• Junto con su esposo, Pierre Curie, ganó la Medalla Davy (1903), el Premio Nobel de Física (1903) y la Medalla Matteucci (1904). Tras la muerte de Pierre, se convirtió en la primera mujer en ser profesora dentro de la Universidad de París (1906) y luego ganó el Premio Nobel de Química (1911). Gracias a sus aportes radiológicos, se salvaron centenares de soldados durante la I Guerra Mundial

Desde el año 2013, cada 7 de noviembre se celebra el Día Internacional de la Física Médica. La Organización Internacional de Física Médica (IOMP, por sus siglas en inglés) eligió esta fecha en conmemoración al nacimiento de la científica polaco-francesa Marie Curie, pionera en radioactividad.

La Física Médica se basa en la Física para prevenir, diagnosticar y tratar enfermedades por medio de diversos principios, leyes, métodos y técnicas. Como la mayoría de las ramas de la medicina, está en constante evolución gracias a los descubrimientos e incorporaciones tecnológicas. 

Para que una persona pueda estudiar Física Médica, primero debe culminar el pregrado en medicina, ya que es una especialización que se encarga de formar a los estudiantes tanto en teoría como en práctica. De acuerdo con la IOMP, la finalidad de la Física Médica es mejorar la salud y el bienestar general de los pacientes. 

Esta carrera comprende la oncología de radiación, física de medicina nuclear, protección radiológica, medición fisiológica y física de radiación médica no ionizante. De igual manera, tiene relación con otros estudios como Biofísica y Física de la Salud. 

Marie Curie | Foto: Registros históricos.

Primeros años y estudios de Marie Curie

Maria Salomea Skłodowska, mejor conocida como Marie Curie, nació el 7 de noviembre de 1867 en Varsovia, capital de Polonia. Su padre fue Władysław Skłodowski –profesor de Física y Matemáticas– y su madre Bronisława Boguska –maestra, pianista y cantante–. Fue la menor de cinco hermanos (de mayor a menor: Zofia, Józef, Bronisława y Helena).  

Antes de cumplir los 11 años de edad, Curie tuvo que afrontar dos pérdidas: la de su madre por tuberculosis y la de su hermana Zofia por tifus. A raíz de esto, cuestionó sus creencias católicas y pasó a ser agnóstica. 

Para la época en Polonia –ocupada en gran medida por el imperio ruso–, las mujeres no tenían permitida la educación superior. Por tanto, Maria ingresó en la clandestina Uniwersytet Latający (Universidad Flotante en polaco) junto con su hermana Bronisława, ya que esta institución patriótica sí admitía a mujeres. 

A finales de 1891 viajó a París, Francia, donde empezaron a referirse hacia ella como Marie. Allí continuó sus estudios en la Universidad de París, aunque tenía nociones de las materias gracias a su preparación autodidacta. En 1893 obtuvo su licenciatura en Física y empezó a trabajar en un laboratorio (hasta entonces había subsistido dando clases por las noches). Un año después finalizó su posgrado. 

En 1894 comenzó formalmente su carrera científica al estudiar las propiedades magnéticas de diferentes tipos de aceros. En ese mismo año conoció a Pierre Curie, con quien se casó varios años después, en julio de 1895. Desde ese momento comenzaron a llamarle Marie Curie (de este matrimonio nacieron Irène y Ève Denise). 

Pierre y Marie Curie | Foto: Registros históricos.

Descubrimientos, premiaciones y doctorado

A mediados de 1898, los Curie descubrieron un nuevo elemento al que llamaron “polonio” en honor a Polonia. Luego, en diciembre de ese mismo año anunciaron el descubrimiento de otro elemento al que llamaron “radio”, por un vocablo latino que significa “rayo”. Durante la investigación se originó el término “radioactividad”. 

Desde 1898 hasta 1902 los Curie publicaron un total de 32 trabajos científicos con grandes avances. 

Władysław Skłodowski, el padre de Marie, falleció en 1902 y ella regresó a Polonia para asistir al entierro. 

En junio de 1903, Marie Curie defendió su tesis doctoral y obtuvo la mención cum laude. En noviembre la Real Sociedad de Londres los premió con la Medalla Davy –condecoración anual otorgada al descubrimiento más importante de la química–. 

Ese mismo año también recibieron el Premio Nobel de Física (junto con Henri Becquerel) gracias a los aportes investigativos sobre los fenómenos radioactivos. De esta forma Marie se convirtió en la primera mujer en recibir este galardón. En primera instancia, el comité quería excluir a la científica por ser mujer, pero su esposo dijo que no aceptaría el Nobel si no incluían a Marie en la nominación; finalmente, el comité accedió. 

Un año más tarde la pareja fue condecorada con la Medalla Matteucci por sus contribuciones a la Física. 

Pierre falleció en un accidente en 1906: caminaba en París bajo una fuerte lluvia y fue golpeado por un carruaje de caballos. Las ruedas le pasaron por encima y le ocasionaron una fractura en el cráneo que resultó en su muerte. Marie cayó en depresión, pero logró salir adelante con el apoyo del padre y hermano de su difunto esposo. 

Después le ofrecieron un puesto como profesora de Física en la Universidad de París –oferta que inicialmente era para su esposo–. Al aceptar, se convirtió en la primera mujer en ser profesora dentro de la institución. 

Marie Curie | Foto: Registros históricos.
Marie Curie y Albert Einstein. Estos grandes personajes de la Física se conocieron en la Conferencia Solvay de Bruselas, en 1911. De los 24 científicos (los más destacados de todo el mundo), Marie fue la única mujer.

Tiempo después descubrió que la radioterapia podría fungir como un tratamiento efectivo contra el cáncer. Desde entonces, se preocupó por profundizar sus investigaciones para ayudar a las personas a combatir esta enfermedad. 

En 1911 la Academia de las Ciencias Sueca le otorgó el Premio Nobel de Química, especialmente por sus avances y aportes relacionados al radio y el polonio. Se convirtió entonces en la primera persona en obtener dos Premios Nobel, pero la prensa francesa no le dio casi importancia a este logro. 

Últimos años y muerte de Marie Curie 

Empleando automóviles y máquinas de rayos X, la científica creó “ambulancias radiológicas”. Esta creación salvó la vida de centenares de soldados en la I Guerra Mundial (IGM). Luego pasó a ser la directora del Servicio de Radiología de la Cruz Roja francesa.

Desde el año 1930 perteneció al Comité Internacional de Pesos Atómicos de la Unión Internacional de Química Pura y Aplicada (IUPAC por sus siglas en inglés) y se mantuvo allí hasta que falleció. 

Marie Curie | Foto: Registros históricos.

El 4 de julio de 1934, Marie Curie murió por anemia aplásica –baja producción de células sanguíneas nuevas. Algunos de los síntomas son: frecuencia cardiaca rápida, infecciones frecuentes y sangrado–, enfermedad que contrajo por su prolongada exposición a la radiación y otros posibles químicos tóxicos. 

Fue enterrada junto a Pierre Curie en el cementerio Sceaux, al suroeste de París. En el año 1995, los restos de ambos científicos fueron trasladados al Panteón de París, por órdenes del gobierno de François Mitterrand, quien consideró que allí debían reposar por los méritos que alcanzaron. 

Noticias relacionadas