• La veterinaria Claudia Pérez-Rivera advirtió que los animales podrían presentar vómitos, diarrea, anemia o morir si consumen alimentos como cebolla y ajo

Cada 21 de julio se celebra el Día Mundial del Perro, un animal que se ha convertido en parte fundamental de muchas familias que lo vuelven un miembro más.

Esta nota se publicó originalmente el 12 de marzo.

Considerar a las mascotas como miembros de la familia es cada vez más común, sin embargo, es importante recordar que los perros y gatos tienen necesidades nutricionales específicas y diferentes a las de los humanos.

Darles comidas que no están diseñadas para ellos podría tener un impacto negativo en su salud a largo plazo, ya que su sistema digestivo no está preparado para procesar ciertos alimentos.

¿Cuáles son los alimentos que debes evitar darle a tu mascota?

Claudia Pérez-Rivera, médica veterinaria, dijo a El Diario que depende de la cantidad de alimento tóxico que el perro o gato ingiera, podrían presentar vómitos, diarrea, anemia e incluso la muerte.

“Se debe tener muy en cuenta la cantidad de comida que engullen, el impacto de los alimentos también dependerá del peso del animal, la raza, si tiene o no patología congénita, o el grado de peligrosidad de lo que comió”, afirmó.

Leer más  Dejaron sin efecto resolución que impondría impuesto al servicio de delivery: lo que se sabe 

A continuación, los alimentos que debes evitar darle a tu mascota:

1. Uvas y pasas

Los expertos no recomiendan dar uvas a los perros ni a los gatos, ya que si bien aún no se sabe cuál es la toxina de este alimento que les causa daño, con una pequeña cantidad puede provocarles una insuficiencia renal grave y aguda.

2. Cebolla y ajo

La cebolla y el ajo contienen disulfuro de N-propilo, una sustancia que provoca la descomposición de los glóbulos rojos y causa anemia en los perros.

Este compuesto provoca un daño oxidativo en los glóbulos rojos de su perro al adherirse a las moléculas de oxígeno de sus glóbulos rojos, reduciendo la capacidad de estos para transportar oxígeno.

3. Chocolate

Es uno de los alimentos más tóxicos que puede consumir una mascota; mientras mayor sea el porcentaje de cacao, más será la concentración de teobromina y metilxantinas en las semillas.

Estas sustancias pueden provocar vómitos, diarrea, jadeo, hiperactividad, sed, micciones excesivas y alteración del ritmo cardíaco.

¿Cuáles son los alimentos que debes evitar darle a tu mascota?
Foto cortesía

4. Semillas y “huesos” de las frutas

La mayoría de las semillas y “huesos” de las frutas como el melocotón contienen pequeñas dosis de cianuro, lo que podría ser mortal para un perro pequeño.

Leer más  #TeExplicamosElDía | Jueves 29 de febrero

5. Cafeína o té

Las mascotas son más sensibles a los efectos de la cafeína y mateína que las personas. La ingesta de cantidades moderadas de café podría causarles una intoxicación que los lleve a la muerte.

Los síntomas más comunes son vómitos, frecuencia cardiaca acelerada, hipertensión, temblores, fiebre y convulsiones.

6. Leche y sus derivados con lactosa

A pesar que se suele dar a los cachorros leche cuando se les despega muy pequeños de su madre, es recomendable hacerlo en pequeñas cantidades.

Los mamíferos, y menos los adultos, no están preparados para digerir cantidades significativas de lactasa (enzima que descompone la lactosa de la leche). Este alimento podría provocarles diarrea u otras molestias digestivas.

7. Frutos secos

Las almendras y las nueces pueden causar debilidad, depresión, vómitos, temblores e hipertermia en los perros. En algunos casos, dependiendo del tamaño del animal, podría obstruir el esófago o incluso desgarrar la tráquea si no se mastican completamente.

Los frutos secos con sal son especialmente peligrosos porque pueden aumentar la retención de líquido, lo que es potencialmente mortal para los perros propensos a las enfermedades del corazón.

Leer más  ¿Cuáles son las vías alternas debido al cierre de la autopista Gran Cacique Guaicaipuro?
¿Cuáles son los alimentos que debes evitar darle a tu mascota?
Foto cortesía

Pérez-Rivera sugirió a los dueños de las mascotas que antes de decidir la dieta de un perro o gato, se acuda al veterinario, así se descartarán alergias y se recomendará la comida adecuada para el animal.

“Debemos tener en cuenta que quien debe pautar la alimentación de nuestro perro debe ser siempre el veterinario. La tentación de dar a nuestro cachorro cualquier alimento siempre es alta, pero le puede causar trastornos en la salud”, agregó.

Rivera aseguró que los alimentos preparados como perrarita o gatarina cuentan con los nutrientes básicos que necesita una mascota, con variedad y de calidad. Sin embargo, no recomendó las comidas enlatadas por la cantidad de conservantes que tienen.

¿Cuál es la mejor merienda natural?

En épocas de calor recomendó cortar trozos de patilla y congelarlas, así cuando suban las temperaturas el perro podrá hidratarse y sumar vitaminas a su organismo. Otro snack saludable son los palitos de zanahoria. La veterinaria recomendó lavar, pelar y cortar en tiritas, esto fortalecerá las facciones óseas del animal y limpiará sus dientes. “Son sanos, económicos y también sirven para humanos”.

¿Qué hacer para que la mascota no rechace una dieta saludable?

Algunos animales están acostumbrados a comer alimentos de humano que ya están condimentados con sal, salsas y aderezos no recomendables para ellos, esto para evitar botar comida a la basura.

Leer más  Cinco datos curiosos de los años bisiestos

“Nuestras mascotas no son un cubo de reciclaje, donde va lo que ya no queremos comer. No debe alimentarse con las sobras”, insistió.

En caso de los perros que no comen perrarina, la veterinaria recomendó mezclar una cantidad de alimento húmedo o tibio con otra porción de perrarina, ambas a la mitad, esto se debe hacer por una semana. A la siguiente semana se debe disminuir a un cuarto la cantidad de comida caliente y aumentar la perrarina; y en la tercera semana eliminar por completo las comidas de humano y dejar solo la de perro.

“Los perros no se aburren de comer siempre lo mismo, no son como tú y yo, ellos comen las proporciones que necesitan, por eso nuestra tarea es hacerlo lo más saludable posible”, afirmó.

Noticias relacionadas