• Desde la visión del Ejecutivo, la exención de impuestos a la importación incentiva el equilibrio económico, mientras el gremio empresarial dice que afecta directamente la producción local

El presidente de Conindustria, Luigi Pisella, consideró que si bien la importación es un proceso sano y marcado dentro de la legalidad, no se debe hacer como lo tiene concebido el Ejecutivo nacional.

El empresario enfatizó que los productos importados “son más económicos por todas estas distorsiones que se vienen creando”.

Por ejemplo, aseguró que solo con la implementación del Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras (IGTF) se encarece el valor del producto nacional.

“El IGTF incrementa a los productos nacionales su valor desde su origen alrededor de un 15 % (…). Nosotros vamos a seguir insistiendo en una revisión del IGTF porque nos afecta directamente”. Informó Pisella a Unión Radio.

Añadió que una cosa es el costo que se cobra por los productos importados que son aranceles; y otra el precio del Impuesto al Valor Agregado (IVA).

Leer más  Abracadabra 2: ¿cuándo se estrenará y en cuál plataforma se podrá ver?

Detalló que buena parte del producto importado va al comercio informal porque no tienen la necesidad de incorporar el IVA, lo que origina un debate entre lo importado y lo nacional.

Intervención estatal

Por su parte, la vicepresidenta del régimen de Nicolás Maduro, Delcy Rodríguez, aseguró que la exención del decreto de aranceles “busca el equilibrio del abastecimiento” entre los productos importados y los nacionales, pese a la negativa del empresariado sobre esa medida.

En una reunión, llevada a cabo este 5 de mayo por la Asociación Nacional de Supermercados y Autoservicios (ANSA), Rodríguez expresó que el 60 % de los productos que exhiben los establecimientos de esta asociación son de producción nacional.

“A través de este decreto se le da una protección especial al producto nacional. Pese a tener una vigencia hasta diciembre de 2022 no negamos la opción del diálogo permanente con los sectores económicos del país (…) Si surgiese alguna necesidad de algún sector nosotros inmediatamente vamos a intervenir con políticas de aranceles, fiscales, o de reordenamiento de normas técnicas que permitan la recuperación de la producción nacional”, expresó.

Leer más  ¿Qué es el embarazo ectópico?

De igual forma, aseguró que como parte de la política de exenciones, el abastecimiento se había incrementado en un 89 % en el país.

Destacó la activación de algunos sectores así como de los nichos de consumo. 

“La activación de estos sectores económicos: en comercios tradicionales incrementamos de 16 % a 19 % en comercios industriales de 5 % a 6 %, servicios de 13 a 15,6 % y esparcimiento de 12 a 14, 40 %”, precisó.

El producto nacional resulta más costoso que el importado (Cortesía / EFE)

Crecen los gastos laborales

Para Ítalo Atencio, presidente ANSA, la más reciente encuesta de percepción que realizaron entre sus agremiados registró que los gastos laborales son 90 % más altos que los operativos.

La situación lejos de beneficiar al empresariado genera una carga que debe compensar con mayor productividad, explicó.

Acotó que existen actualmente 110.000 empleos directos y 440.000 indirectos. 

También informó que el sector representa el 2,8 % del Producto Interno Bruto (PIB) del país.

Noticias relacionadas