• Los templos permanecían cerrados desde hace ocho meses a causa de la pandemia. Foto: EFE

Las iglesias dedicadas a la fe religiosa en Venezuela reabrieron el domingo 1° de noviembre luego de 32 semanas de cierre debido al covid-19. Una pandemia que hasta ahora ha contagiado a 92.013 ciudadanos en el país, de los cuales 798 fallecieron.

EFE constató que al menos dos iglesias católicas en Caracas reabrieron el domingo. Ofrecieron misas ante decenas de fieles, a quienes, antes de entrar a los templos, les tomaron la temperatura corporal y les aplicaron desinfectante en las manos.

Iglesias
Foto: EFE

En todo momento, al menos en estas dos iglesias, los creyentes usaron mascarillas y mantuvieron distancias de hasta dos metros entre uno y otro. Tal y como recomiendan los protocolos médicos para evitar los contagios por el covid-19.

Foto: EFE
Foto: EFE

La reactivación de los templos ocurrió desde este domingo porque así lo dispuso el régimen de Nicolás Maduro recientemente. Esto luego de varias reuniones con representantes de diversos cultos y religiones.

Iglesias abren paulatinamente

La ministra de Interior y Justicia, Carmen Meléndez, explicó el viernes que además de las ceremonias dominicales, las iglesias podrán recibir feligreses en días hábiles. Solo durante las llamadas semanas de flexibilización de la cuarentena.

Foto: EFE

El Ejecutivo aplica desde hace meses un sistema de confinamiento llamado 7+7 que consiste en una semana de clausura comercial seguida por otra en la que tiendas, parques y balnearios pueden recibir personas.

Foto: EFE
Foto: EFE

La Conferencia Episcopal de Venezuela (CEV) anunció el sábado 31 de octubre que las iglesias católicas abrirán a partir del próximo miércoles, y no desde este domingo como anunció el régimen. Esta decisión se tomó para poder organizar todos los protocolos de bioseguridad que se requieren por la pandemia.

Foto: EFE

Sin embargo, EFE constató que al menos dos iglesias abrieron este domingo en Caracas. Otras tres se mantuvieron cerradas.


Foto: EFE
Foto: EFE

Durante el tiempo que ha durado la prohibición de reuniones públicas, los representantes de varias religiones usaron la radio, los medios digitales y hasta estacionamientos para celebrar sus liturgias sin violar las normas impuestas por el Ejecutivo.

Con información de EFE

Noticias relacionadas