• Los investigadores determinaron en pruebas con ratones cómo trabajan las células encargadas de la restauración nerviosa 

Científicos del Instituto Salk en Estados Unidos identificaron un mecanismo de reparación de los nervios dañados producto de la neuropatía periférica a través de estudios en ratones.

El profesor Samuel Pfaff, autor principal del estudio, explicó que querían entender los mecanismos que controlan la respuesta al daño en los nervios periféricos en diferentes condiciones, como traumatismos agudos, trastornos genéticos o enfermedades degenerativas. 

La investigación descubrió que las células de Schwann que se encuentran en los nervios entran en estado de reparación con la ayuda de la proteína Mitf.

Recuadro. ¿Qué es la neuropatía periférica?

Es una condición en la cual los nervios fuera del cerebro y la médula espinal resultan dañados, lo que ocasiona dolor y pérdida de sensibilidad en las áreas afectadas. Esta enfermedad puede ser causada por diversas razones, como la diabetes, lesiones, enfermedades hereditarias, infecciones, entre otras.

El sistema nervioso periférico está formado por los nervios que se ramifican desde el cerebro y la médula espinal para proporcionar sensaciones en todo el cuerpo. En el estudio, publicado en la revista Cell Report, detallaron que el sistema nervioso periférico activa su capacidad para reparar daños, con el uso de la proteína.

Un estudio descubre una estrategia para prevenir el crecimiento de células cancerosas
Pixabay

Pruebas del estudio

Para averiguar cómo las células Schwann se diferencian y comienzan a reparar el daño en la neuropatía periférica, los científicos estudiaron modelos de ratón de la enfermedad de Charcot Marie Tooth (CMT), una forma hereditaria de neuropatía. 

Observaron que las células de Schwann encargadas de las reparaciones tenían altos niveles de Mitf en sus núcleos, donde se almacenan las instrucciones genéticas del organismo.

Luego de estudiar la relación entre Mitf y estas células, los investigadores descubrieron que Mitf se encontraba en el citoplasma de las células hasta que detectaba daño neuronal. En ese momento, se trasladaba al núcleo de la célula para realizar las reparaciones necesarias.

Para probar el trabajo de la proteína, los científicos la eliminaron por completo en los ratones. En todos los casos, no se produjo la restauración nerviosa en ausencia de Mitf, lo que demostró su papel en la regeneración del nervio periférico.

Diseñan un atlas de las células del cuerpo humano para entender mejor las enfermedades
Unsplash
Proteína Mitf Esta sustancia está presente en todos los nervios y actúa como un interruptor de emergencia en las células de Schwann. Permanece en ellas de forma imperceptible hasta que se produce el daño. 

Futuro de la investigación

El autor del estudio afirmó que aprovechar los mecanismos naturales de reparación de las células de Schwann con la proteína Mitf ayudará en el tratamiento de enfermedades crónicas además de la mejora en pacientes con neuropatía periférica. 

Detalló que es posible incitar a más células de Schwann a reparar el daño nervioso periférico mediante terapias dirigidas.

Además, esperan explorar la posibilidad de iniciar reparaciones en el tronco encefálico y la médula espinal para observar si es posible mejorar la movilidad de personas que hayan sufrido lesiones en esas zonas. 

“Es posible que con terapias dirigidas podamos incitar a más células de Schwann a reparar el daño nervioso periférico e impulsar esas reparaciones hasta su finalización en los casos crónicos”, detalló Pfaff en la investigación.

En el futuro, los investigadores planean realizar estudios específicamente en la neuropatía diabética, la forma más común de esta condición. 

También esperan explorar terapias que refuercen este mecanismo de reparación para crear más células Schwann programadas con la proteína Mitf, que ayuden en la regeneración nerviosa de los afectados, independientemente del origen de la enfermedad, ya sea traumático, genético o evolutivo.

Noticias relacionadas