci, Miguelangel, Van Gogh y Picasso. “Su forma de ver el arte y de ver la profesión del artista es algo con lo que me conecto muchísimo. Uno es artista las 23 horas del día aunque no estés pintando”, completa Olivares. 

Leer más  Enfermar sin poder usar su dinero: los testimonios de un grupo de ahorristas del antiguo BOD 

Además, el pintor francés Paul Signac, que destacó en el siglo XX en el movimiento puntillista, lo motivó a incursionar en el arte de las tapas. “Cada punto puede ser una tapa, eso me abrió los ojos”, resaltó.

Olivares aprendió de las artes de manera autodidacta y validó sus conocimientos al egresar como licenciado en pedagogía alternativa para las artes digitales de la Universidad Simón Rodríguez. Su primer dibujo lo hizo en 2011, del Caracas Fútbol Club y en 2012 creó un diseño para la Vinotinto, desde entonces vio el arte como una manera de expresarse y de la cual también le fue rentable para vivir.

Oscar Olivares se prepara para hacer el mural de tapas de botellas más grande del mundo

Los próximos pasos de Olivares

El trabajo no se detiene para Oscar Olivares. Espera presentarse durante el mes de octubre en París en una exposición con obras hechas con tapas de botella. “La idea es llevarnos las tapas desde Venezuela para mostrar colores de tapas que no existen en el continente, mostrando marcas y símbolos como los que hay en nuestro país”, destacó.

Además de los proyectos en América, Europa y Asia que hará próximamente, espera nuevamente hacer arte en otras escuelas. También esta terminando de desarrollar un curso de arte digital que impartirá en la Academia Olivares, donde Oscar mostrará todas sus técnicas artísticas.

“Me cuido para que la vida me permita dar más. Sueño con seguir desarrollando muchos estilos. Los artistas nos preocupamos por definir el estilo y podemos tener varios que tengan puntos en común. En los próximos años puedo estar enfocado con obras de arte hechas con tapas de botella. La vida de un artista y su inspiración cambia mucho”, indicó Oscar Olivares.

De su infancia conserva la creatividad que le permite hacer arte sobre cualquier ámbito. El joven que pintó sobre fútbol, sobre las protestas en el país, sobre sus vivencias y sobre “lo profundo” de cada persona, ahora sigue su camino. Oscar nunca se deja sorprender por la vida y espera que su arte siga mutando en los próximos años. “Mi objetivo del arte es hacer lo que me haga feliz a mi y que explore lo que son mis sentimientos”, concluye.

Noticias relacionadas