Es falso. En las redes sociales y a través de la plataforma de mensajería WhatsApp se difundió un video en el que se muestra cómo algunos habitantes de Caracas se encuentran en los laterales del río Guaire llenando tobos con esta agua contaminada.

Aunque el hecho sí es real, no es reciente. El audiovisual fue captado el 11 de marzo del año 2019 cuando ocurrió el apagón nacional que dejó al país sin el servicio eléctrico y por ende, sin el acceso al agua por tuberías.

Además, en el video se puede notar que las personas no usan tapabocas, medida implementada desde marzo de 2020 para evitar los contagiados de covid-19. Esto sirve como indicio para reconocer que el audiovisual no fue captado recientemente.

Una situación lamentable

La agencia de noticias EFE informó que luego de que decenas de caraqueños decidieron recoger agua del contaminado río Guaire, la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) tomó la zona cuando la cantidad de personas que se aglomeraron en el lugar empezaron ocupar parte de la autopista Francisco Fajardo.

“Tenemos cuatro días sin agua, sin luz, sin nada (…) necesitamos agua por lo menos”, expresó Mary Medrano a EFE.  

El contaminado río Guaire atraviesa Caracas de oeste a este y es conocido por ser un afluente que recibe los desechos líquidos de casi toda la ciudad.

El 7 de marzo de 2019, un masivo apagón afectó a varias regiones de Venezuela y muchas de ellas se mantuvieron sin luz por más de 5 días continuos, en otras el servicio eléctrico era intermitente. 

La falta de servicio eléctrico afectó gravemente a los comercios que venden alimentos que necesitan refrigeración. Estos productos alimenticios se dañaron, lo que tuvo un gran impacto en la ya existente escasez de alimentos en el país.

Pese a que las fallas en el suministro del agua persisten en todo el país, actualmente no se ha registrado nuevamente esta situación.

En El Diario recomendamos verificar las cadenas, imágenes o videos antes de compartirlos. A través de una búsqueda rápida en Internet se puede corroborar si existe información respecto al material y comprobar si es real o se trata de un fake news.